Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
COMERCIO

Las tarjetas 'seguras' de pago se estrenan en España para atajar el fraude electrónico

El sistema de Visa, que asocia la tarjeta de crédito a una contraseña, ya está disponible en España. Mastercard ultima su nuevo servicio. American Express lanza una tarjeta de seguridad contra los fraudes en Internet.

Hay que convencer a los clientes de que comprar por Internet es seguro. Y en eso están las empresas de tarjetas, interesadas en que el comercio electrónico funcione. Visa y Mastercard han puesto en marcha un sistema de comercio electrónico seguro que permite encarar un problema creciente: comprobar que el cliente es quien dice ser cuando compra por la red.

La fórmula de Visa, estrenada primero en Estados Unidos y ahora en España, es sencilla: los titulares de la tarjeta deben comprobar en la web de Visa si su banco participa en el programa, registrar su tarjeta y crear una contraseña, que sólo el internauta conoce. Los comercios que participan ya en Verified by Visa, como Tickets.com y Priceline.com, solicitan la contraseña antes de ejecutar la venta. Las tiendas virtuales deberán tener disponible un software específico. Según un estudio de Visa, el 70% de los norteamericanos se sentirían más seguros en Internet al saber que su identidad no puede ser reemplazada.

En España hay 28,6 millones de tarjetas Visa. La Caixa es la primera entidad financiera española que ha incorporado el sistema. 'Las entidades financieras adheridas a Visa España están añadiéndose progresivamente a este mecanismo de seguridad', explica Enrique Rodríguez Bonachera, director de Servired.

La Caixa introduce una novedad en el mecanismo: el teléfono móvil. En su servicio Compra Segura, el cliente debe vincular, en una oficina o a través de Internet, su número de móvil a cualquier tarjeta Visa. Se le asignará un número secreto personal (PIN). Siempre que se efectúe una compra en un comercio virtual conectado al sistema, se solicitará la autorización mediante una llamada al móvil asociado. El cliente autorizará la operación al teclear en el teléfono el PIN. 'Tanto el comercio como el titular de la tarjeta tienen que estar certificados. Eso significa que la transacción es segura', afirma Vicky Matía, directora del área de banca electrónica de La Caixa.

Por su parte, Mastercard lanzó en mayo del año pasado en Estados Unidos un nuevo protocolo SPA que permite, igualmente, que el propio cliente confirme la compra en un comercio virtual. Las tres redes españolas, EURO6000, 4B y Sermepa, ultiman detalles para lanzar en España el servicio para los usuarios de Mastercard.

Las tarjetas de crédito son usadas en más del 90% de las transacciones electrónicas. El centro Internet Fraud Complaint presentó la semana pasada su estudio anual, en el que cifra en 18 millones de dólares las pérdidas por los 16.775 fraudes denunciados el año pasado en Estados Unidos, la mitad relacionados con subastas en Internet. Otros engaños incluyen el no envío de mercancías compradas, fraudes en tarjetas de crédito y estafas por correo electrónico, informa Mercè Molist.

Existen otras formas de dar confianza en Internet. American Express ha lanzado recientemente en España la tarjeta azul contra los fraudes en Internet. En caso de que se produzca una compra no autorizada en la red, American Express devuelve el dinero del cargo.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Jueves, 25 de abril de 2002