Los sindicatos advierten a CEOE que se ha agotado la negociación del pacto salarial

UGT y CC OO convocan 73 manifestaciones en toda España para el Primero de Mayo

Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Álvarez, en la presentación del manifiesto del Primero de Mayo
Los secretarios generales de CCOO y UGT, Ignacio Fernández Toxo y Pepe Álvarez, en la presentación del manifiesto del Primero de MayoEFE

Las conversaciones para renovar el pacto salarial para 2017 están abiertas desde hace medio año. Con mucha lentitud y tensión han avanzado hasta llegar a un punto que parece presagiar un acuerdo temprano. Pero hoy los sindicatos, en la presentación del Primero de Mayo, han mostrado su disgusto por la marcha de las negociaciones y han advertido que el tiempo “se ha agotado. No voy a poner fecha, pero que no piensen [en referencia a CEOE] que esto puede estar permanentemente en el limbo”, ha advertido el líder de CC OO, Ignacio Fernández Toxo, en la presentación del Primero de Mayo, con su homólogo de UGT, Pepe Álvarez, suscribiendo sus palabras.

A comienzos de mes las negociaciones parecían estar a punto de cerrarse con éxito. La patronal accedió a fijar un aumento mínimo, del 1%, en las recomendaciones salariales para este año y, desde ambos lados, se apuntaba que todo podía estar listo antes de acabar abril. Pero ha llegado el momento y no hay pacto. Y los sindicatos reclaman el pacto ya. "CEOE se ha movido", ha admitido Álvarez, "pero es insuficiente". "Además, hay un punto que no es negociable. No pueden ser las mutuas quien de las altas y las bajas en este país", ha rechazado el sindicalista, bajando al detalle.

Toxo, por su parte, ha lamentado como se están produciendo las negociaciones. "Esto es una negociación surrealista. Llevo bastantes años en la negociación colectiva y jamás me había encontrado con una negociación colectiva de estas características si es que se puede hablar de negociación", ha atacado. Sobre plazos, ha advertido que "CC OO no va a llegar a su congreso [a finales de junio] con la mesa abierta y sin acuerdo".

En la misma línea, Álvarez ha advertido que si no hay acuerdo habrá más conflictividad laboral. "Si después de todos estos años, en los que los trabajadores de este país hemos pagado la crisis como lo hemos hecho, no hay pacto, será responsabilidad de CEOE. Y también lo será el Gobierno por omisión", ha continuado. Minutos antes, el líder de UGT había lamentado la forma en que se está produciendo la negociación por tiempos y formas: "No hay excusa. Se tiene que concluir esta situación. No parece de recibo que la comunicación se de vía carta y vía correo electrónico".

Durante la presentación de las 73 manifestaciones que ambas organizaciones han convocado conjuntamente para el Primero de Mayo, con el lema No hay excusas. Empleo estable, Salarios dignos, Pensiones dignas, Más protección social,ambos líderes sindicales han llamado la atención por la diferencia entre las cifras macroeconómicas y la situación de los trabajadores. "Las cifras son buenas", ha reconocido Toxo, "ahora, la alineación con las necesidades de las personas, no tanto. Vamos, son malas". "Nunca en la historia de nuestro país la economía real ha tenido tan poco que ver con la macroeconomía", ha abundado Álvarez. 

Para llamar a la movilización el próximo lunes, Álvarez, que se ha mostrado optimista con la asistencia a la convocatoria madrileña, tradicionalmente poco secundada en los últimos años, ha dicho que en las manifestaciones también tiene que expresarse un grito contra la corrupción: "No se puede soportar que los ciudadanos se levanten todas las mañanas con estas noticias". 

Sobre la firma

Manuel V. Gómez

Es corresponsal en Bruselas. Ha desarrollado casi toda su carrera en la sección de Economía de EL PAÍS, donde se ha encargado entre 2008 y 2021 de seguir el mercado laboral español, el sistema de pensiones y el diálogo social. Licenciado en Historia por la Universitat de València, en 2006 cursó el master de periodismo UAM/EL PAÍS.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS