Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las 10 mejores películas de Tom Hanks

Cuando todo falla, ahí está Tom Hanks, la quintaesencia del hombre honesto. Ha protagonizado grandes filmes, y también sonoros tropiezos

  • Hay dos tipos de actores, los que exigen que la película se adapte a ellos y los que se ponen al servicio de ella. Tom Hanks es una de las pocas estrellas que pertenece al segundo grupo. En 'Big' interpretaba a un niño de 12 años que se convierte en adulto por culpa de un hechizo. La escena de su primera noche en la gran ciudad exhibe el mayor talento de Hanks: su sencilla capacidad para despertar sentimientos entre el público sin alardes. No hay diálogo, sólo Hanks acurrucado en la cama muerto de miedo. Y resulta desolador. El actor siempre es el corazón de sus películas, ya sea dando su primer beso o tocando un piano gigante en el suelo. Tom Hanks consigue ser la brújula emocional de cada historia: si sufre, nos rompe el corazón, y si disfruta, nos lo pasamos bomba sólo con verle.
    110. Big (Penny Marshall, 1989) Hay dos tipos de actores, los que exigen que la película se adapte a ellos y los que se ponen al servicio de ella. Tom Hanks es una de las pocas estrellas que pertenece al segundo grupo. En 'Big' interpretaba a un niño de 12 años que se convierte en adulto por culpa de un hechizo. La escena de su primera noche en la gran ciudad exhibe el mayor talento de Hanks: su sencilla capacidad para despertar sentimientos entre el público sin alardes. No hay diálogo, sólo Hanks acurrucado en la cama muerto de miedo. Y resulta desolador. El actor siempre es el corazón de sus películas, ya sea dando su primer beso o tocando un piano gigante en el suelo. Tom Hanks consigue ser la brújula emocional de cada historia: si sufre, nos rompe el corazón, y si disfruta, nos lo pasamos bomba sólo con verle.
  • 'Resacón en Las Vegas' no inventó nada nuevo. En los 80 todo valía. 'Despedida de soltero' es una disparatada comedia sobre una despedida que acaba saliéndose de madre, incluyendo drogas, un invitado con tendencias suicidas, prostitutas, un francotirador y un burro. Hanks es puro carisma y furor interpretando al novio, que canaliza la ansiedad que le produce su boda cocinando con un soplete y escandalizando a su suegra con un perrito caliente que lleva una sorpresa incluida. El actor nunca volvió a utilizar el histrionismo, pero si 'Philadelphia' no hubiera aparecido en su vida seguramente Tom Hanks habría acabado con una carrera más parecida a la de Jim Carrey o Eddie Murphy. Como cualquier hombre, Hanks dio rienda suelta al desenfreno durante su juventud y luego sentó la cabeza y se convirtió en un señor decente. El más decente de todos, de hecho.
    29. Despedida de soltero (Neil Israel, 1984) 'Resacón en Las Vegas' no inventó nada nuevo. En los 80 todo valía. 'Despedida de soltero' es una disparatada comedia sobre una despedida que acaba saliéndose de madre, incluyendo drogas, un invitado con tendencias suicidas, prostitutas, un francotirador y un burro. Hanks es puro carisma y furor interpretando al novio, que canaliza la ansiedad que le produce su boda cocinando con un soplete y escandalizando a su suegra con un perrito caliente que lleva una sorpresa incluida. El actor nunca volvió a utilizar el histrionismo, pero si 'Philadelphia' no hubiera aparecido en su vida seguramente Tom Hanks habría acabado con una carrera más parecida a la de Jim Carrey o Eddie Murphy. Como cualquier hombre, Hanks dio rienda suelta al desenfreno durante su juventud y luego sentó la cabeza y se convirtió en un señor decente. El más decente de todos, de hecho.
  • Cuando un niño dice que de mayor quiere ser astronauta, es muy probable que su aspiración sea parecerse a Tom Hanks en esta película. Al igual que durante las turbulencias en un avión miramos a la azafata para cerciorarnos de que todo va bien, en el cine depositamos todas nuestras esperanzas en el aplomo de Hanks. Por eso cuando se rinde y reconoce "Houston, tenemos un problema", sabemos que la tripulación de ese transbordador está realmente mal. Esa expresión no pasó a la historia del cine por la frase en sí, sino porque la pronunciaba Tom Hanks. Con todo lo que eso conllevaba. Bruce Willis la habría recitado con socarronería, Tom Hanks consiguió que el mundo entero contuviese la respiración.
    38. Apolo 13 (Ron Howard, 1995) Cuando un niño dice que de mayor quiere ser astronauta, es muy probable que su aspiración sea parecerse a Tom Hanks en esta película. Al igual que durante las turbulencias en un avión miramos a la azafata para cerciorarnos de que todo va bien, en el cine depositamos todas nuestras esperanzas en el aplomo de Hanks. Por eso cuando se rinde y reconoce "Houston, tenemos un problema", sabemos que la tripulación de ese transbordador está realmente mal. Esa expresión no pasó a la historia del cine por la frase en sí, sino porque la pronunciaba Tom Hanks. Con todo lo que eso conllevaba. Bruce Willis la habría recitado con socarronería, Tom Hanks consiguió que el mundo entero contuviese la respiración.
  • ¿Quién no se ha topado con alguna imperfección tras mudarse a una nueva casa? Aquí Tom Hanks las sufre todas. Se derrumban las escaleras, se incendia la cocina y se queda atascado una noche entera en un boquete atrapado por la alfombra. La vis cómica de Hanks luce más impecable que nunca, mientras atraviesa por todos los estados que un ser humano sufre durante una mudanza: ilusión, decepción, estupor, euforia, ataques de nervios y finalmente agarra al toro por los cuernos y se enfrenta a los obreros que intentan timarle. Es un actor clásico con una habilidad innata para que te pongas de su parte en cualquier situación. Hoy Tom Hanks es parte de la familia gracias a sus dramas, pero ese carisma entrañable ya brillaba en 'Esta casa es una ruina'.
    47. Esta casa es una ruina (Richard Benjamin, 1986) ¿Quién no se ha topado con alguna imperfección tras mudarse a una nueva casa? Aquí Tom Hanks las sufre todas. Se derrumban las escaleras, se incendia la cocina y se queda atascado una noche entera en un boquete atrapado por la alfombra. La vis cómica de Hanks luce más impecable que nunca, mientras atraviesa por todos los estados que un ser humano sufre durante una mudanza: ilusión, decepción, estupor, euforia, ataques de nervios y finalmente agarra al toro por los cuernos y se enfrenta a los obreros que intentan timarle. Es un actor clásico con una habilidad innata para que te pongas de su parte en cualquier situación. Hoy Tom Hanks es parte de la familia gracias a sus dramas, pero ese carisma entrañable ya brillaba en 'Esta casa es una ruina'.
  • En este drama de ciencia-ficción en el que confluyen seis líneas temporales Hanks interpretó a seis personajes distintos. Estaba dispuesto a demostrar que, en contra de lo que aseguran sus detractores, es uno de los actores más versátiles de su generación. Esta ambiciosa y reivindicable peripecia de las hermanas Wachowski sirve como escaparate de la destreza de Tom Hanks: siempre utiliza pocos gestos, pero nunca parece estar repitiendo personaje o trucos. El secreto es que su cara funciona como un lienzo, o como un piano que siempre suena parecido, pero toca melodías distintas cada vez. Sus gestos apenas varían de un personaje a otro, pero la sensibilidad con la que acomete cada uno de ellos siempre es diferente.
    56. El atlas de las nubes (Las Wachowski & Tom Twyker, 2012) En este drama de ciencia-ficción en el que confluyen seis líneas temporales Hanks interpretó a seis personajes distintos. Estaba dispuesto a demostrar que, en contra de lo que aseguran sus detractores, es uno de los actores más versátiles de su generación. Esta ambiciosa y reivindicable peripecia de las hermanas Wachowski sirve como escaparate de la destreza de Tom Hanks: siempre utiliza pocos gestos, pero nunca parece estar repitiendo personaje o trucos. El secreto es que su cara funciona como un lienzo, o como un piano que siempre suena parecido, pero toca melodías distintas cada vez. Sus gestos apenas varían de un personaje a otro, pero la sensibilidad con la que acomete cada uno de ellos siempre es diferente.
  • El hombre decente que se limita a hacer lo que tiene que hacer se viene arriba en circunstancias extremas. El desembarco de Normandía y la posterior gesta de encontrar al último de los hermanos Ryan con vida está liderada por un Tom Hanks que librará la peor batalla en su interior: debe mantener la entereza para proteger a su pelotón. Viendo la película da la sensación de que si el capitán de este batallón se derrumba, los aliados van a perder la guerra. Este es el trabajo más delicado de Hanks, al construir una interpretación visceral que a la vez debe reprimir en todo momento. La película retrata todo tipo de violencia y desmembramientos, pero nada expresa los horrores de la guerra tan intensamente como el miedo contenido de la mirada de Hanks.
    65. Salvar al soldado Ryan (Steven Spielberg, 1998) El hombre decente que se limita a hacer lo que tiene que hacer se viene arriba en circunstancias extremas. El desembarco de Normandía y la posterior gesta de encontrar al último de los hermanos Ryan con vida está liderada por un Tom Hanks que librará la peor batalla en su interior: debe mantener la entereza para proteger a su pelotón. Viendo la película da la sensación de que si el capitán de este batallón se derrumba, los aliados van a perder la guerra. Este es el trabajo más delicado de Hanks, al construir una interpretación visceral que a la vez debe reprimir en todo momento. La película retrata todo tipo de violencia y desmembramientos, pero nada expresa los horrores de la guerra tan intensamente como el miedo contenido de la mirada de Hanks.
  • Tras una década en la que Hollywood no tuvo hueco para héroes mundanos, el 'thriller' 'Capitán Phillips', sobre un barco mercante asediado por piratas africanos, nos devolvió al Tom Hanks con el que todos crecimos. Y lo hizo de una forma sutil, casi inapreciable. Durante el secuestro, el capitán Phillips permanece impasible y casi árido, intentando mantener la calma y por extensión la de la tripulación y los criminales. Nada impresionante, nada memorable. Pero sólo al final, cuando el protagonista se derrumba en la intimidad, entendemos todo lo que ha estado haciendo Hanks durante las dos horas anteriores. Resulta doloroso ver cómo por fin se relaja y permite que toda su angustia le invada de golpe. Cualquier actor podría hacer de tipo duro, pero pocos transmiten la ansiedad después de la tormenta como lo hace Tom Hanks.
    74. Capitán Phillips (Paul Greengrass, 2012) Tras una década en la que Hollywood no tuvo hueco para héroes mundanos, el 'thriller' 'Capitán Phillips', sobre un barco mercante asediado por piratas africanos, nos devolvió al Tom Hanks con el que todos crecimos. Y lo hizo de una forma sutil, casi inapreciable. Durante el secuestro, el capitán Phillips permanece impasible y casi árido, intentando mantener la calma y por extensión la de la tripulación y los criminales. Nada impresionante, nada memorable. Pero sólo al final, cuando el protagonista se derrumba en la intimidad, entendemos todo lo que ha estado haciendo Hanks durante las dos horas anteriores. Resulta doloroso ver cómo por fin se relaja y permite que toda su angustia le invada de golpe. Cualquier actor podría hacer de tipo duro, pero pocos transmiten la ansiedad después de la tormenta como lo hace Tom Hanks.
  • Especializado en papeles de hombre de a pie, Hanks no ha tenido muchas oportunidades para desplegar su poderosa capacidad física. Su personaje es un hombre alejado de la civilización que debe enfrentarse a la naturaleza, pero se aferrará a su humanidad con todas sus fuerzas. Sabe que es todo lo que tiene. Eso incluye entablar amistad con una pelota de balonmano llamada Wilson y pasarse media película hablando solo. Lejos de resultar aburrida, 'Náufrago' es una épica aventura de supervivencia humana, que cautivó al público porque Tom Hanks tiene la capacidad de conseguir que nos involucremos en la historia hasta cuando se arranca una muela con un patín.
    83. Náufrago (Robert Zemeckis, 2000) Especializado en papeles de hombre de a pie, Hanks no ha tenido muchas oportunidades para desplegar su poderosa capacidad física. Su personaje es un hombre alejado de la civilización que debe enfrentarse a la naturaleza, pero se aferrará a su humanidad con todas sus fuerzas. Sabe que es todo lo que tiene. Eso incluye entablar amistad con una pelota de balonmano llamada Wilson y pasarse media película hablando solo. Lejos de resultar aburrida, 'Náufrago' es una épica aventura de supervivencia humana, que cautivó al público porque Tom Hanks tiene la capacidad de conseguir que nos involucremos en la historia hasta cuando se arranca una muela con un patín.
  • "No hagas ese papel: van a creer que eres gay". Esto es lo que le dijo el agente de Hanks al actor cuando le ofrecieron este papel. 'Philadelphia' era la primera película de Hollywood protagonizada por un personaje gay y el actor, haciendo alarde de la misma integridad que caracteriza a sus personajes, aceptó el reto a pesar de las posibles consecuencias negativas que tendría en su carrera. Al contrario, ganó un Oscar y sensibilizó a millones de personas, visibilizando la homosexualidad y derribando el estigma social del SIDA. Él sabía lo importante que era su presencia en la película. El actor antepuso el bien mayor a sus propios intereses, y eso le convierte en algo más que una estrella de Hollywood. Le convierte en un héroe de nuestro tiempo.
    92. Philadelphia (Jonathan Demme, 1993) "No hagas ese papel: van a creer que eres gay". Esto es lo que le dijo el agente de Hanks al actor cuando le ofrecieron este papel. 'Philadelphia' era la primera película de Hollywood protagonizada por un personaje gay y el actor, haciendo alarde de la misma integridad que caracteriza a sus personajes, aceptó el reto a pesar de las posibles consecuencias negativas que tendría en su carrera. Al contrario, ganó un Oscar y sensibilizó a millones de personas, visibilizando la homosexualidad y derribando el estigma social del SIDA. Él sabía lo importante que era su presencia en la película. El actor antepuso el bien mayor a sus propios intereses, y eso le convierte en algo más que una estrella de Hollywood. Le convierte en un héroe de nuestro tiempo.
  • La mejor interpretación de Tom Hanks. Sobre el papel, una fábula sobre la historia de Estados Unidos del siglo XX protagonizada por un discapacitado mental podía haber salido fatal. Pero la película tenía un cartucho a su favor. La humanidad, el carisma y la dignidad que Hanks aporta a 'Forrest Gump' se ganaron un lugar especial en la memoria sentimental de la cultura popular. Nadie más habría sacado adelante este personaje, que despertó el cariño y la admiración del público. 'Forrest Gump' es la parábola sobre el sueño americano y el hombre hecho a sí mismo más triunfal y contagiosa jamás rodada, y dependía íntegramente de su protagonista y de la pureza con la que Gump respeta a su madre, a Jenny, a Dios y al teniente Dan por encima de cualquier humillación. Es una comedia hilarante y un melodrama conmovedor. Es un maratón interpretativo que Hanks forja con una naturalidad asombrosa. "Nunca volverás a ver el mundo igual cuando lo veas a través de los ojos de Forrest Gump", prometía el anuncio de la película. Y en cierto modo, nunca volvimos a ser tan inocentes como cuando las historias nos las contaba Tom Hanks.
    10Y la mejor: 1. Forrest Gump (Robert Zemeckis, 1994) La mejor interpretación de Tom Hanks. Sobre el papel, una fábula sobre la historia de Estados Unidos del siglo XX protagonizada por un discapacitado mental podía haber salido fatal. Pero la película tenía un cartucho a su favor. La humanidad, el carisma y la dignidad que Hanks aporta a 'Forrest Gump' se ganaron un lugar especial en la memoria sentimental de la cultura popular. Nadie más habría sacado adelante este personaje, que despertó el cariño y la admiración del público. 'Forrest Gump' es la parábola sobre el sueño americano y el hombre hecho a sí mismo más triunfal y contagiosa jamás rodada, y dependía íntegramente de su protagonista y de la pureza con la que Gump respeta a su madre, a Jenny, a Dios y al teniente Dan por encima de cualquier humillación. Es una comedia hilarante y un melodrama conmovedor. Es un maratón interpretativo que Hanks forja con una naturalidad asombrosa. "Nunca volverás a ver el mundo igual cuando lo veas a través de los ojos de Forrest Gump", prometía el anuncio de la película. Y en cierto modo, nunca volvimos a ser tan inocentes como cuando las historias nos las contaba Tom Hanks.