El Ejido adjudica obras a un implicado en la red corrupta

El municipio encarga al empresario trabajos del Plan E

El Ayuntamiento de El Ejido ha adjudicado cuatro obras del Plan E por un valor total de 243.520 euros a una empresa administrada por José Carlos Lirola, uno de los principales imputados en las investigaciones sobre la presunta trama corrupta para saquear las arcas del municipio. Lirola, quien fue detenido junto a sus dos hermanos en diciembre, está en libertad bajo fianza de 50.000 euros acusado de cohecho y tráfico de influencias.

La empresa a la que se le adjudicaron estas obras durante la última junta de gobierno local es Ingeniería y Obras Lirola, creada el pasado abril para la prestación de servicios de intermediación de compraventa y arrendamiento de terrenos. Pese al objeto de la mercantil y su falta de experiencia, resultó seleccionada por el equipo de gobierno que encabeza Ignacio Berenguel, también imputado en la causa, para conectar con fibra óptica diversos edificios municipales, entre ellos el Ayuntamiento. Además, la firma dotará de suministro eléctrico a los centros de usos múltiples y consultorios de Santo Domingo y Las Norias, así como a edificios municipales como el pabellón de deportes.

El presupuesto previsto para los trabajos supera los 200.000 euros

Los hermanos José Carlos, Gabriel y Francisco Javier Lirola controlan uno de los grupos empresariales salpicados por la trama, que es concesionario del servicio de recogida de basuras y limpieza viaria de El Ejido. De hecho, este grupo fue entre 2005 y 2007 el principal cliente de las sociedades del ex interventor interino de El Ejido y presunto cerebro de la trama corrupta, José Alemán. Un informe de la fiscalía sostiene que los Lirola pagaron en dos años comisiones por valor de 1,8 millones de euros a Alemán quien, a cambio, favorecía a su grupo en las contrataciones con Elsur, escenario principal de los delitos investigados en la Operación Poniente.

La sociedad mixta para la prestación de servicios municipales en El Ejido, en la que participan el Ayuntamiento y Agua y Gestión, filial de Abengoa, notificó por su parte durante la noche del jueves el despido de 16 trabajadores. Estos despidos disciplinarios afectaron a los empleados de las subcontratas de dos de los principales imputados en la trama, cuyas plantillas fueron absorbidas hace dos semanas por la sociedad mixta.

La intención de la firma era que ninguno de estos empleados se personara ayer en sus dependencias, pese a lo que varios se dirigieron a sus puestos de trabajo al no haber recibido aún la notificación de sus despidos. En su trayecto hacia las instalaciones de Elsur, dos trabajadores se salieron de la vía con su vehículo minutos antes de las 8.00 de ayer. Uno de ellos resultó herido leve, mientras que el otro se encontraba anoche en estado crítico en la UCI del complejo hospitalario de Torrecárdenas.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Mientras todo esto ocurría en El Ejido, la trama corrupta fue motivo en la capital de una nueva refriega entre PSOE y el PP. El secretario provincial del PSOE, Diego Asensio, quien insistió en que ningún socialista está "ni imputado, ni implicado" en esta causa, puso en duda la honradez del alcalde de Almería, Luis Rogelio Rodríguez-Comendador (PP). "Si alguien está implicado con papeles es él", dijo Asensio sobre el alcalde, cuyo nombre, abundó, coincidiría en una empresa junto al de Alemán.

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS