Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Prosinecki encuentra acomodo en el Oviedo

Prosinecki pondrá fin hoy, a las 13.30, posando con una camiseta azul, a un verano kafkiano. El Real Oviedo ha pasado de ser el único equipo de Primera División que aún no se ha reforzado a protagonizar uno de los fichajes más explosivos del verano. Prosinecki jugará la próxima temporada en Asturias por una extraña combinación de amistad, paisanaje y, sobre todo, necesidad del club asturiano de estimular a su masa social. El principal problema, resuelto ayer mismo, ha sido el dinero.Los directivos del Oviedo han movilizado a la ciudad para lograr un objetivo que parecía utópico hace unas semanas, sobre todo tratándose de un club que va a presentar un desfase de 300 millones de pesetas en la pasada temporada. Como esa misma cantidad, millón arriba o abajo, es lo que cobra Prosinecki en el Madrid, las pretensiones azules sonaban a poco serias. Sin embargo, el acuerdo ha sido posible. El croata rebajó sus pretensiones y se conforma con cobrar 230 millones de pesetas la temporada que pasará cedido en el Oviedo. El club propietario de su ficha, el Madrid, pagará 130 millones y los 100 restantes el equipo ovetense. Como compensación el Madrid disputará un amistoso en el Carlos Tartiere cuyos derechos televisivos irán a las arcas blancas.

"Allí está Antic, con el que coincidí en el Real Madrid, me conoce muy bien y somos muy buenos amigos", razona Prosinecki. En el Oviedo también están otros dos amigos de Prosinecki, Jerkan y Jankovic.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Sábado, 13 de agosto de 1994