Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Recuperados 19 cadáveres de la patera hundida en Lanzarote

Hay varios niños entre los fallecidos.- En la embarcación viajaban entre 24 y 28 personas y seis han sobrevivido.- Tres o cuatro más podrían haber huido a pie

La cifra de cadáveres recuperados al volcar en Teguise (Lanzarote) la patera en la que viajaban un grupo de sin papeles se ha elevado a 19 en las últimas horas, según han informado los servicios de Emergencias de Canarias. Un total de 14 cuerpos han sido recuperados sin vida durante esta mañana que se suman a los otros cinco cadáveres hallados anoche. Entre los cadáveres hay varios niños, aunque la cifra aún no ha sido precisada. Los equipos de salvamento ya han avistado otros cuerpos a la deriva.

Anoche fueron recuperados los cuerpos de una niña de ocho años, dos hombres y una mujer que perecieron a escasos 20 metros del litoral de Teguise al naufragar la embarcación que transportaba a la costa canaria a entre 24 y 28 personas. Seis personas han logrado sobrevivir y han sido hospitalizadas con síntomas de hipotermia propios del viaje. Los servicios de Emergencias continúan buscando por si hubiera algún cadáver más en la aguas de Lanzarote, mientras que al menos tres de los ocupantes de la patera podrían haber huido de la zona a pie.

El presidente canario, Paulino Rivero, ha criticado critica que la patera llegara "sin ser detectada" y ha pedido al Ejecutivo central un encuentro en Canarias para evaluar la situación. "Es un nuevo caso de muerte en nuestras costas, es un caso terrible, probablemente, pendiente de la confirmación de las cifras desde el punto de vista oficial, con toda probabilidad la mayor tragedia que ha ocurrido en nuestras costas", ha afirmado Rivero. El Gobierno de Canarias ha convocado para el mediodía de hoy un minuto de silencio en la puerta de todos los edificios públicos de la Comunidad Autónoma, en señal de duelo.

Ayudados por surfistas

Los seis supervivientes fueron ayudados por dos surfistas -uno de ellos un uruguayo llamado Cristian Hunt-, que se tiraron al mar al ver que la embarcación naufragaba. El accidente tuvo lugar sobre las seis y media de la tarde (hora canaria) en las proximidades de una zona conocida como Los Cocoteros, en el municipio de Teguise.

Los cadáveres de la pequeña inmigrante y de la mujer fueron rescatados pasadas las ocho de la tarde por los efectivos del Grupo de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil, que participó en las labores de búsqueda de los cadáveres, mientras que los otros dos cadáveres aparecieron poco después. Al filo de las once de la noche los equipos de rescate suspendieron la búsqueda, debido a la falta de luz y al mal estado de la mar y la han reanudado esta mañana. Cinco de los supervivientes fueron trasladados a un centro hospitalario. El sexto superviviente, también menor de edad, fue quien informó a la Guardia Civil de que en la barquilla viajaban 28 personas.

La presidenta del cabildo de Lanzarote, Manuela Armas, Armas explicó que los surfistas "estaban en la playa y se tiraron con la tabla de surf a ayudarlos". Junto a Hunt, estaba Johny Camarasa. Cuando los dos jóvenes se acercaron hasta la patera volcada pudieron escuchar los gritos y lamentos de los inmigrantes que intentaban mantenerse a flote debajo de la barquilla, gritos que llegaban hasta la costa donde los vecinos intentaban colaborar arrojando cuerdas y salvavidas al agua. La zona donde se produjo el accidente es muy rocosa y de difícil acceso. Después de que un agente de la Policía Local de Teguise alertara al 112 del Gobierno canario, hasta allí se trasladaron efectivos de la Policía Local, Guardia Civil, Cruz Roja, los Bomberos, Protección Civil y Salvamento Marítimo. Asimismo, numerosos vecinos y pescadores han colaborado en dichas tareas.

Fuentes de estos equipos de rescate confirmaron que los inmigrantes rescatados con vida eran de origen magrebí y que la embarcación en la que viajaban era una barca pequeña, de unos seis o siete metros de eslora, de las que suelen hacer la ruta entre el sur de Marruecos y la isla de Lanzarote. El consejero de Presidencia y Justicia del Gobierno canario, José Miguel Ruano aseguró esta noche que la zona del accidente, en Los Cocoteros, "está muy oscura y con un mar muy embravecido".