Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Bielsa obliga al Leeds a dejarse marcar un gol que le descarta del ascenso directo a la Premier

El entrenador argentino ordena encajar un tanto del Aston Villa, que había recibido otro al quedarse sus jugadores quietos por la lesión de un rival tendido en el césped

Bielsa, durante el Leeds-Aston Villa en el que ordenó a su equipo que se dejara encajar un gol por haber marcado antes con un jugador de su rival en el suelo.
Bielsa, durante el Leeds-Aston Villa en el que ordenó a su equipo que se dejara encajar un gol por haber marcado antes con un jugador de su rival en el suelo. Action Images

Los escrúpulos de Marcelo Bielsa para alcanzar éxitos en buena lid llevaron al entrenador argentino a ordenar a sus jugadores que permitieran un tanto del Aston Villa que igualaba el partido correspondiente a la jornada 45º de la Championship (la Segunda inglesa). El Leeds se había adelantado en el minuto 71 tras un gol de Klich con un futbolista propio tirado en el césped, lo que había provocado que los jugadores del equipo villanose quedaran parados. Esto facilitó el tanto de Leeds ante la estupefacción y la irritación de los jugadores del conjunto de Birmingham.

Tras una trifulca de seis minutos por lo sucedido, y con el plantel del Aston Villa muy indignado, Bielsa conminó a sus jugadores a que dejaran al equipo que dirige Dean Smith igualar el marcador. Aunque algunos de los jugadores del Leeds no entendieron la decisión tomada por su entrenador, finalmente Adomah marcó el empate a uno en el minuto 77 sin oposición alguna.

A falta de un partido, la consecuencia del juego limpio que decretó Bielsa supuso que el Leeds dejara de optar al ascenso directo a la Premier League al situarse ya a cinco puntos del Sheffield United, segundo clasificado y ya nuevo equipo de la máxima categoría del fútbol británico. El Leeds tendrá que optar al ascenso en los play-off, al igual que el Aston Villa.

“Todo comenzó cuando nuestros jugadores se pararon ante la lesión de uno del Leeds. Pero ellos siguieron tocando y marcaron, lo que hizo que se montara un follón tremendo que acabó con un jugador nuestro expulsado. Había mucha tensión”, relata García Pitarch, director deportivo del Aston Villa.

“Bielsa decidió dejarnos marcar un gol y, salvo un central del Leeds, que luego fue reprimido por el propio Marcelo, anotamos el empate con su consentimiento. Para nosotros el punto también era muy importante porque nos daba la clasificación para el play-off de ascenso”, prosigue García Pitarch, que no duda en ensalzar y agradecer a Bielsa el fair-play que mostró cuando ambos equipos se encontraban en una situación de máxima necesidad: “No es un gesto normal y había mucho en juego, Bielsa ha demostrado que no solo es un buen entrenador, también un excelente deportista y una gran persona”.

Dean Smith, técnico del Aston Villa, también se rindió al entrenador argentino: “Klich se ha disculpado por el gol. Enhorabuena y toda mi confianza para el Leeds y Marcelo Bielsa por corregirlo. Le pregunté y él estuvo de acuerdo. Él dijo que sí. Se disculpó por lo que pasó. Juego limpio para ellos. Fue un buen partido de fútbol hasta ese momento”, concluyó el preparador del Aston Villa.

Terminado el encuentro, Bielsa también compareció en la sala de prensa de Elland Road y allí trató de rebajar su deportivo gesto. “Devolvimos el gol... El fútbol inglés es conocido por su deportividad, por lo que no necesito comentar mucho sobre este tipo de cosas, que son comunes en el fútbol de este país”.

 

Puedes seguir Deportes de EL PAÍS en Facebook, Twitter o suscribirte aquí a la Newsletter.

Fe de errores

ue

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información