Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La United Fruit Company abandonará sus instalaciones en Costa Rica

La empresa bananera United Fruit Company, de capital estadounidense, anunció el lunes, en vísperas navideñas, su intención de liquidar sus negocios en Costa Rica inmediatamente. Tras casi un siglo de actividad en extensas zonas del Atlántico y el Pacífico, el imperio bananero considera que el negocio ya no es rentable y decide unilateralmente liquidarlo. El paso dado por la United Fruit supone la pérdida de empleo para 20.000 personas.La historia bananera de Costa Rica se inició hace más de un siglo -en 1880- por iniciativa de inversores nacionales que durante 15 años se dedicaron a la siembra y exportación de la fruta, hasta la aparicion del imperio bananero que está llegando a su fin. La United Fruit Company nació en 1899 de la fusión de la Boston Fruit Company, que había absorbido a las primeras compañías nacionales, y la Tropical Trading and Transportation Company.

Los pocos bananeros nacionales que aún persistían en sus esfuerzos tuvieron que rendirse ante la multinacional, que dominaba totalmente el mercado internacional y los medios de transporte. La United Fruit, a pesar de que no había incrementado la producción y sólo participaba en las exportaciones con un 25%, gozó desde el principio de beneficios gubernamentales que no tenían relación con sus operaciones.

El Gobierno costarricense ha pedido a la compañía que suspenda el desmantelamiento de sus instalaciones y el despido de trabajadores, pues aún quedan cuatro años de contrato legal. Los representantes gubernamentales ofrecen a la multinacional la opción de arrendar más de 2.000 hectáreas de tierra a bananeros costarricenses, con derecho a adquirirlas al cabo de tres años. El Gobierno cuenta con el respaldo de la Administración de EE UU y con una oferta de financiación de la Agencia Internacional de Desarrollo.

La exportación de bananas de Costa Rica, con destino a Estados Unidos, República Federal de Alemania, Italia y Holanda, representa el 16% de las ventas mundiales de este producto. El valor de las exportaciones asciende a casi 200 millones de dólares anuales, la quinta parte de lo que el país vende en mercados externos.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 26 de diciembre de 1984