Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
Baloncesto

El Areslux sorprendió al Tempus

El Areslux demostró con creces el porqué de su privilegiada situación en la clasificación y se impuso con tanta claridad como justicia al Tempus en un partido que siempre fue dominado por los catalanes, muy superiores a sus rivales en todos los aspectos.Desde el principio se vieron las lagunas de los madrileños, sobre todo por parte de sus hombres altos y muy especialmente en Romay, que no sólo no acertaba a contener a Simón, sino que, además, cargaba de personales a los compañeros que le apoyaban en el marcaje del americano. De ahí que Fermoselle a los diez minutos ya tuviera cuatro faltas. Hasta el minuto quince (38-46) Peiró no se dio cuenta de la flaqueza de Romay; entonces le sustituyó por Echevarría y ordenó una defensa en zonas que de ir por detrás hasta por diez puntos le llevó a empatar a 56 en el descanso. En la segunda parte se volvió a cometer el mismo error de mantener a Romay en la cancha, ya que el joven pivot no tenía su día y Simón primero y después Epi dominaban de cabo a rabo bajo los dos tableros. El marcador se mantuvo con cortas ventajas catalanas hasta el minuto catorce (87-90), y a partir de ahí el Areslux se despegó en el marcador y ni siquiera los tres últimos minutos de presión del Tempus sirvieron para aminorar distancias, ya que los de Palmi supieron salir muy bien de ella y tuvieron en Epi un eficaz ejecutor.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Domingo, 7 de enero de 1979