Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Y si tus ‘apps’ te enseñaran lo que quieres sin tener que entrar en ellas?

ANA es un sistema operativo basado en listas de contenido inteligente que se reorganizan y actualizan en función del tiempo, la localización y los hábitos del usuario

En la china Shenzhen, donde vive y trabaja Toni Bretón desde hace cuatro años, las empresas y startups de telefonía inteligente proliferan como setas. Y entre todas ellas, este valenciano de 29 años nunca encontraba nada distinto. Además empezó a interesarse por el tiempo que cada usuario pasa en la pantalla de su dispositivo y cómo optimizar ese tiempo dándole una vuelta a la forma en la que se interactúa con el móvil: "Siempre busco como replantear los productos que se dan por hecho que son de una manera en concreto, supongo que es lo que me ha traído hasta aquí". 

ANA

¿Y si tus ‘apps’ te enseñaran lo que quieres sin tener que entrar en ellas?

Fundadores: Toni Bretón.

Estado: En desarrollo.

Localización: Valencia.

Ámbito: Comunicaciones.

Idea: Sistema operativo.

Ese hasta aquí es ANA, un sistema operativo basado en listas de contenido inteligente que se reorganizan y actualizan en función del tiempo, la localización y los hábitos del usuario, separadas en tres pantallas. Bretón explica que todos los dispositivos están enfocados a ser ordenadores de bolsillo en los que cada vez hay más funcionalidades; pero, según este graduado en Diseño de Producto, eso hace que las tareas básicas resulten perjudicadas. "Todos vienen del concepto de 'escritorio', con una serie de aplicaciones que abro o cierro en función de la tarea a realizar. Y esto nos hace esclavos del teléfono, haciéndonos pasar más tiempo del que se debería en ciertas tareas delante del dispositivo".

La idea de Bretón es que los usuarios dejen de ir al contenido: "Que es lo que hacemos ahora, desplazarnos a la app y abrirla para consumir lo que nos ofrezca. O hacerlo a través de las notificaciones, que es una forma de que el contenido vaya al usuario. Pero al final soy yo quien decide si abro o descarto, sin contar lo molestas que pueden llegar a resultar". Además, Bretón se hacía una pregunta: "¿Si yo todas las mañanas al despertar a las 07.30 miro el tiempo y consulto la línea del autobús 80, porque tengo cada mañana que desbloquear, ir hasta la app, abrirla, consumir, salir, ir a la otra app, consumir y salir?".

Pensando en todo eso fue como Bretón empezó a desarrollar la idea de ANA hace menos de un año. "Un sistema que programa y reprograma en listas adaptándose al usuario, para que en la pantalla aparezca el contenido que queremos consumir, no la aplicación. Un sistema inteligente que se basa en nuestra vida real, en nuestras rutinas y nuestros hábitos". Por el momento es solo una idea que está cogiendo forma y que Bretón querría desarrollar en España. Y, mirando hacia el futuro, a Bretón le gustaría poder ofrecer un terminal específico: "Que software y hardware vayan de la mano. Entrando en el mercado en una gama media que sería la punta de flecha para cambiar la forma en que interactuamos con nuestros dispositivos".

Más información