Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Sólo dos condenados en el juicio de la colza ingresa en prisión

El tribunal que juzgó el caso del síndrome tóxico condenó ayer a los principales procesados en esta causa a penas muy inferiores a las que solicitaba el fiscal, pese a haberse considerado probada la relación entre la ingestión de] aceite de colza desnaturalizado y la enfermedad. Sólo dos de los 38 juzgados ingresaron anoche en la prisión de Carabanchel: Juan Miguel Bengoechea (condenado a 20 años de cárcel) y Ramón Ferreiro (12 niños). Los restantes, con penas menores, ya han cumplido ha condena durante el período de prisión preventiva o han sido absueltos. El tribunal considera que no hubo homicidios, sino delito contra la salud pública e imprudencia temeraria profesional.

El tribunal suspendió la lectura de la sentencia poco antes de las seis de la tarde de ayer, ante los incidentes originados por grupos de aflectados que interrumpieron el acto con abucheos y gritos de disconformidad con el contenido.Escenas de tensión e histeria se sucedieron a partir de ese momento. Más de una docena de afectados se desmayó mientras numerosas personas abandonaban la sala llorando y gritando: "Esto es una vergüenza. No queremos dinero, sino justícia". Las penas a las que han sido condenados los principales encausados son las siguientes:

Juan Miguel Bengoechea, 20 años de reclusión y multa de 100.000 pesetas por dos delitos contra la salud pública y otro de imprudencia temeraria profesional.

Ramón Ferrero, 12 años de prisión por dos delitos de imprudencia temeraria profesional y otro de estafa.

Elías Ferrero y Cándido Hernández Galán, cuatro años y dos meses por cooperación en estafa.

Enric Salomó y Ramón Alabart, cuatro años y dos meses de prisión y 100.000 pesetas de multa por delito contra la salud pública.

Jorge Pich, 10 años de prisión y 100.000 pesetas de multa como cómplice en los delitos atribuidos a Juan Miguel Bengoechea.

Fernando Bengoechea fue absuelto.

Páginas 15 a 17

Editorial en la página 12

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 21 de mayo de 1989