Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Asesinados en Tijuana dos menores de la caravana migrante

La violencia alcanza a dos hondureños que fueron estrangulados y apuñalados tras un atraco en el Estado fronterizo mexicano

hondureños Tijuana
Migrantes frente a la valla fronteriza de Tijuana. AFP

Estrangulados y apuñalados tras un atraco. Ese ha sido el destino fatal de dos jóvenes hondureños de la caravana migrante que fueron asesinados en Tijuana, en la frontera entre México y Estados Unidos. Las víctimas tenían entre 16 y 17 años, han informado el martes las autoridades locales. Otro acompañante menor de edad fue herido de gravedad, pero sobrevivió al robo. Se trata del primer caso de homicidio registrado contra miembros del éxodo centroamericano desde que un grupo de alrededor de 6.000 migrantes se instaló hace más de un mes en esa ciudad fronteriza.

Los hechos se produjeron alrededor de las siete de la noche del pasado 15 de diciembre en el centro de Tijuana, una de las zonas contiguas al muro fronterizo con California. Los tres migrantes, que se conocieron en tránsito por México, salieron del albergue para menores de la YMCA y fueron interceptados en la calle por dos mujeres, de acuerdo con la versión de las autoridades. Las mujeres les ofrecieron tener relaciones sexuales, después de que los hondureños aseguraron que iban a cambiar un cheque, que en realidad no tenían.

Tras llegar a un picadero, un edificio donde se consumen drogas, una de ellas hizo una llamada telefónica y un grupo de hombres llegó al sitio para exigirles que pagaran. Los migrantes no pudieron entregar el dinero porque no lo tenían y fueron ahorcados, acuchillados y abandonados en la vía pública, según un funcionario de la fiscalía local citado por el semanario Zeta.

La reconstrucción del robo y el asesinato se basa en el testimonio del único superviviente, que fue dejado en libertad para ir a buscar el dinero, de acuerdo con la prensa mexicana. El parte médico oficial confirma el estrangulamiento y lesiones severas con un arma blanca en el cuerpo y por golpes en el rostro de las víctimas. Las autoridades han descartado que los migrantes hayan sido asesinados por ser miembros de la caravana y han asegurado que las investigaciones tienen un “90% de avances”, aunque no hay información sobre detenidos.

La Embajada hondureña en México acompaña las pesquisas y ha exigido que se aplique la justicia a los responsables, así como protección al menor de edad que sobrevivió al atraco. “El Gobierno de Honduras se solidariza con las familias dolientes a las que desde ya está apoyando con el proceso de repatriación”, ha dicho la Cancillería de ese país en un comunicado.

Tijuana es uno de los focos rojos de la violencia homicida en México, al ritmo de casi siete muertes violentas cada 24 horas. Hasta noviembre de 2018, 2.296 personas han sido asesinadas en esa ciudad fronteriza, que atraviesa el año más sangriento de su historia con 515 víctimas más de las que se registraron en todo 2017, según datos oficiales. Las 2.059 carpetas de investigación que se han iniciado por homicidio doloso tan solo en esa ciudad superan en número a 28 de los 32 Estados del país. México está a 1.006 reportes homicidas de batir el récord de violencia de 2017, el año más sangriento desde que se iniciaron los registros hace dos décadas.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información