Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
DE TÚ A TÚ OPINIÓN i

La nueva imagen de España

Las jugadoras son portada en muchos periódicos y numerosos medios cubrirán diariamente este Mundial de Francia. Muy distinto de lo que vivimos en Canadá 2015

Las jugadoras de la selección española celebran un gol ante ante Camerún
Las jugadoras de la selección española celebran un gol ante ante Camerún EFE

El mérito de Sarri. Se acabó la racha de Unai Emery en sus finales europeas, esta vez le tocó brillar al Chelsea de Hazard (al menos hasta hoy) o de Maurizio Sarri, que después de casi 30 años como técnico, pasando por el fútbol modesto italiano antes de llegar al máximo nivel, ha sabido conducir a este Chelsea a dos finales este año y conseguir por fin su primer título en su carrera profesional. Arsenal y Chelsea, dos equipos con técnicos nuevos y extranjeros, con la dificultad cultural y de idioma que eso supone, que en el caso de Sarri ha conseguido llegar y ganar un título europeo en una temporada. Quién sabe lo que él y Emery pueden hacer con un poco de tranquilidad y estabilidad... veremos si este fútbol impaciente les da tiempo. En cuanto a la final se refiere, el Arsenal empezó mejor, dificultándole la salida del balón al Chelsea y consiguiendo que Hazard no entrase mucho en juego... hasta que entró. En la segunda parte, el belga rompió el partido. Marcó, asistió y volvió a demostrar que es uno de los mejores del mundo. Seguiremos disfrutándolo pero en otros colores.

Los imprescindibles secundarios. Siempre recordamos los grandes nombres, esos jugadores estrella, los que son tan buenos que casi siempre marcan diferencias. Pero los demás también juegan y realmente son los que hacen posible que el equipo funcione, los que tienen una gran influencia en el juego y en la consecución de los títulos. Y puede ser un titular habitual o un suplente que entra a ejecutar el plan. Jugadores como Pedro y Giroud son unos actores secundarios perfectos y necesarios. El español suma un título más a su ya largo palmarés y se une a un selecto grupo de jugadores que han conseguido marcar en las dos finales europeas, la Champions y la Liga Europa. Nunca ha sido el gran protagonista en sus equipos pero sus goles en las finales le convierten en decisivo y le dan su espacio en la historia. En cuanto al ariete francés, siempre a la sombra de otros delanteros de renombre, ha sabido encontrar su camino para convertirse en importante. Lo hizo con su selección el pasado Mundial y lo ha vuelto a hacer esta temporada en el Chelsea. Otro que merece ser nombrado es Azpilicueta. Nunca se llevará la gloria individual porque su posición no es tan atractiva para muchos aficionados, pero su carácter competitivo y su fantástica capacidad defensiva están fuera de dudas y le han convertido en pieza clave en este equipo. Como premio, levantó la copa al cielo de Bakú.

El tirón del fútbol femenino. Hace cuatro años, antes del Mundial de Canadá 2015 (el primero de la historia para España), la realidad del fútbol femenino era muy distinta. Ahora, las grandes selecciones se vuelcan con sus jugadoras. Estados Unidos al frente, como casi siempre y para casi todo. Sus jugadoras son iconos mediáticos y aparecen constantemente en anuncios publicitarios de todo tipo. Paneles con sus caras cubren algunos edificios de las grandes ciudades, las pantallas gigantes en Nueva York no dejan de anunciarlas, 30.000 aficionados llenaron el Red Bull Arena en su último amistoso y miles de personas las despidieron en las calles antes de su partida rumbo a Francia. Pero Estados Unidos ya no es un hecho aislado. El vídeo de la convocatoria de Inglaterra lo inició el Príncipe Guillermo y continuó David Beckham, Kelly Smith, Sterling y Emma Watson, entre otros. La selección alemana hizo viral un vídeo reivindicativo y feminista, una campaña de un poderoso banco alemán. Y las jugadoras españolas son noticia al recibir sus coches regalo, portada en muchos periódicos y numerosos medios de comunicación españoles cubrirán diariamente este Mundial de Francia. Muy distinto de lo que vivimos en Canadá. Convertirse en referentes a través de la imagen. ¿No era tan difícil de ver y hacer, no?

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información