Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

¿Es un tabú el primer mes de maternidad?

¿Es un tabú el primer mes de maternidad?

 

“El primer mes es muy duro. Vas a tener momentos de sentirte mal, triste, sola, físicamente débil, desbordada, de pensar que nada volverá a ser lo de antes, que nunca más caminarás bien, ni montarás en bici ni disfrutarás del sexo como antes. Pero tranquila, es normal, le ocurre a todo el mundo y, ya verás, se pasa”.  Nunca agradeceré bastante las palabras de mi madrina unos días antes de parir. Fue la única persona que me advirtió de la dureza del primer mes después de parir al primer hijo. Y tan importante como avisarme de lo que me iba a ocurrir, me consoló: todo vuelve a su sitio. Así fue. En lo primero y en lo segundo.

Desde entonces, a las amigas que antes de parir me han preguntado qué les esperaba, solo a las que han preguntado, les he explicado lo mismo. La felicidad es inmensa, indescriptible, brutal, buscada, compartida, pero hay peros. Si te han hecho episotomía ir al baño es un drama; levantarse de la cama en casa cuesta mucho más que en el hospital; el olor de las pérdidas del postparto es muy desagradable; secarte las partes con secador, humillante; la visión de las grapas de una cesárea, no te digo; te darán las doce y no te habrás duchado; cuando te suba la leche te dolerán tanto las tetas que hasta te molestará la toalla (aunque luego la lactancia funcione perfectamente; si no, no la angustia puede ser terrible); a veces los entuertos duelen mucho; habrá ratos en los que imaginarás tu foto en los quesitos de la Vaca Lechera; por mucho que lo intentes, no podrás evitar algunas visitas indeseadas, tocarán el timbre justo en ese ratito que habías logrado dormir; te apetecerá comer platitos pero tendrás cero ánimo para cocinar… y el día que por fin hayas quedado para salir llegarás una hora tarde (porque el bebé te pedirá más teta de la cuenta y en el momento de cruzar la puerta se cagará y se manchará el modelito hasta el cogote). Etcétera…

“Menos mal que me lo dijiste”, me han confesado semanas después, pasada la fase 24 horas en pijama. ¿Por qué no solemos explicarnos lo mal que se pasa el primer mes después de parir por primera vez? (Digo “la primera vez” porque a la segunda ya sabes de qué va y es otra cosa). ¿Por qué hay gente que llega a sentirse estafada, pensando que si se lo hubieran contado no se mete en tamaño fregao? ¿Existe un pacto de silencio al respecto? Es, como defiende una amiga, ¿un tabú hablar de que estás fatal cuando se supone que todo tiene que ser maravilloso?

La matrona Núria Torras, 30 años de oficio, los últimos como coordinadora de los cursos de preparto, postparto y del taller de lactancia del hospital de Sant Pau de Barcelona, lo atribuye a varios motivos. Por un lado, dice, “antiguamente las madres tenían a sus propias madres al lado, ahora o están más lejos: porque no están, o porque las hijas quieren estarlo”. Un argumento que me recuerda al que también explicaba la doula que entrevisté en este post. “Además”, prosigue la matrona, “las mujeres paren más tarde, con 30 y pico años, tienen la vida más montada y organizada y son más exigentes y perfeccionistas. Con estos mimbres, cuando se les echa el tinglado encima no se lo esperan y se desesperan”.

¿Pero por qué no contáis “el tinglado” en las clases de preparto?, le pregunto a Torras. “Sí que lo contamos, pero la principal obsesión de las embarazadas es el parto, se centran mucho en él. Por eso intentamos que en las sesiones donde se explica el postparto y la lactancia vengan acompañadas de sus parejas o de las abuelas, porque sino el discurso se queda en la trastienda”.

Pasado el trago, soy yo quien pregunta qué tal les ha ido a las primerizas. “Sabía que el primer mes es el peor, pero hay que vivirlo para entenderlo, por mucho que te lo esperes la vorágine te supera”, contesta la mayoría. “Es todo tan intenso y el niño requiere tanta energía…”, convienen. También la mayor parte asegura que les ayudó mucho compartir su situación con otras madres primerizas, en cursos postparto, por ejemplo, “porque restas importancia a lo que te está pasando al ver que le pasa a todo el mundo”. Y sobre todo, “porque dejas de sentirte mal por sentirte mal en un momento en el que se supone que todo es fantástico y no te puedes quejar”.

Pero lo dicho. Se pasa. Todo vuelve a su sitio. El secador también.

Comentarios

Clara, un post precioso y sincero. Aún me acuerdo de un periodista que comentaba con extrañeza que la princesa Leticia, al salir del hospital, llevase esa mala cara. Hay una cierta obligación de convertirnos en un anuncio de Prenatal. De estar estupendas para ir a recoger un óscar a los dos días de parir (ay, Penélope, cuanto refajo debajo el traje). Sugiero que este post sea de obligada lectura para parturientas inminentes. He dicho.
Pues si que es duro.http://www.tuppermenu.com
Suscribo 100% el post. Nadie te dice nada sobre las sombras, y yo diría que hablar del primer mes me parece optimista. La maternidad tiene su lado oscuro. Yo también soy periodista y tengo tres hijos, y el segundo parto fue de mellizos. No volvería al primer mes de los twins ni por un millón de dólares, lo juro. Ahora que los pequeños tienen 4 años es cuando me estoy recuperando de verdad, lo juro, empiezo a decirme: ¡chica, estabas aquí, me alegro de verte de nuevo! Y también digo a las primerizas parturientas que se preparen para lo mejor y para lo peor. Un libro muy recomendable: la maternidad y su sombra, de Laura Gutman. Suerte
¡Cuánta verdad en este post! Curiosamente, yo también me he convertido la aguafiestas que dice la verdad sobre el día después. Tengo dos hijas estupendas, ya ha pasado lo peor, pero con la primera me tenía que pellizcar al despertar por la mañana para cerciorarme de que no era una pesadilla. En la preparacíón al parto la primera vez tuvimos un chico matrón, que poco podía contar de ese malestar y esa desazón. En la segunda ocasión, una matrona madre de tres hijos preguntó a la concurrencia: ¿qué es lo más importante después de dar a luz? Todas las madres primerizas dijeron a coro: "el niño". Por el fondo se me oyó a mi decir: "recuperarse". La matrona confirmó lo que yo decía, pero nadie nos creyó. Es un tabú, ciertamente.
Una verdad oscura que nadie destapa y nadie te cuenta, doy fe, y lo viví de un modo irregular porque ya estaba casi recuperada cuando mi hijo llegó a casa, pero luego se juntó su alimentación y el desentreno que una tiene en estas mimbres. Desde luego, el segundo es más fácil porque ya sabes lo que viene. Muchas gracias por contar estas cosas, pero me da la impresión de que este post más que los primerizos lo leen los que ya estamos rodados ;-)
Menos mal que está el comentario de mediovacío y no voy a parecer loca, pero hace seis meses que tuve a mis mellizos y mi cuerpo no ha empezado siquiera a recuperarse. Aun con eso, y que tuve desgarro y se ha quedado el suelo pélvico como un estropajo, incluyendo prolapso de vejiga por malas decisiones médicas durante el parto y la maniobra Kristeller (nunca dejéis que se os suba la matrona-matrón encima en el parto, os destroza), mi primer mes fue muy bonito. Agotador, sí, doloroso, mucho (tuve una hemorrágia a las tres semanas porque se dejaron dentro restos de placenta y me tuvieron que hacer un legrado), con una lactancia mixta que fui mejorando poco a poco, agotador, agotador, agotador, pero me sentía tan feliz de tener a mis hijos y estaba tan concienciada de lo duro que iba a ser que no recuerdo mal aquellas semanas, al contrario, yo era muy feliz con mis niños y el resto del mundo me sobraba, y eso que no tuve ayuda ninguna. Al contrario de lo que dice Torras creo que una maternidad tardía hace que seas más consciente de lo que supone ser madre, te pilla con más espíritu de sacrificio y hecha a las durezas de la vida.Eso sí, tres consejos: 1. Elige bien el hospital, vete a uno respetuoso con la madre y los niños. 2. Antes de dar a luz prepara comida en el congelador para un mes por lo menos, así comeréis guisos. 3. A quien venga de visita le dices que mejor que regalos para los niños te haga la compra o te limpie la casa o te traiga un tupperware con lentejas.
Bueno, yo muchas veces no lo cuento porque estoy harta de q me miren como "la loca ésta q se ahoga en un vaso de agua"... Una vez intenté decirle a una amiga embarazada q los primeros meses eran difíciles, q tuviera en cuenta q a lo mejor necesitaba ayuda extra o q viniera su madre unos días (era de fuera de Madrid), y otra amiga (q ni estaba embarazada ni nada) se metió a decirme q no todo el mundo necesita la ayuda q yo necesité, q se apañan perfectamente solas... Así q yo no vuelvo a dar consejos salvo q me pregunten, tienes toda la razón, no sé si es un tabú o qué, pero a la gente parece q le molesta q les fastidies la imagen idílica q tienen en la cabeza... Yo sólo le deseo a esa otra amiga q cuando tenga un hijo pase por lo q pasé yo los tres primeros meses (mi hija lloraba 24h al día...) y luego me cuente si se puede apañar "perfectamente sola"... Jejejeje, qué mala soy...
Enhorabuena, me ha parecido muy interesante. Realmente no se habla mucho de este periodo de tiempo, habitualmente se menciona el final del embarazo o a partir de los 4 meses, pero nunca (o casi nunca) tras dar a luz.
Creo que la matrona tiene bastante razón: antes de nacer el primero, estamos obsesionadas con el parto, yo por lo menos ni me planteaba lo que pasaría después. Pensamos que el parto es lo difícil, y que lo demás ya viene rodado, cuando la realidad es que por duro que sea el parto, son unas horas, mientras que los momentos difíciles con el bebé pueden durar meses, a lo que se suman la recuperación física, las hormonas disparatadas, las inseguridades, etc. Recuerdo perfectamente la sensación de inutilidad al llegar la una del mediodía, y estar aún en pijama, sin duchar, y pensar: ¿en qué se me ha ido la mañana? En intentar que el bebé no llore y darle el pecho. Además, creo que no se habla de todo lo malo, no por tabú, sino porque parece que queda mal que en un momento en que todo debería ser felicidad nos quejemos. Así que cuando nos preguntan, sonreímos y decimos que todo va estupendamente cuando por dentro estamos desesperadas. Es cierto que si nos contásemos la verdad, probablemente las madres primerizas acabaran sintiéndose mejor, al saber que es normal lo que sucede, y que afortunadamente, se pasa. También la experiencia ayuda, con la segunda fue un poco mejor, y con la tercera, ¡me ducho todos los días!
Totalmente de acuerdo. Yo me pasé un mes diciéndole a la gente sin hijos: "Todavía estás a tiempo, ¡no tengas hijos!". Me miraban con estupefacción, en plan qué mala madre, qué poco instinto maternal. Serían las hormonas, los pezones sensibilizados o la episiotomía, o las tres cosas, pero es lo que me salía...
Hola, las primerizas tambien leemos el blog! Estoy embarazada de seis meses y me voy mentalizando que será dificil (parto y post-parto). Ya he pedido a mi suegra que venga un par de semanas a ayudarnos. Está avisada, viene para encargarse de la casa y de las comidas. : )Muchas gracias por vuestros consejos! Todo apuntado
Es verdad que casi nadie te dice lo duro que es (ni mi propia hermana me lo dijo), pero si te lo dicen tampoco haces mucho caso porque piensas que eso les pasará a otras pero no a ti. Con mi primer hijo, en las clases de preparación al parto sí que nos advirtireron que puerperio era "de las épocas más difíciles en la vida de una mujer (si no es que la más difícil)", pero como en el resto de situaciones te lo pintan todo tan bonito, pues no haces mucho caso. Además creo que hay una concepción errónea de que si te atreves a decir que lo has pasado mal eres una mala madre o has fracasado, así que todo el mundo se guarda sus sufrimientos. Yo desde luego sí que lo digo y a amigas y familiares embarazadas les comento que es maravilloso pero también difícil. De todas formas son de las cosas que hay que vivir para darse cuenta porque por mucho que te cuenten la realidad lo supera con creces.
no te advierten que sera muy duro pero no solo el primer mes! Te dicen que el embarazo es maravilloso cuando tambien tiene sus cosas negativas, el primer mes es muy duro pero el 2 tambien y el tercero ni te cuento... Mentimos todos mucho sobre todo cuando se trata de la maternidad..
A mí tampoco me lo dijeron pero yo lo he publicado a los 4 vientos a todas las que he podido...porque con el primero esos días fueron muy duros, me sentía tonta pensando que el resto de las madres no sentían lo mismo que yo...Me parece importantísimo que se sepa.
Está muy bien avisar, así tomaremos las decisiones con más consciencia de lo que hacemos. De todas formas, tampoco hay que exagerar: a mí me dijeron tantas veces lo duro que era el primer mes, que cuando nació mi hija pensé que no era para tanto. Cada parto (o cesarea) es distinto, y cada niño es un mundo. Los hay que no dejan de llorar y otros duermen como angelitos casi desde el primer día... no se puede generalizar, así que parturientas inminentes, animaros, para mí la experiencia ha sido fantástica.
Debe ser muy progre, muy guay y muy modelno hablar de "parir" en vez de "dar a luz", pero lo de "cagar", "tetas" etc etc es sencillamente de mal gusto. Lamentable el uso del lenguaje, pero peor aún es no aportar absolutamente NADa nuevo. Para esto es mejor no escribir.
Por suerte esto sólo pilla de sorpresa en el primero. ¡Hay que repetir! Yo llevo tres, y el tercero parece que no ha sido nada, es ya costumbre.
Pues para mí fue peor el segundo, pues con la primera mi marido se tomó cinco meses de paro y la criamos entre los dos y fue hermoso, pero con el segundo mi pobre marido sólo se pudo tomar cinco días, así que lo pasé sola, con la niña que tenía dos años, en un quinto sin ascensor..... la primera semana no lo quise al pobre bebé, lo culpaba por todo, y sí, se hace duro y largo, pero son la cosa más bonita que existe en el mundo. Cuando ya ha pasado todo miras para atrás y te sorprendes por haber pasado por todo, y otro tema tabú: las discusiones de pareja, la madre estresada y el padre harto de todo, mala combinación, pero también pasa, hay que tener muuuucha paciencia y quererse mucho.
Me parece genial tu post, totalmente de acuerdo en casi todo, excepto en lo de que no se avise. Estoy de acuerdo con la matrona y con algunos expertos que dicen, que las futuras mamás no queremos saber de eso que viene después en general. Y yo creo que puede ser inteligente en el sentido de que ¿para qué más preocupaciones? ¿alguien te advierte de lo que es la convivencia en pareja y demás? Tengo una amiga que llama "el túnel" a ese periodo. Yo lo pasé fatal con el cansancio, las hormonas y sobre todo las grietas en los pezones pero ... afortunadamente se me ha olvidado. Cada etapa de crecimiento de mis hijos ha tenido sus pros y sus contras y unos van solapando a otros. Menos mal que no tenemos memoria para tanto
Por cierto, no quería dejar de compartir un comentario que me hizo mi hermano mayor ( no tiene hijos y su mujer no ha parido nunca) sobre mi estado en el hospital después de parir a mi primera hija:"Que mal aspecto, tienes pelos de recién parida" ¿y qué es lo que se supone que soy?
Estupendo post.Que cierto es todo y que desesperante a veces.Pero hecho en falta algo, que me parece fundamental en ese anhelo que es la maternidad y la paternidad deseable: que sea conjunta (y no quiero los comentarios de si, pero es que tu no pares etc etc, ya lo se demonios ;) )No aparece la palabra, no ya padre, si no pareja! en todo el articulo.Una pena, que reincide en una de las causas apuntadas por la matrona, el hecho de que ahora no se pare en familia,.Es mas dificil de llevar el primer mes cuando se esta sola...enhorabuena a las capaces, pero recordemos a las demas que tambien nos tienen a sus parejas...tambien sintiendonos perdidos/as, pero deseando hacer juntos el camino no?
Yo diria, que no solo el primer mes (que es tan duro, que no me explico como sobreviví) Yo diria que es duro todo el primer año. Afortunadamente va mejorando poco a poco. Ahora que ya tiene 2 añitos, es hasta bastante facíl (o será que me he acostumbrado).
Este comentario va muy unido al de las visitas después del parto de hace poco. En fin, es duro y es verdad que no se cuenta. Yo sí me sentí un poco estafada, pero también porque quizás va acompañado con un cierto sentimiento de ¿vergüenza? que impide que en ese momento puedas pedir ayuda, o simplemente lo que necesites sin que empiecen a tratarte de loca. A mí, a parte de llenarme la casa, me preguntaban cosas como :¿cuándo te quitarás la barriga esa que se te ha quedado?, esto a los seis días de pasar por una cesárea... o...la niña no se te parece, ella tiene buen color, ¿y tú te has visto?... También encontré a gente que me cuidó y me comprendió mucho. Y con el tiempo he relativizado y me he convertido en una activista cuida embarazadas y recién mamás. Mi misión: visitas cortas y sólo pedidas, llevar comida y escuchar mucho.
Me ha gustado mucho el post. Yo aún no tengo esta experiencia pero sí la ha vivido mi amiga más cercana y es tal cuál. La pobre me llamaba llorando diciendo que si pudiera devolvía el niño al hospital. Pasados dos años, el otro día hablábamos de ese primer mes agotador y decía que no se acordaba de haber dicho lo de devolver al niño :-) pero vamos, que seguro que sí. Gracias a su sinceridad yo ya estoy prevenida, pero otras mujeres te cuentan que todo fenomenal y me parece que no son sinceras, por lo que sea: vergüenza o bien porque a ellas nadie les avisó y se sienten fatal y creen que no pueden admitirlo. Es una pena.
Por todo ésto que se escribe aquí yo nunca quise tener bebés, que horror, por Dios, la gente tiene mucha moral, de verdad que os admiro. Está claro que parir no es plato de gusto, no entiendo a las señoras que son capaces de tener uno detrás de otro sin pestañear. Las mujeres somos seres humanos, no solo fábricas de bebés. Tenemos derecho a quejarnos y a decir las verdades.
eo que como siempre mamas & nada más. Parece que los padres no existen, que no ayudan, que no cocinan,que no acunan al bebe,que no cambian pañales,que no curan los puntos de la episiotomía de su pareja,que no renuncian también al sexo ese mes,etc.Menos dar teta yo que soy padre he hecho de todo y sin quejarme, aunque mayor tabú que el primer mes de la parturienta,es hablar de lo que les ayudan sus parejas. En el fondo la periodista esta es una antigua que cree que los bebés son de las madres el primer año y que los hombres no pintan nada.Peor para ella.
A mi el primer mes también me pilló un poco desprevenida... Además del cansancio, el dolor físico, la inseguridad ante la crianza del bebé y el mareo de los familiares.... se suma el cambio hormonal que influye de forma radical e incontrolable en tu carácter y en tu estado de ánimo.Pienso que, por mucho que te avisen, es algo que no descubres hasta que lo experimentas en tus propias carnes. Aunque está bien saberlo de antemano, simplemente para no sentirte un bicho raro y para poder controlar la situación a nivel psicológico.
Como papi de dos niños preciosos, lo único que puedo decir que la pareja tiene que estar muy bien y muy compenetrada porque es duriiiiiiiiiiiisimo.Se acabaron las cenas romanticas, los cines, poder mirar un programa de televisión, ir al gimnasio a media tarde, salir un finde, pero todo compensa porque es lo mejor que me ha pasado en la vida y se que será una temporada y luego todo volvera a la normalidad.Y si sales una noche, los pequeños a las 8 de la mañana ya estan dando guerra.... Y los tres primeros meses del primero, estaba desquiciado por no dormir (una tortura) y todo el mundo me daba consejos, hasta gente que no tenía ni tendrá niños.El hombre cuando es padre tiene que cambiar el chip, sinó todo son problemas y malos royos.Buenísimo el post.
Es cierto que el primer mes también es duro para los papás, y que la gran mayoría aportan una ayuda inestimable a la madre. Pero no deja de ser eso "una ayuda"... para mí el impacto del post-parto es brutal principalmente a nivel psicológico, porque te sientes fea, hinchada, débil, dolorida, incapaz de hacer un montón de cosas y crees que nunca serás capaz de volver a hacerlas. Dudo mucho que ningún papá haya experimentado eso jamás.
No se, a mi no me pareció tan duro ... Quizás por eso he tenido tres. A mi los recien nacido me encantan, son tan, tan indefensos me inspiran muchisima ternura. Verse por primera vez, ir conociendose mutuamente ... es precioso. Es verdad que mis hijos dormían/comían bastante bien y que tengo un trabajo bastante estresante con lo que no tener que ir a trabajar ya me parecía estar de vacaciones. Mas complicado me parece educar (repetir mil veces las mismas cosas ...) eso si que me cansa y desespera a ratos. Animo para todas las primerizas!!!
Si solo fuera un mes... En mi caso casi dos años, no tengo mal recuerdo ni los puntos de la cesaria (de urgencia), ni la subida de la leche, ni los entuertos, pero la vorágine de un bebé que, con casi dos años, todavía tiene una media de diez-doce despertares nocturnos. Nada más llegar a casa del hospital los famosos cólicos, luego la intolerancia a la lactosa y más tarde al pescado, le impedía dormir y comer, todo era una pesadilla en la que no sabía por donde salir. Y en todo este proceso está la incorporación al trabajo, la peque a la guardería y los problemas normales. Yo tuve a mi hija a los 40 años, con una vida perfectamente organizada y según dicen los que me conocen con tendencia perfeccionista. Primeriza a los 40 (un bebé muy deseado), los médicos no me hacían mucho caso y al final, como me dijo mi mejor amiga, "tú eres la persona que mejor conoce a tu hija". Y así fue, yo fui anticipando sus intolerancias, los médicos no me creían, pero al final me han tenido que dar la razón, el problema es que te sientes tan insegura... Y una vez detectadas, con casi dos años todo es un poco más sencillo, no es esa angustia permanente por todo. En mi caso mi amiga si me lo advirtió, me dijo: "hasta los tres años todo es muy complicado", la matrona también nos dijo que pidiéramos ayuda y que aceptáramos a quien nos la ofreciese fuera quien fuese, pero hasta que no lo vives no lo entiendes, o por lo menos no fui capaz de hacerme a la idea de lo que se me venía encima. Mi baja de maternidad la pude alargar hasta los 6 meses, que me tiré en pijama o en chándal (era lo más cómodo para la lactancia), ¿la ducha? cuando alguien me venía a ayudar, y así múltiples cosas. Y aún así creo que mi hija es lo más importante que me ha sucedido en mi vida, pero me hubiera gustado que todo hubiera sido un poco más sencillo, lo hubiéramos disfrutado todos más (su padre, la peque y yo). Ahora solo pienso en que me gustaría tener un segundo para poderlo disfrutar, puesto que sabiendo lo que te va a venir, espero que puedes prepararte un poco.
A Félix: hombre, yo no sería tan susceptible. He de decirte que mi compañero fue para mí mi brújula y mi máximo apoyo, con un amor incondicional y una fortaleza encomiables. De hecho, sé que les cuenta a los futuros papis la paciencia y la calma que hay que tener y la importancia del apoyo. PERO HAY ALGO QUE ES FÍSICO y no se puede explicar --yo no lo imaginé hasta que lo pasé-- y que es demoledor. Yo creo que Clara Blanchar se refería a eso, sin pretender ofender. Es un gran post.
Me ha gustado mucho el post. En mi caso diria que fueron muy dificiles los 9 primeros meses, a pesar de saber que no iba a ser facil pero claro el primer mes lo consideras normal, los siguientes ya empiezas a pensar que el problema lo tienes tu y que realmente las cosas no van a mejorar nunca. Lo peor fue la vuelta al trabajo y no poder recuperar mi buena forma fisica, agotamiento cronico y necesidad de respirar y descansar. Yo pude contar mucho con mi pareja pero vivimos lejos de la familia y eso no ayuda. Nuestros amigos y conocidos fueron bastante comprehensivos, yo siempre he dicho la verdad, que era muy dificil y lo habia pasado muy mal a pesar de la alegria que tambien te da tu bebe. Pero recuerdo comentarselo a una conocida y que me dijera "pero si es todo felicidad!" con cara de incomprehension y casi indignacion...felicidad hay y mucha, pero no hay solo eso.
No siempre es así. Yo he tenido tres (el último hace un mes) y no recuerdo tanto horror... tampoco hay que asustar a las embarazadas, no todos los bebés son tan demandantes. Mis lactancias han sido perfectas desde el principio, la familia no agobió, no tuve episiotomía ni cesarea, los entuertos duran una semana... no hay que exagerar tampoco. Si así de mal se pasa con uno de un mes, lo que no tendré yo que contar con tres... saludos.
magnifico post! aunque se nos avise (que lo hacen) no hacemos ni caso, y lo de la depresión postparto yo creia que era para las flojas....las mujeres somos muy valientes y muchas tenemos además la suerte de tener grandes parejas.un beso a todas las mamas y futuras!
El peor no es el primero, sino el segundo...porque el primero, ahora con la baja paternal se vive de otra manera.de todas formas mi mejor puerperio ha sido después de parir en casa, todo va a tu ritmo, te puedes dedicar mucho mejor a tu bebé, las visitas se limitan mucho más y no eres ni paciente, ni enferma. En el hospital lo pasé mucho peor!!!
Gracias por este post. Tengo un bebé de 8 meses y creo que la maternidad está sobrevalorada, edulcorada y rosificada. Llevaba muchos años queriendo ser madre y cuando me puse tuve muchos problemas, de ahí que esperaba una felicidad absoluta que no siento.Amo a mi hijo con toda mi alma, es una maravilla verle crecer, tan bonito, la promesa de futuro que supone...pero la maternidad es DURÍSIMA, y ese primer mes del que hablas sólo es el principio.La realidad nadie te la cuenta. El agotamiento físico y mental. El cuidar del bebé 24 horas al día, sin tiempo para tí. Para nada. Ni ducharte siquiera. La sensación de un aspirador que te está absorbiendo la vida. Tu vida se acaba, tal y como la habías conocido hasta ese momento.Tu ocio se acaba. Tus costumbres se acaban. Llevo 8 meses sin dormir más de 2 o 3 horas seguidas. Hasta el cuerpo se acostumbra...Pero lo que peor llevo es la falta de tiempo para mí.Un día le dije a mi ginecóloga que deberían dar clases a las embarazadas de la realidad de lo que es un niño; os aseguro que la mayoría van-vamos-al paritorio sin saber la que nos espera.
Depende de la maternidad, depende del parto, depende de muchas cosas. Yo al menos tengo la idea de que sabia en donde me metia antes de tener a los peques: sabia que me esperaban noches sin dormir, dias de no saber ni quien era, de llegar tarde, de no llegar a nada porque tienes un bebe... porque habia visto amigas intimas, de esas que no tienen nada que ocultarte, en semejante trance. Aun sabiendo eso, tengo que decir que el primer mes de la Supernena fue horrendo en comparacion con el primer mes del Supernene, que fue un remanso de paz. No tiene nada que ver salir del parto cosida y estocada a salir andando para casa seis horas despues como la segunda vez. Un supersaludo
Para que también tengamos un poquito de humor en nuestras vidas, comparto con vosotr@s este video que tiene su gracia....Un besín!!!http://www.youtube.com/watch?feature=player_embedded&v=3oViFwn3SeM
Primeriza + gemelos + primer mes = pesadillaPor suerte, el tiempo pasa, despacico...pero pasa.
Quehorror, pues nada, mejor que nadie tenga hijos. Será muy divertido cuando seamos ancianos y no haya nadie para cuidarnos y para hacer el trabajo que no podamos hacer. Del hecho de extinguirnos ni hablamos. Deberías estar agradecida de la gente (incluyendo tu propia madre) que realiza el acto e generosidad bestial que es tener un hijo. Pero nada, tú a tu rollo de no entender.
Yo tuve suerte o no se q es lo q tuve o no tuve pero mi primer mes no fue tan difícil, la verdad es q estaba muerta d miedo por q yo he visto a mis cuñadas llorar por no poder dormir durante el primer d sus retoños, pero yo tuve suerte, no me hicieron episotomía así q a los 15 minutos d parir yo estaba dando vueltas por la habitación con ella en brazos, cuando la lleve a casa resulto q era un niña q durante el dia apenas dormia pero por la noche dormía bastante bien asi q pude descansar. Si q recuerdo el dolor d tetas q tenia, parecía una vaca, recuerdo también q me costaba poder encontrar tiempo para ducharme por q mi hija el día se lo pasaba pegada a mi pecho, pero por lo demás tengo q decir q fue un buen primer mes, la verdad es q mi hija me lo puso fácil, casi como si desde el primer momento se hubiera dado cuenta d q estaba yo sola, (el padre decidió q esto le venia grande y me dejo al segundo mes d embarazo) casi como si supiera q tenía q ayudarme.
Si tiene que ser por mi, la humanidad desapareciería en la próxima generación.
Todo vuelve....poco a poco pero vuelve,todo cambia...para bien pero cambia.Sed egoistas,pedid ayuda,seleccionad las visitas(las hay muy puñeteras) y olvidaros del mundo cuando tengais un ratito de tranquilidad
Para mí el primer año fue también duro no hubo una sola noche que durmiera más de dos horas seguidas. La inseguridad, los medos...todos te hablan de lo maravillosa que es la maternidad, del amor profundo que se siente nada más ve a tu bebé, y en mi caso pasaron unos cuantos meses hasta que me dí cuenta que había dejado de ser yo para pasar a ser nosotras de por vida y que mi vida es ella. Siento discrepar con un padre que ha escrito y reivindica su papel en esos primeros meses....lo que siente, sufre la made un pade no lo puede llegar a saber por mucho que se implique en la crianza del hijo.
Yo lo tengo muy claro: me cargo al médico que se le ocurra intentar hacer una episotomía a mi pareja. Ni "terapeutico" ni hostias. Y nada de "para evitar desgarros".Me lo cargo de verdad.A no ser que esté entre el 10% de mujeres que realmente lo necesita. Pero hay un 90% de probabilidades de que no esté.
Muy útil y pragmático post! Pero creo que muchas embarazadas no están "disponibles" para enterderlo antes del parto. También creo que la maternidad, como la vida en general, está muy "edulcorada" en la mente de muchos(as). La vida es dulce y dura, a veces al mismo tiempo, y el puerperio es sin duda un momento vital único pero difícil (claro que lo "difícil" pude tener muchas matices).Yo tuve tres niños, con intervalos de 20 meses, con un hombre que estuvo alli entero. La mayoria no lo entenderá (está escrito en portugués), pero hace dos dias escribi en mi blog un post sobre mi tercero y último puerperio, inspirada por el post de Cecilia Yan en torno a las costumbres culinarias chinas en el puerpério.
Hola!Bueno, la verdad es que mi primer mes después de ser mamá lo pasé bastante alucinada, como perdida creo, inconscientemente estaba tan asustada que no paraba de estar activa cuidando a mi bebé, no dediqué nada de tiempo para mí y la verdad, los primeros meses no sentí nada de lo que comentais, (no me sentí desbordada, o agotada, me sentí perdida). Para mi lo realmente duro está siendo la etapa de los 7, 8... meses en adelante, sobretodo cuando caminan porque es un continuo no parar; correr detrás de mi peque a cada momento, reñirla y enseñarle constantemente lo que no está bien, problemas para dormir, rabietas para vestirse , (tiene 16 meses), uff, estos si que es cansado. Ja, ja.
Para Félix: estoy empezando a pensar que conoces a la periodista y que te ha hecho algo, porque siempre te metes con ella en plan personal a saco en lugar de dar tu opinión y ya está...
Para Alicia chapó por el comentario.En mi caso particular llevaba 6 años casados y sin familia. Cuando mi mujer se quedó embarazada (el medico nos dijo año, año y medio y fue a los 3 meses) me dijo, no te preocupes, tu tienes una vida (amigos, gimnasio, cenas, etc) y por el nacimiento de nuestro hijo nada cambiará....Pues a la semana me di cuenta que todo era mentira pues dejas de ser tu y tu vida es tu hijo y a los papas "en general" nos cuesta cambiar el chip.Ahora tenemos dos y entonces si que para quedar con un amigo para tomar una cerveza, necesitas una audiencia, básicamente es porque la mujer piensa que podrá con todo y se encuentra desbordada.Luego existe la posibilidad de tirar de "abuelos" pero en nuestro caso, una tarde si, un fin de semana imposible.Y que conste que menos pecho, lo hago absolutamente todo.... (mi padre con tres hijos jamás cambio un pañal) y no los cambio por nada del mundo, pero confieso que algún lunes cuando llego al trabajo me digo a mi mismo, “que bien estoy”.
Lo mismo me planteé yo hace tiempo en el blog a raíz de unos amigos, padres recientes, que estaban sobrepasados por su nueva mater/paternidad....Me sorprendió que la gente se extrañara por considerar que ellos estaban desencantados de la experiencia...Y es que, en general, la gente solo habla de las cosas buenas y se dejan las malas olvidadas...
Yo se lo aviso a todas mis amigas igual que me avisó una amiga a mí. Es el mejor consejo que se puede dar.Pero afortunadamente, pasa!
Cristina, si comento en este blog es porque me interesa el tema de la crianza de los hijos.Me parece muy bien que el País se ocupe del tema.No tengo nada en contra de la periodista esta, excepto que escribe generalmente sobre temas locales como si no hubiera padres y madres más allá de Barcelona ,por ejemplo hablar del sant Jordi y no de las ferias del libro que se hacen en toda España en mayo. En cuanto a la´crítica por no hablar de los padres, es que no sólo en este, en todos los blogs sobre crianza,conciliación y niños se ningunea el papel de los hombres como si sólo las madres se ocuparan. Pero vamos que si te parece adecuado recomendar ir a pedir consuelo a grupos de parturientas en vez de recomendar antes hablar con tu pareja pues lo respeto pero no lo comparto.
Felix, nunca he escrito un post sobre Sant Jordi. Clara
Magnífic post, Clara! Mi primer mes, una pesadilla. Los siguientes, menos horribles, pero igual de desesperantes con un bebé que no dormía ni media hora seguida y solo reclamaba brazos. Tras un permiso de 8 meses, volví a trabajar encantada por recuperar un poco mi yo, pero entonces empezaron los virus y las bronquitis que el niño pillaba en la guardería. Las pillaba él y me las pasaba a mí. Noches de insomnio y ventolín para todos. Y así unos 18 meses, calculo yo. Pero de repente se acaban los virus (al menos tan seguidos), se acaban las noches sin dormir y descubres a un ser encantador que te llena la vida. Y empiezas a pensar en ir a por otro porque uno sabe a poco.¿Se tendría que contar todo esto a las embarazadas? Absolutamente. Pero también, y sobre todo, hay que decirles que es pasajero y que al final del túnel te encuentras con la mejor experiencia de tu vida.
Para Alicia: no entiendo en qué pensabas entonces que consistía tener un hijo. ¿Pensabas que era como tener un gato o un perro, que a ratos te deja en paz mientras pueda dormir y comer o salir de paseo a hacer sus cositas? Es duro... pues sí, qué quieres que te diga. Y sí, más al principio. Pero a mí desde luego sí me lo habían dicho (y varias personas) independientemente de que yo, por pura lógica, pudiese imaginármelo.
Pido disculpas, tiene razón Clara y yo estaba equivocado. El post de San jordi lo escribió una compañera suya y no ella. Reconozco mi error y prometo no quejarme más en este blog cuando ella escriba.Aun así procurar comentar temas no locales y que aparezcan los padres porque los hijos deben ser cosa de los dos sexos y ahora sólo salen los hombres de refilón o cuando alguno comete un delito.
Para Almu: ojo a los perros y gatos! Yo de perros y gatos nada (creo que no lograria superar su dependencia hacia los humanos) y de hijos, pues, ya ves, hemos tenido tres seguiditos, para no perder el ritmo. Las personas son muy distintas y ni todos tienen la misma posibilidad/capacidad de antecipar lo que les espera, aún más en temas personales como este.
Para verao80: pues yo de gatos sí, pero vamos al tema. No tengo ningún pero a tu comentario, pero el mío ha sido fruto única y exclusivamente de lo exagerado que me ha parecido el comentario al que yo respondía. A veces parece que se acaba el mundo por tener hijos, cuando debería ser lo más natural. Sinceramente no veo que mi madre o mi abuela (que tuvo 7 hijos) piense "qué horror y qué desgracia que no tuve ni un minuto para ir al cine o pintarme la raya del ojo"... (y no es que lo esté comparando, porque ojo son tiempos diferentes, pero de ahí a sentirse anulada hay un trecho...).
Para Almu: yo entiendo muy bien lo que dices y hasta compasrto tu ultimo post. Pero hay que relativizar lo que decía Alicia, porque está en una etapa muy inicial y no dormir es una autentica pesadilla, y cuando uno no duerme su perspectiva de la realidad no es la misma. Yo creo que es mejor que uno assuma sus sentimientos y dificultades, para después superarlos.
Muy bueno este post y de mucha ayuda. Antes de dar a luz, me informé todo lo que pude sobre ello, revistas, libros, casos reales... pero nadie comenta la realidad. Estaba convencida de que unicamente el primer mes seria el mas duro! eso decian...pero que equivocada. El primer mes, fue sin duda el mas bonito para mi, a pesar de la cesarea, de que no dormia por las noches, no podia comer, ni ducharme, cuando conseguia dormir siempre aparecia alguna visita no deseada. lo mejor para mi fue la union que tenia con mi pareja. Los meses siguientes ya fue todo a peor, agotamiento, ansiedad, momentos duros, soledad, depresion... hasta acabé separandome de mi pareja meses después. Es muy duro criarlo una sola, pero es lo que toca.
para Miulo | 10/10/2011 11:56:48mejor que no escribir es que si no te gusta no leas y menos aún que pierdas el tiempo en comentar de forma desagradable. Ese lenguaje "soez" me parece que refleja bien la crudeza y dureza de esos primeros días. Me gusto el post.
Yo he debido dar con las más sinceras del universo, mi cuñada me dijo, préparate de lo que te viene, mi padre por suerte es quien me atiende en el parto, así que cualquier decisión suya va a ser la mejor, estoy en las mejores manos sin duda, y él aún siendo hombre me dijo, no sabéis dónde os habéis metido a la vez que le hizo ilusión, sería para que me fuese preparando. Egoista o no egoistamente ya me he preparado para vivir en casa de mis padres durante una temporadita, por eso de la ayuda y de no estar tan perdida, porque aunque algunas seamos superwomans yo se que tengo limitaciones. Voy por el tercer mes y lo que menos me preocupa es el parto (si, tengo enchufe y eso es un alivio) me preocupa más si se me va a caer el niñ@, si voy a saber atender a las necesidades y sobre todo la mala leche que se me pone cuando no puedo dormir y soy consciente de que no podré. Quizás es que veo todo negativo pero así me enfrento con más alegrías a lo positivo.
Felicitaciones desde Suecia! Porque hay tantos duplicados de los comentarios?
http://schaeffers30.blogspot.com/ He tenido a muchas primerizas de pacientes y siempre trato de normalizar la situación, principalmente porque el embarazo en si no es una enfermedad y créanme hay muchas mujeres que relacionan la fragilidad (sobretodo emocional) con la enfermedad. Que se presenten estados patológicos durante el embarazo es posible, como también lo es cuando una no está embarazada, creo que se debería normalizar la situación y vivir lo más felices posibles durante el embarazo. Además actualmente quien se queda embarazada tendría que ser por desición propia en la mayoría de los casos así que nada a disfrutar y si no lo sienten así pues a ser responsables de la concepción. http://schaeffers30.blogspot.com/
Y he visto mujeres humildes y poco cómodas socialmente cargar con su hijos, episiotomías, lactancia y pocos recursos, salir adelante y entregarle sonrisas incansables a sus pequeñitos bellos recién nacidos, no nos quejemos tanto que es un poco ñoñería también...
Lo importante es un gran cuidado para que todo este en lo normal, y siempre estar l tanto y comunicarse con su doctor para no correr riesgos, saludos
Hola,Un apunte, por favor, el secador no es recomendable, no es higiénico!!!Aparte de eso, enhorabuena por el post y en realidad por todo el blog, gracias por ir desgranando aquello que se queda "en la trastienda".
Primer parto, 17 horas dilantando, sin epidural, episiotomía, hemorragia posterior y dos transfusiones. Segundo parto, seis horitas, sin epidural, desgarro grado II. En los dos casos nos fuimos a casa de mis padres los primeros días, y mi madre me atendió. Yo amamantaba y ella y el padre de las criaturas hacían todo lo demás. Te quitas la limpieza, las comidas, las coladas y te dedicas a que el mayor no note disminución de atención y a dar mimos al recién nacido... y en cuanto el pequeño deja tu pezón, a descansar al colchón, jaja. Puerperios felices. Felicísimos, y en cuanto tienes fuerzas, a casita con tus niños y su padre. Viva mi madre, que además trabaja y tiene tiempo para todo! Y abajo las horripilantes e ignominiosas hemorroides que, en mi opinión, son lo peor del puerperio!
Será porque soy muy joven, pero lees estas cosas y el escasísimo instinto maternal que pueda tener se me va por el sumidero...me encantan los bebés, pero para cogerlos y achucharlos un ratito. Luego, para sus padres.
Yo tengo una niña preciosa de casi 15 meses, a mi la matrona sí me comentó varias veces que era difícil, que congelara comida y contara con ayuda porque tú tienes que ocuparte las 24 horas del bebe y más si le das pecho como es mi caso.Tuve un parto inducido que fue rápido, para ser primeriza, 3 horas y cuartode dilatación y episotomía A mi me ha ido muy bien porque tengo la suerte de que mi niña ha dormido siempre de un tirón todas las noches, al principio hacia 2 tomas nocturnas y luego sobre los 3 meses ninguna y siempre ha sido muy buena, no ha llorado nada. He dormido por el día el primer mes cuando la niña dormía ( como nos recomendaba la matrona), las cosas de casa se quedaban sin hacer si no eran necesarias o las hacía mi marido, Aún así lo que peor he llevado es la estancia en el hospital, estuve muy agobiada y aunque no quise visitas al final se presentó gente de imprevisto...es una epoca en la que estás cansada y con ganas de estar tranquila con tu bebé y tu marido y aún así parece que la gente no lo comprende. Luego te dan la chapa con ir a verte a casa... nosotros seleccionamos. Y luego estuve mal los 3 primeros meses con la lactancia:mastitis, grietas... fatal¡¡ menos mal que se me quitó con una pomada ( la única que me sirvió, purelan) estuve a puntito de dejarlo y aún sigo... Por lo demás he tenido mucha suerte pero no dejo de reconocer que hay gente que lo pasa mal, es muy dificil y hay que contarlo y no por ello eres mala madre. Hablando con otras mamás yo me di cuenta de que hemos tenido muchísisma suerte con nuestra nena¡ Mucho ánimo para todas las que estén ahora criando a sus bebés. Mi conclusión es que merece la pena tener un niño pero tienes que mentalizarte muy bien de que tiene momentos duros.
Muy bueno el post, qué identificada me he sentido! Con mi primer hijo, nadie me habló de lo que venía después del parto y realmente fue muy muy duro. Ahora estoy embarazada del segundo y sé lo que me espera, así que trataré de estar preparada y afrontarlo de la mejor manera posible. A mis amigas primerizas siempre les doy el mismo consejo: no os dejéis nada por hacer, porque desde el momento en que nace el bebé, vives 100% para él. Como dice la autora del post, afortunadamente los malos momentos pasan, y puedes disfrutar a tope de lo maravillosa que es la maternidad.
Da igual que te avisen, y yo casi prefiero no saber nada. Con mi hijo no fue el primer mes, sino el primer año de pesadilla, hasta los doce meses no durmió la noche entera, ( me refiero a una noche de seis horas). Y yo casi me vuelvo loca, en cuanto a las madres- abuelas es mejor que se queden en sus casas y como mucho llamen por teléfono, en el caso de que no lo desconectes como yo hacia. Ah el telefonillo hay que desconectarlo, que las visitas son un pestiño.
amigo felix..... ¿porque no lees otro periódico más cosmopolita, hombre? creo que te sulfurarías menos! no sé, el ABC, LaRazón o el Mundo igual te molarían.
Me encanta tu blog. Vivo en Suecia. Tengo un enano de 18 meses. A pesar de que el es un bendito, ha dormido y comido bien siempre. Ha empezado la guarderia sin problemas. Pero que duro a sido para mi. Odio esos libros que te preparan para la maternidad que te lo ponen todo bonito como un cuento de rosas y la verdad no es asi. Adoro a mi hijo y quiero tener otro, pero ahora se lo que es y la verdad la proxima vez congelo comida, compro ropa extra para no tener que lavar. Me compro una aspiradora automatica y ademas no se de donde lo sacare, pero buscare tiempo para mi de donde sea.
Soy madre primeriza y la verdad es que sentí todo lo que relatas en el post, me gustaria recomendar el libro de Kaz Cooke EMBARAZADA: LA GUIA INDISPENSABLE PARA MADRES PRIMERIZAS relata muy bien y de forma divertida las partes más desagradables del embarazo, parto y postparto.
Tengo dos hijas preciosas, y disfruté muchísimo de ellas desde el primer día. Es cierto que no duermes, no comes y no paras... pero con solo verlas, se olvida de todo. Mi recomendación es que disfrutéis de ellas a cada minuto, aunque estéis rendidas... son tiempos que no vuelven y recordaréis para siempre. No hay nada más bonito que ser madre.... Suerte a todas las futuras mamás...'
Si yo tuviera que valorar en general mi primera experiencia como madre primeriza....Es posible que ni si quiera se me ocurriese repetirla.El embarazo empezó bien, pero con un diagnóstico prenatal del bebé con un alteración cromosomica...Tuvimos que decidir si seguir adelante o no....Decidimos seguir adelante muy bien aconsejados por nuestras ginecologas, ya que si todo iba bien iba a ser un niño completamente normal.Final del embarazo, diagnostico de eclampsia, cesárea por retraso del crecimiento del feto. Nació con 1'700 kg.El primer mes, con la carga psicológica de mi empeño en que la lactancia funcionara, haciendo visitas cada 3 horas al hospital para darle el pecho, sacándome la leche después de darle el pecho, sacandome la leche por las noches cuando no iba al hospital.... Con fiebre por infeccion de orina por la sonda vesical que me pusieron, cefaleas como efecto secundaria a la raquianestesia.Aún asi todo, recuerdo aquel primer mes con mucha ternura por que estuve muy bien apoyada en todo momento por mi marido y mi familia, por que estabamos muy ilusionados en cada visita por los avances que haciamos y por lo que avanzaba el bebé.A dia de hoy repito la experiencia, aunque me gustaria que esta vez todo fuera mucho mejor.A las primerizas solo les digo, que deben centrarse en ser mamas, y a los papás primerizos les digo que son el pilar fundamental para que no nos desmoronemos, la mejor ayuda de todas.
Mi peque ya tiene 4 meses y hoy he podido darme un baño relajado por primera vez!!! Qué ilusión. Sí, el primer mes es absolutamente duro y más cuando tu familia te presiona y no entiende que necesitas espacio, tiempo y descanso después de 20 horas dilatando y una cesarea... http://espaciodecrianza.wordpress.com
Genial, totalmente de acuerdo!!!
Tengo una hija de 6 mese y a excepción de lo de las visitas y de llegar tarde a la cita, lo demás no me pasó. No pasé dolor por la episiotomia, andaba perfectamente al día siguiente, no olía tan mal la sangre del mes siguiente..
el tabú más hermoso de destapar… lo digo por mi experiencia… :)
Había leído este artículo mucho antes de pensar siquiera en quedarme embarazada. Pero cuando regresé del hospital, sin poderme mover de la cama por la episiotomía y hematoma derivados del fórceps, no tenía ni idea de cómo calmar a la criatura preciosa (pero exigente) que tenía entre mis brazos, y distaba años luz de sentir esa "alegría inmensa" que se suponía que iba a experimentar.. en ese momento decidí buscar este artículo! Y al leerlo, no pude reprimir lagrimones de emoción, risa, complicidad y alivio al sentirme tan identificada con este testimonio. Desde entonces se lo envío a mis amigas recién paridas, que me agradecen el consuelo y de paso sirve para romper el tabú que existe, dando paso a una verdadera terapia de grupo.
Había leído este artículo mucho antes de pensar siquiera en quedarme embarazada. Pero cuando regresé del hospital, sin poderme mover de la cama por la episiotomía y hematoma derivados del fórceps, no tenía ni idea de cómo calmar a la criatura preciosa (pero exigente) que tenía entre mis brazos, y distaba años luz de sentir esa "alegría inmensa" que se suponía que iba a experimentar.. en ese momento decidí buscar este artículo! Y al leerlo, no pude reprimir lagrimones de emoción, risa, complicidad y alivio al sentirme tan identificada con este testimonio. Desde entonces se lo envío a mis amigas recién paridas, que me agradecen el consuelo y de paso sirve para romper el tabú que existe, dando paso a una verdadera terapia de grupo.
Soy madre primeriza de un bebe precioso de 3 meses. Verdaderamente me pregunte. ¿Por que hay tanto tabu en esto? Una vez mas las mujeres nos callamos entre nosotras en vez de compartir nuestras experiencias de modo natural. Bueno... Algunas. A mi la matrona me aconsejo muy bien para el postoarto, pero es cierto. Por mucho que te cuenten ... Es mucho mas duro de lo que dicen. Sera por eso que la gente no expresa la verdadera dureza? Cuando cuento lo duro que fue, me quedo con cara de tonta porque parece que soy la unica de mis amigas que lo ha pasado fatal. Entre que la cesarea no te deja moverte, (llore de cansancio la primera noche). Despues las visitas, la presion de si sube o no la leche, la angustia de que ves que no llega, despues cuando llega no es suficiente, intentas de todo, finalmente consigo lactancia mixta. Eso si, todo el mundo te habla de las bondades de la leche materna, y tu te sientes culpable porque no llega. Dias sin dormir, dias de pijama. Mientras que la gente te dice que la lactancia adelgaza y tu dices.... Y una mierda! Otra presion mas para la mujer. Te ves postrada en el sillon para dar de mamar. Haciendo mil cabriolas para que el bebe se enganche y le puedas dar leche. La cesarea te hace que las posturas mas comodas para dar de mamardesaparezcan ( tumbada de lado en la cama... Imposible con la cesarea hasta el mes... Y medio, en mi caso). Luego lees opiniones y vas a la liga de la leche, que mas bien vas desesperada porque te gustaria dar lactancia exclusiva, y las respuestas son mas bien... ¿ porque no has venido antes? En fin ... Tomas nocturnas con sistema de nutricion suplementaria ( por sonda) para que tu bebe pueda tener esas bondades de la leche. He leido articulos de mujeres que han hecho lo imposible para dar lactancia exclusiva. Mi puerperio( periodo despues del parto para las neofitas) lo definiria como: sacrificio= lactancia, dependencia= no podia salir a la calle sola con el niño 6 peldaños me lo impedian, no podia coger el carrito a pulso por la cesarea, tenia que esperar a que viniera mi marido), dolor= fisico y emocional , agobio= suegros y visitas inesperadas (porque quieren venir todos a la vez y porque no vienen cuando el bebe tiene 3 meses, esta mas gracioso, los papas adaptados y ya todo el mundo se olvida) hambre= gracias mama por hacerme la comida y la casa, como dijo mi matrona " las visitas deseadas las que ayuden con la casa, las que no que se vayan para casa o que os acompañen en el paseo al parque con el niño porque si encima le teneis que poner la cervecita.... Ya lo que os faltaba".Asi seguiria contando experiencias sin parar... Pero cuando vez esa carita mirandote, cuando le sientes cerca y piensas hace nada estaba ahi dentro... Cuando te sonrie por primera vez... Os prometo que se os olvida todo, el mundo se para y os aseguro que los comentarios de ... " sigues embarazada? O ahora a ponerse a dieta" que tan cruelmente te comentan algunas personas... Se diluyen. Como en todo siempre encontraras a la que le ha ido de maravilla, ¡que suerte! ... O ¿que mentira? Aprendamos a ser sinceras entre nosotras, el mundo iria mejor y no tendriamos esos listones tan altos e inalcanzables.Por cierto, odio a todas las famosas que han tenido bebes y estan divinas a los 15 dias! La imagen que dan es odiosa, porque no es real y nos hacen a las demas que nos miremos en ellas pero nadie dice, si han dado a luz un mes antes para no ganar los kilos del ultimo mes, o si dan lactancia matena exclusiva o si tienen una niñera que las deja descansar en paz, o si se han hecho una operacion reductora de abdomen para estar planas al mes. Dan una imagen de la mujer ficticia e irreal. ¿ para cuando ejemplos reales? Bastante exigente es ser madre como para encima preocuparse por ser la mas divina de la fiesta! Me he extendido mucho, solo espero que este relato sirva a alguna premama o mama.Un abrazo y muchos aplausos a todas esas mamas que estan al pie del cañon esos primeros meses tan duros.
No se expresar la cara de circunstancia que se me ha quedado al leer esto en 10 minutos de descanso de cuidar a mi bebe de 20 días. Los únicos 10 minutos para mí. Pienso una y otra vez en lo que han dicho y creo que me repito como todas: es acaso un tema tabú?A modo resumen mi experiencia se parece mucho a la del post. Yo fui cesárea en el ultimo momento. Mi embarazo iba bien biológicamente hablando. Pero llegue a la semana 42 y no tenia contracciones. La ginecóloga no me administro inducción y decidió sobre la marcha cesárea al día siguiente.Repito: semana 42. Eso es: 42 semanas de estrés familiar, de control de amigos y conocidos, de limitaciones personales, ansiedad, etc. A mi se me sumó con los papeleos y fechas limites para matricularme en derecho. Que lo terminé el día wje fui ingresada. Tras la sorpresa de la cesárea, ese día mismo ya das igual. Es así. Lo importante es el bebé. A partir de mucho antes de parir, la gente te hace sentir ya mala madre porque duermes o no, por lo que comes o no, lo que haces o no. Hablamos de estima que disminuye hasta el día de dar a luz al bebé. Después, todo es peor. Las noches el bebe tarda en adaptarse. Y la gente te culpara a ti y malas costumbres de esto. Si no come bien (o pide cada hora leche) dirán que es porque tu leche es mala, o no tienes tanta. Si caga mal es culpa de lo que tu comes, que el ingiere por la leche, te dirán. Aguantas visitas de mierdao paseos que no quieres hacer, ir al baño son dos semanas de sufrimiento, lloros y dolor. A mi la lactancia me fue muy bien, aun hoy, y que siga así. Pero el bebé si enferma también es culpa tuya.Nadie te dice que el primer mes de vida del niño y de nueva visa tu pasas a ser un segundo plato, o décimo, y que todo lo que le pase al bebe sera tu culpa, y que el padre se volverá loco de estrés que TÚ (madre) deberás controlar no solo tu pena y dolor de la nueva vida, sino el sentimiento de tu pareja. Pasas de ser una mera embarazada más a una mujer luchadora que hasta tú te sorprende de cuanta paciencia y aguante tienes para todo. Y la capacidad de hacer mil cosas a la vez.
Me encanta el post!! En mi opinión las visitas són lo peor, porque ya la matrona nos preparó en el curso preparto de lo bueno y lo malo, y todo y avisar a la familia de que necesitábamos tranquilidad, en seguida querían venir a verlo, cogerlo, tocarlo, abrazarlo... Y yo de chacha paca con ellos. Mi casa un hostal donde tenía que dar prácticamente día o días y hora para que viniesen incluso días y días a dormir! Que es tu primer hij@! Que lo quieres disfrutar y ya te cuesta bastante porque el primer mes vas perdida, cansada, dolorida, y en ocasiones depresiva, y con tanta visita mucha más de todo!! La próxima vez, si la hay, nos vamos de vacaciones!!
buen artículo, bueno, los cambios siempre dueles, es ley de la vida…
Madre mia.. No puedo sentirme mas identificada... Es lo que yo no paro de repetir desde que di a luz.. ¿Por que coñX nadie nos cuenta la verdad? Y encima si no estas exultante de alegria eres de lo peor... Que bonita la maternidad! Y una mierrrrrrXxx....En que fregao me he metido... 😱Eso si.. Cuando ves a tu nene feliz! Se te pasa todo! Lo que daria porque no llorase tanto..😊 solo me consuela leer blogs como este y el pensar que tiene periodo de caducidad.. Que esto se pasa... En fin.. Animo a todas las que pasais por esto..
Soy primeriza con bebe de 5 meses. Sin duda lo mas duro es el primer mes. En el que estas muy cansada, dolorida y todavia con las hormonas por las nubes. La mami pasa a un segundo plano y todo el mundo quiere coger, besar, achuchar al recien nacido así se te pongan los pelos de punta. Visitas da igual q sea mañana o tarde. Yo aconsejaría a quien vaya a dar a luz en breve hablar mucho sobre el tema de las visitas y poner los puntos sobre las íes desde el principio, pq luego no se tienen fuerzas para ello y la gente con "la ilusion" se lo tomará todo a mal cuando se les intente frenar. Es precioso, vale la pena por duro que sea y todo va volviendo a su sitio poco a poco.