Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Areilza apoya la creación de un gran partido liberal

Una amplia operación, que contaría con el respaldo de José María de Areilza, ha sido puesta en marcha con el objetivo de aglutinar a los grupos liberales españoles en un gran partido, que pueda tener un peso específico en la política española. La persona que sería la punta de lanza de esta operación es Joaquín Satrústegui, de Alianza Liberal, el senador más votado por Madrid en las últimas elecciones, que formó parte de la candidatura senadores para la democracia, apoyada por demócratacristianos, socialistas y comunistas.Los grupos y personalidades políticas que impulsan esta operación estiman que en la política española se echa en falta un movimiento liberal estructurado, que represente un punto de equilibrio entre los partidos conservadores de derecha y los partidos de izquierda y, sobre todo, constituya un freno a las tendencias autoritarias de unos y otros. Con vistas a esta futura unificación en un gran partido, los grupos y personalidades liberales que patrocinan esta operación han previsto la celebración de un congreso liberal constituyente que podría celebrarse en la segunda quincena de octubre. Desde hace varias fechas se vienen celebrando reuniones preparatorias de dicho congreso, a las que asiste, entre otras personas, el dirigente del Partido Popular catalán, Antonio de Senillosa. Por otra parte, se ha adoptado el acuerdo de hacer una encuesta sobre la conveniencia y necesidad de este congreso constituyente entre todos los partidos de ideología liberal, incluidos los que actualmente están integrados en el partido gubernamental Unión de Centro Democrático.

La operación de unificar a los grupos liberales españoles en un gran partido, aunque, según parece, apoyada por la mayor parte de éstos, es rechazada por el Partido Liberal, que dirige Enrique Larroque, cuyo comité ejecutivo ha reiterado en su reunión del pasado fin de semana su propósito de crear una federación de partidos liberales.

La contraposición de las dos tesis: la unitaria, de Satrústegui, y la federativa, de Larroque, ha comenzado a originar tensiones en el partido que dirige este último, con la dimisión de cinco miembros del comité ejecutivo. Uno de éstos, Vicente Roa, ha anunciado su propósito de «trabajar en la constitución de una única organización, encabezada por el senador Satrústegui, hasta la celebración del congreso constituyente».

Por su parte, Juan García Madariaga, presidente del Partido Progresista Liberal, parece dudar entre una y otra tesis como fórmula de unificación de los liberales. El comité ejecutivo de este último partido tiene prevista una reunión el próximo viernes y es posible que en esta reunión se adopte una decisión al respecto.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 21 de septiembre de 1977