El fichaje más mediático juega en el plató

LaLiga se ha reforzado con el que desde hace unos años es el presentador estrella de la BBC. El exfutbolista Gary Lineker explica su regreso al fútbol español, 32 años y 52 goles después, y su secreto para moverse frente a las cámaras con la misma facilidad que lo hacía dentro del área

El exfutbolista y presentador Gary Lineker en una imagen reciente.
El exfutbolista y presentador Gary Lineker en una imagen reciente.Getty Images

Gary Lineker nació con dos dones. El primero, un talento excepcional para alojar balones en la red, le llevó a ser el máximo goleador de la Copa del Mundo de 1986 y a firmar ese mismo verano por el FC Barcelona en calidad de figura internacional. El segundo, una facilidad natural para el comentario mordaz, le llevó a convertirse en uno de los presentadores más famosos de la televisión británica y a regresar al fútbol español de nuevo como una estrella, esta vez de la comunicación. El inglés acaba de ser nombrado embajador de LaLiga y se estrena esta temporada como comentarista y analista en LaLigaTV, el canal que desembarcó hace dos años en Reino Unido e Irlanda con encuentros en directo y una programación dedicada las 24 horas al balompié. Un fichaje mediático en toda regla.

Pocas trayectorias como la de Lineker han sido tan exitosas en el césped como en los platós. De ser el tercer mayor goleador histórico de la selección de Inglaterra, el delantero pasó a convertirse en el presentador más longevo de Match of The Day, el programa deportivo de la BBC con más años consecutivos en antena del mundo, que conduce desde 1999. Aunque asegura que al principio no era muy bueno, lo cierto es que estando en la cima de su carrera ya dejó destellos de una brillante ironía —heredada, dice, de un padre que estaba riéndose todo el día de sí mismo, “como buen británico”— que le haría triunfar con un micrófono en la mano. El más famoso quedó grabado para la eternidad en el antiguo estadio Delle Alpi de Turín. “El fútbol es un juego simple: 22 hombres corren detrás de un balón durante 90 minutos y, al final, siempre ganan los alemanes”, comentó tras perder una semifinal mundialista contra Alemania en 1990.

“Me incorporé en un momento de crecimiento para la televisión. Quería ser diferente, ponerle humor. Decir que éste o el otro ha jugado bien o mal me parecía aburrido”, cuenta al teléfono. “Ante las cámaras estoy más relajado, me lo paso mejor. Además, si cometo un error nadie le da importancia. No es como antes, que un penalti fallado tenía un impacto en la vida de la gente. Eso sí, no hay nada comparado a la sensación de meter un gol en un partido importante”.

Pese a su cotización e hiperactividad —ha trabajado en televisión, radio y prensa escrita, además de llevar una cuenta de Twitter con ocho millones de seguidores donde a veces se generan más titulares que sobre el verde— su fichaje por LaLiga ha sido sencillo, cuenta Roger Brosel, responsable de Contenido y Programación de la organización. “Hacía mucho tiempo que estábamos en contacto y todo fue muy fácil. Él tenía desde hace tiempo las ganas, por ser un gran aficionado del fútbol español y por su vínculo con el Barça, y para nosotros supone un gran salto contar con alguien de su talla mediática y conocimiento futbolístico”, apunta Brosel.

Dice el protagonista, quizá con excesiva modestia, que en Barcelona solo le recuerdan los mayores. Gente de una cierta edad que aún reconoce a quién fuera el héroe de la ciudad la noche del 31 de enero de 1987, cuando le marcó tres goles al Real Madrid en el Camp Nou. Pero de lo que no hay duda, 32 años después de abandonar las filas azulgranas, donde anotó 52 dianas, es de la huella que en él dejó este “lugar maravilloso”. “Tengo muchos amigos allí y la gente siempre ha sido muy generosa conmigo”, dice el ‘9′, al que tres temporadas le bastaron para dominar el español con fluidez.

Lineker, Balón de Plata y de Bronce como segundo y tercer mejor futbolista de Europa en los ochenta y los noventa, comparte desde septiembre pantalla con otros exfutbolistas de primer nivel. Junto a Albert Chapi Ferrer, Aitor Karanka, Gustavo Poyet o Gaizka Mendieta, nombres con experiencia profesional en Reino Unido y en España, participa de las retransmisiones de los encuentros de LaLiga Santander y en programas de análisis producidos en inglés desde los estudios de Mediapro en Barcelona.

Feliz de recrear con tan buena compañía el ambiente de camaradería de los vestuarios, la estrella televisiva augura emociones fuertes para la temporada que acaba de arrancar. “Es muy estimulante el gran número de jóvenes. Pedri, Valverde, Frenkie de Jong… Creo que ellos hacen una mezcla perfecta con otros jugadores más veteranos. Es una competición donde hay mucho talento”.


Archivado En:

Más información