Entrevista:

MAITE ZÚÑIGA ATLETA "El deporte de alto nivel es más complicado para una mujer"

álaga Cuando habla de deporte, da la sensación de estar tratando acerca de una disciplina ascética. Y eso a pesar de que ha rozado el cielo gracias a sus largas piernas. Maite Zúñiga -record España en 1500, 1000 y 800 metros, dos veces finalista olímpica y 60 veces internacional, en los 20 años que lleva dedicada a la alta competición- asegura haber conseguido llegar tan alto gracias al esfuerzo y a la renuncia. Pregunta. ¿A qué ha tenido que renunciar para llegar tan alto? Respuesta. He renunciado a mi familia puesto que yo vivo en Madrid y ellos, en Vitoria. He renunciado a mi vida personal puesto que estuve casada y tuve que renunciar a mi vida de pareja por dedicación. He renunciado a mi círculo de amigos y me he tenido que reducir a los que se mueven en el mundo del deporte porque son con los que coincides en horarios y en necesidades. He renunciado a mis vacaciones porque no tenemos más de 10 días al año. Como ves son muchas renuncias. P. ¿Es más complicado para una mujer dedicarse a la alta competición? R. Sí, por las presiones familiares y sociales. Seguimos teniendo parejas que no entienden al deportista de alto nivel que no son capaces de hipotecar nada de su vida por dárnosla a nosotras y que no pueden entender que tienes que viajar y competir para tener mejores medios y mejores entrenadores. P. ¿Merece la pena? R. Sí, si no fuera así me dedicaría a otra cosa. El deporte de alto nivel es como una droga, con la diferencia de que ellos están acabando con su vida y tú en cambio estás intentando lograr la gloria. Llega un momento en que forma parte de tu vida y no puedes renunciar a ello. Tienes necesidad de entrenar de marcarte y lograr metas cada vez más altas. Además, obtienes la satisfacción de conseguir objetivos que te marcas y, no voy a decir que no, el reconocimiento social es también muy importante. P. Pero, ¿a costa de todo? R. Todos empezamos a hacer deporte por el hecho de hacer deporte. Luego llega un punto en que planteas intentar ser alguien. Y en el momento en que quieres el récord apuestas el todo por el todo. Si no, te quedarías en un nivel inferior que no suponga más que unas horas de entrenamiento, en un nivel que no conlleve la renuncia y el sacrificio que supone el deporte de alto nivel. Pero todos los que llegamos al deporte de alta competición sabemos a lo que nos exponemos. P. ¿Qué va a hacer cuando se retire? R. Mi idea es llegar a Sidney y luego retirarme. Tengo trabajo porque soy policía autónoma en el País Vasco y, opto por no volver, intentaré estar vinculada al mundo del deporte con chavalitos o dentro de la federación, aportando lo que pueda como deportista.

Lo que más afecta es lo que sucede más cerca. Para no perderte nada, suscríbete.
Suscríbete

Regístrate gratis para seguir leyendo

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS