Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Nairo remata en Calpe una emboscada preparada por Valverde

El irlandés Roche, nuevo líder tras un ataque hacia la costa que sorprende a Superman

vuelta a españa Ampliar foto
Nairo cruza la meta esprintando. Bettini Photo

Como bien sabía Shakespeare las mayores tragedias nacen siempre de las causas más estúpidas y las emboscadas pueden más que las batallas a campo abierto. Un niño en vacaciones que revienta una piscina hinchable de cuatro metros cuadrados en el jardín de un chalet en las alturas de Torrevieja, y su contenido se convierte en un torrente que desciende hasta el valle donde se embalsa en una curva por la que deben pasar veloces, flirteando con el peligro, ciclistas ciegos lanzados a más de 50 por hora en equilibrio sobre tubulares de pocos milímetros. Y muchos, por supuesto, se caen.

Si el Tour chulea al mundo desde su épica de los Alpes, las montañas jóvenes que siguen creciendo, y aludes de naturaleza incontrolada, a los que sobrevive, la Vuelta responde con la épica de la piscina y las subidas a montes viejos, a los que la erosión desgasta y en los que se cuelgan urbanizaciones de lujo sobre el Mediterráneo calmo. La piscina reventada envía al suelo el sábado a un par de equipos, deja heridos y retrasados a los favoritos Roglic y Aru, y a Superman le viste de rojo. La subida hacia la Nao exalta el fulgor juvenil del viejo Valverde, que en un derroche de energía bárbaro prepara la emboscada que remata Nairo, nada menos que Nairo, el rey del Galibier y de todas las montañas altas, en la costa, entre bañistas despistados en la playa saturada a la sombra del Peñón de Ifach, tan testarudo como el colombiano..

"La armonía de un equipo", dice el colombiano, que entra esprintando al paseo marítimo de Calpe, y solo después de cruzar la meta levanta los brazos y hace como que vuela, hace como el cóndor, el ave con el que algunos le bautizan, porque, explica, quiere seguir volando alto, quiere proclamar que Nairo sigue activo. “Lo necesitaba, y lo necesitaba el equipo, este golpe de moral y de tranquilidad”. Busca la máxima ventaja sobre el grupo tan selecto que le acompaña en el asalto —Roglic, Urán, Aru, Roche y Nieve— y se queda a 2s del maillot rojo, placer que goza Roche, el hijo de Stephen, líder de la Vuelta por segunda vez en su vida. “Lo defenderé lo que se pueda, como dije la otra vez que lo vestí, y me duró un día”, dice el irlandés. “Espero que esta vez me dure más”.

Un día le ha durado a Superman, que no apareció en el momento decisivo, cuando Nieve, nada más coronar hizo moverse a los más fuertes a su rueda, y luego echó de menos al equipo en una persecución desesperanzada y renegada.

Así va la clasificación

Nombre Diferencia
1 SLO Primoz Roglic 83h 07:14
2 ESP Alejandro Valverde + 02:33
3 SLO Tadej Pogacar + 02:55
4 COL Nairo Quintana + 03:46
5 COL Miguel Angel López + 04:48
6 POL Rafal Majka + 07:33
7 NED Wilco Kelderman + 10:04
8 NOR Carl Hagen + 12:54
9 ESP Marc Soler + 22:27
10 ESP Mikel Nieve + 22:34
Nombre Puntos
1 FRA Geoffrey Bouchard 76
2 ESP Ángel Madrazo 44
3 ESP Sergio Samitier 42
4 SLO Tadej Pogacar 38
5 GBR Tao Geoghegan 35
6 NED Wout Poels 31
7 ESP Alejandro Valverde 29
8 COL Sergio Henao 27
9 DEN Jakob Fuglsang 24
10 ESP Mikel Bizkarra 22
Nombre Puntos
1 SLO Primoz Roglic 155
2 SLO Tadej Pogacar 136
3 IRL Sam Bennett 134
4 ESP Alejandro Valverde 132
5 COL Nairo Quintana 100
6 COL Miguel Angel López 76
7 BEL Philippe Gilbert 73
8 BEL Dylan Teuns 69
9 BEL Tosh Van Der Sande 63
10 COL Sergio Higuita 62
Nombre Diferencia
1 ESP MOVISTAR TEAM 248h 26:24
2 KAZ ASTANA PRO TEAM + 51:38
3 NED TEAM JUMBO - VISMA + 2h 03:42
4 AUS MITCHELTON - SCOTT + 2h 26:47
5 FRA AG2R LA MONDIALE + 3h 14:09
6 GER TEAM SUNWEB + 3h 20:01
7 ESP EUSKADI - MURIAS + 3h 38:55
8 BRN BAHREIN - MERIDA + 3h 45:14
9 RSA TEAM DIMENSION DATA + 3h 55:52
10 GBR TEAM INEOS + 4h 00:34

El domingo por la mañana, el neozelandés Bennett, amigo de Roglic, dice que nunca pensó que correr la Vuelta significara tener que cruzar el Mississippi, Roglic habla de la memoria de la remontada —“comencé el Giro delante y me remontó Carapaz; en la Vuelta será al revés”— y Eusebio Unzue, tan taurino, le consuela y acicatea: “como al toro al que despierta y enrabia el puyazo del picador, así a ti la herida en el culo”.

A la provocación tan primaria responde Roglic casi tan primariamente como Valverde, tanta clase, tanto espíritu, tanta bruticie ascendiendo a tope, tope, él solo tirando de todos y agotándolos, los tres kilómetros verticales del Puig Llorença. El pelotón se ha quedado en 20, tan duro ha tirado el campeón del mundo, y todos resoplan y se miran. Comienza el juego de anticipación en el falso llano previo al descenso hacia la arena, y Superman queda eliminado. Se quedan delante los seis más fuertes y hábiles.

El segundo golpe de anticipación lo juega Nairo, él solo, a cuatro kilómetros de la meta, un contrapié perfecto en el que le ayuda su compatriota Rigo, que se abre elegante y educado en ese momento y luego seca a quienes le persiguen. Un colombiano no va a por otro colombiano que busca una victoria.

Es una línea roja tan marcada como las que por la mañana, en el autobús, les marca a los del Movistar su director más joven, Pablo Lastras, que vio desde lejos la imagen de desbarajuste del equipo en los Alpes, en el Tour —los celos y las insinuaciones Landa-Valverde-Nairo, los tres jefes—, y la sufrió. “No os diré lo que tenéis que hacer”, les dice a los corredores. “Solo lo que no podéis hacer nunca”.

Y Nairo levanta la mano y dice, en la contrarreloj vi que estaba muy bien, creo que hoy, en esa subida por los chalets de lujo que no parece nada antes de llegar al mar podemos intentar algo. Y luego, al acabar la etapa, resume: “Vi el momento de atacar y no miré atrás”.

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >