Una asociación mantiene la convocatoria de los actos 'abertzales' pese a la prohibición de Garzón

El juez considera que el acto es delictivo "por su clara intención de apoyar a ETA". -El Gobierno vasco prohíbe la manifestación del 21 en Bilbao

La agrupación de familiares de presos de ETA Etxerat ha anunciado hoy que mantiene su convocatoria para mañana en San Sebastián en defensa de los derechos de los reclusos de la banda terrorista a pesar de que el juez de la Audiencia Nacional Baltasar Garzón la ha prohibido hoy junto a otra manifestación prevista también para mañana y una tercera convocada para el sábado "por su clara intención de apoyar a ETA".

El magistrado ha considerado que las convocatorias y algunos actos que la integran "pueden ser delictivos" y, por ello, "deberán adoptarse todas las medidas para prevenir la comisión de delitos con ocasión de aquellos". El juez acepta así la petición del fiscal que, apoyándose en un informe de la Ertzaintza, solicitó la prohibición de esos actos cuyos eslóganes eran Queremos a los refugiados y presos en casa, Los presos vascos que están enfermos y los que hay cumplido las tres cuartas partes, a casa ahora y Los presos a casa Juan Rego en estado grave Txomin Troitiño secuestrado libertad ahora.

Más información

El juez sostiene que las concentraciones tienen "la clara intención de apoyar y enaltecer a la organización terrorista y a sus miembros", especialmente a los presos, "a los que eufemísticamente se titula como presos políticos, cuando en realidad se trata de personas condenadas o en prisión por delitos relacionados con el terrorismo y la organización terrorista ETA". Garzón añade en su auto que las concentraciones "enmascaran actos que emulan a los ya convocados por el autodenominado movimiento Pro Amnistía, sucedáneo de Batasuna, declarada ilegal el 15 de septiembre de 2008".

Por esa razón, el juez comunica a la consejería de Interior del Gobierno vasco, a la comisaría de Policía de San Sebastián y al Servicio de Información de la Guardia Civil para que tomen "las decisiones oportunas para impedir" la celebración de los actos.

Tampoco en Bilbao

Previamente a la decisión de Garzón, el Gobierno vasco ha prohibido la manifestación convocada por la izquierda abertzale para el próximo 21 de agosto en Bilbao. El Departamento de Interior ha argumentado que los organizadores pretendían aprovechar las fiestas locales en la capital vizcaína para "defender o reivindicar postulados de formaciones ilegalizadas". La Audiencia Nacional será la encargada ahora de pronunciarse definitivamente al respecto.

La asociación Dignidad y Justicia también solicitó ayer la prohibición de la manifestación durante las fiestas de Bilbao, al estar secundada por el entorno etarra y ser presentada por concejales de la ilegalizada Euskal Herritarrok. El Departamento de Interior recoge esa idea y ha adoptado la decisión tras analizar "los claros vínculos con organizaciones ilegalizadas de las personas que se encargaron de dar a conocer a los medios de información el contenido de sus declaraciones y la identidad de la persona que realizó el trámite de comunicar a la Ertzaintza la manifestación", según señala en un comunicado la Consejería dirigida por Rodolfo Ares.

El líder del PP vasco cree que "la única manifestación permisible para esa gente sería una que vaya desde Bilbao hasta la cárcel de Basauri"AGENCIA ATLAS

Lo más visto en...

Top 50