_
_
_
_
DÍAS DE OCIO

La Casa Encendida instala en su patio unas fiestas teatrales

El montaje, de una compañía catalana, implica a los espectadores

El patio de La Casa Encendida se ha llenado de guirnaldas de bombillas, cadenetas de colores y otros aderezos de verbena de plaza de pueblo. Son parte de la escenografía de Fiestas populares, el espectáculo que presenta hoy un grupo de actores catalanes y que fue estrenado hace pocas semanas en El Mercat de les Flors de Barcelona.

La idea original parte de los actores, a la par que dramaturgos, Juan Navarro e Ignasi Duarte, que se conocieron trabajando en un espectáculo de Roger Bernat. Se les ocurrió escribir sobre "la necesidad de celebrar y de lo que eso comporta; de sus premios, de la catarsis y la música, y del miedo a la soledad", según Navarro. Les salió un texto donde "los personajes interpretan una historia de amor mal contada en medio de una fiesta simulada".

La destinataria de los suspiros de los actores será una mujer del público elegida al azar, mientras que los demás espectadores se convertirán en personajes de la trama, "a los que nunca se les obliga a participar y se les pregunta primero", tranquilizan los responsables de la compañía.

Argumento interactivo

Este argumento interactivo y el hecho de que a veces los actores olviden sus personajes "provocan deserciones y antipatías entre el público", asegura Navarro. Sin embargo, este creador pretende demostrar que los comportamientos sobre el escenario son una copia de lo que ocurre en cualquier fiesta mayor de una ciudad.

No falta el pregón que da paso a la verbena, "pero no es un pregón que se mueve en la hipocresía o la doble moral, sino que termina en tragedia", anuncian los programadores. El exceso de alcohol y la tarima para los músicos tampoco faltan como parte del espectáculo.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

La nómina de actores se completa con Gonzalo Cunill, que recibió el galardón especial de la Crítica Teatral de Barcelona en 1999 por su interpretación en Calígula junto a Jan Lauwers, y con el músico y clown Vías Aboal, que se ha pasado media vida trabajando en circos suizos y alemanes. Este multiinstrumentalista (acordeón, percusión, teclados y trompeta) ha fundado un puñado de bandas y ha colaborado con artistas como Manu Chao o Pablo Novoa (Golpes Bajos).

Fiestas populares. La Casa Encendida (ronda de Valencia, 2; 91 506 38 75). Hasta el 12 de junio. 22.00. Entrada: 3 euros. www.lacasaencendida.com

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_