Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Batalla campal en San Sebastián

Radicales 'abertzales' han volcado un autobús y quemado varios contenedores.- La Ertzaintza ha cargado para dispersar a los violentos

Las calles del centro de San Sebastián han sido escenario esta tarde de una batalla campal entre varios grupos violentos de la izquierda abertzale y agentes de la Ertzaintza. Los radicales pusieron patas arriba el centro de la ciudad tras volcar numerosos contenedores en la calzada y prenderles fuego. También cruzaron al menos dos autobuses y atacaron varias entidades bancarias. La policía vasca, que en algunos momentos tuvo que replegarse ante la virulencia de las violentas acometidas de los encapuchados, tuvo que utilizar material antidisturbios para tratar de dispersarles. Los enfrentamientos continúan en este momento.

Los incidentes comenzaron a las 16.15 cuando cerca de un millar de personas que habían asistido a un concierto antifascista empezó a proferir gritos a favor de la independencia y vivas a ETA. En ese momento lanzaron varias bengalas y petardos a los agentes de la Ertzaintza que tenían acordonado todo el Bulevar donostiarra. Grupos organizados de radicales se lanzaron al ataque de forma simultánea y desde varios puntos de la ciudad contra la policía autonómica, que en algunos momentos se vio superada por los manifestantes.

Varias ambulancias y equipos de bomberos tuvieron que intervenir en el lugar de los incidentes, que estuvo controlado por un helicóptero de la Ertzaintza. En San Sebastián estaba prevista la celebración de una manifestación de la Falange a favor de la unidad nacional, a la que había anunciado su presencia el líder ultraderechista Ricardo Sáenz de Ynestrillas.

Precisamente, la policía vasca mantuvo retenidos durante varias horas a ocho autobuses de miembros de la Falange en el peaje de Zarautz y después en otro punto de San Sebastián para evitar que entraran en el centro de la ciudad, donde en este momento continúan, aunque con menos intensidad, los incidentes.