Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

El Estudiantes superó en todo al Barcelona

A sabiendas de que la clasificación era imposible de mejorar, el Barcelona actuó con el pensamiento puesto en ese encuentro que el miércoles disputará en Cantú al Gabetti, y que le puede llevar a ser finalista en la Recopa. Pero ni esto es un demérito para el triunfo conseguido por Estudiantes, ni tampoco una excusa para los barcelonistas que, en teoría, cuentan con equipo sobrado para afrontar las dos competiciones y realizar en ambas un digno papel sin necesidad de dejar expuestos de forma tan evidente como lo hicieran el domingo cuáles son los verdaderos males de su plantilla.El empuje azulgrana sólo duró ocho minutos a los que llegaron con una sustancial ventaja de 17-29. Codina,que había empezado con sus hombres en defensa individual, ordenó en ese preciso instante unas zonas que ni Portela ni sus hombres acertaron a romper de inmediato y tardaron cinco minutos en salir de esos veintinueve puntos que le habían puesto en clara ventaja en el marcador. El tanteo se volcó del lado colegial. que llegó a contar, con 40-33 en el minuto diecisiete, para alcanzar el descanso con 45-43.

La reacción de Estudiantes en la primera mitad había sido un serio aviso para el Barcelona que se confirmó apenas comenzada la segunda parte, en que los de Codina. en el minuto cuatro, se fueron diez puntos arriba en el marcador (59-49), para a partir de ahí conservar su ventaja durante el resto del encuentro y sin consentir que en ningún momento los catalanes se acercaran lo más mínimo. Portela lo intentó todo, pero todo de mala manera, por,que en nada de lo que él dispuso acertaron sus hombres. Guyette estuvo todo el partido en el bancq viendo cómo sus compañeros se veían completamente dominados por un Estudiantes que con su victoria conseguía un meritorio cuarto puesto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Martes, 6 de marzo de 1979

Más información

  • Baloncesto: los colegiales, merecidos cuartos de la Liga