México cierra un año negro con más de 3.000 mujeres asesinadas

La violencia generalizada, la pandemia y los recortes presupuestarios provocan el alza de las agresiones machistas en el país. Los feminicidios suben un 4% durante el Gobierno de López Obrador

Una protesta feminista en marzo frente a Palacio Nacional.
Una protesta feminista en marzo frente a Palacio Nacional.Seila Montes

El Gobierno de López Obrador llega a la mitad de su mandato con la asignatura pendiente de acabar con la violencia feminicida. De enero a noviembre de 2021 en México fueron asesinadas 3.462 mujeres, un promedio de 10 al día. Del total de mexicanas asesinadas, 2.540 fueron víctimas de homicidio doloso, mientras que 922 sufrieron feminicidio por razón de su género, según datos del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública (SNSP).

Pese al esfuerzo del Ejecutivo por señalar logros menores o reducciones puntuales en el combate a la violencia machista, la realidad a final de año es otra muy diferente. Delitos como violaciones, trata de personas u homicidios se han visto agravados por el aumento de la violencia generalizada, los recortes a los presupuestos de igualdad, políticas de género débiles y la subida de las agresiones durante la pandemia.

Con tres años de retraso y a un día de que termine 2021, el Gobierno de López Obrador ha publicado este jueves el Programa Integral para Prevenir, Atender, Sancionar y Erradicar la Violencia contra las Mujeres, el plan maestro para atender uno de los principales problemas que desangra al país. A través de él, el Ejecutivo implementará estrategias para disminuir y erradicar los delitos contra niñas y mujeres. El documento llevaba meses en un limbo administrativo a la espera del refrendo de Hacienda y la firma del presidente para que apareciera publicado en el Diario Oficial de la Federación.

Durante el primer trienio de la actual Administración, entre enero de 2019 y noviembre de 2021, el feminicidio aumentó 4,11%. Agosto fue el mes en el que se cometieron más asesinatos durante este año con 271 víctimas de homicidio doloso y 111 feminicidios, las cifras más altas de ambos delitos desde que se tiene registro. México vive los años más violentos de su historia y llega a los primeros tres años de mandato de López Obrador con una cifra récord de 105.804 asesinatos.

Las organizaciones de la sociedad civil que trabajan día a día con las víctimas señalan que la violencia feminicida en el país está lejos de acabarse y lejos de mejorar. En total existen 25 alertas declaradas por violencia de género en 22 de los 32 Estados del país. “El contexto de violencia contra las mujeres se mantiene y sigue siendo muy grave. No hemos podido bajar la cifra”, señala la directora del Observatorio Nacional del Feminicidio, María de la Luz Estrada. “La política de prevención del delito y la investigación de las fiscalías de los Estados son el gran desafío del Estado mexicano”, agrega.

Los Estados que más casos de feminicidio registraron en sus ministerios públicos fueron el Estado de México (132), Jalisco (66), Veracruz (66), Ciudad de México (64) y Nuevo León (57), pero no son los únicos. De acuerdo al SNSP, el mapa del feminicidio se extiende por todo el país, aunque las cifras al respecto son limitadas.

El registro que hace el Gobierno, alimentado con las cifras de las fiscalías locales, suele contabilizar menos víctimas de las que hay en realidad. Ni todos los asesinatos de mujeres se tipifican cómo feminicidio ni las averiguaciones previas abiertas reflejan el número de mujeres asesinadas en el año. “Solo el 25% de los asesinatos en México se acreditan como feminicidios”, recuerda la directora del Observatorio. No obstante, el conteo que realiza el Gobierno de mujeres víctimas de homicidios dolosos muestra un crecimiento exponencial en los últimos años que marca la senda de la violencia feminicida en el país.

Estrada también critica el tremendo rezago que hay en el registro y en la investigación de este tipo de delitos. Los municipios con más feminicidios contabilizados fueron Ciudad Juárez (Chihuahua), Culiacán (Sinaloa), San Pedro Tlaquepaque (Jalisco), Tlajomulco (Jalisco) y la alcaldía Gustavo A. Madero (Ciudad de México). “[En México] el problema más grave son los altísimos márgenes de impunidad”, apunta Leticia Bonifaz, abogada de derechos humanos y representante de México ante el Comité de la ONU para la Eliminación de la Discriminación contra la Mujer (CEDAW). Se estima que la tasa de delitos sin resolverse supera el 95% y tan solo una de cada 10 mujeres denuncia a su agresor.

Las autoridades también han reportado que en los primeros 11 meses del año 57.194 mujeres fueron víctimas de lesiones dolosas, casi el mismo número que en todo 2020, mientras que las violaciones sexuales crecieron respecto al mismo periodo del año pasado un 27,9%. En total 19.484 mexicanas fueron víctimas de este delito.

Asimismo, el Sistema de Seguridad Pública registró que 181 mujeres fueron secuestradas, frente a las 224 de todo 2020 y 471 fueron víctimas de trata, cifra superior a las 454 registradas el año anterior. En cuanto a la incidencia de violencia familiar, la Secretaría de Protección Ciudadana registró un aumento interanual de 15,5%.

2021 fue un año de claroscuros. El movimiento feminista en el país logró la despenalización del aborto, la paridad total en las elecciones intermedias — se eligió al mayor número de gobernadoras y diputadas de la historia― y victorias legales como la aprobación de la Ley Ingrid o la Ley Olimpia, que castigan la difusión de imágenes de las víctimas y la pornovenganza. Pese a ello, la violencia no perdona y sigue dejando a las mujeres en una situación de total desprotección. Solo en los últimos tres años se ha cobrado más 2.700 feminicidios, una tendencia que parece difícil de revertir en 2022.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Almudena Barragán

Periodista de EL PAÍS en México. Escribe sobre temas sociales con perspectiva de género: desigualdad, violencia y feminismo. Ha trabajado en la sección Verne México y en diversos medios españoles y mexicanos, entre los que destacan El Economista.es y El Financiero Bloomberg. Es licenciada en Periodismo por la Universidad Complutense de Madrid.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS