Navarro: “Jugamos sin consistencia y sin confianza... estamos fuera de Europa”

El Barcelona consuma otro fiasco en el Palau ante el Armani Milán | El Valencia cae ante el Anadolu Efes (82-66)

Abass, con el balón, ante Edwin Jackson.
Abass, con el balón, ante Edwin Jackson.Alejandro Garcia (EFE)

El Barcelona está virtualmente eliminado en la Euroliga cuando todavía quedan nueve jornadas para la conclusión de la fase regular. Sus remotas posibilidades ya eran escasas, pero, tras consumar una nueva derrota ante el Armani Milán (81-83), queda con un balance de siete triunfos y 14 derrotas. Sito Alonso, el entrenador azulgrana, ya había afirmado antes del partido: “Ganar los diez partidos que quedan es lo único que vale”.

BARCELONA, 81; ARMANI MILÁN, 83

Barcelona Lassa: Pau Ribas (10), Navarro (7), Hanga (4), Moerman (10), Tomic (14) –equipo inicial-; Edwin Jackson (0), Heurtel (7), Oriola (2), Sanders (6), Koponen (11) y Claver (10).

Armani Milán: Theodore (10), Goudelock (20), Micov (11), M'Baye (2), Tarczewski (5) –equipo inicial-; Pascolo (12), Kalnietis (0), Abass (0), Bertans (5), Jerrells (2) y Gudaitis (16).

Parciales: 25-15, 23-27, 14-22 y 19-19.

Árbitros: Christodoulou (Grecia), Pastusiak (Polonia) y Majkic (Eslovenia).

Palau Blaugrana. 4.002 espectadores. 21ª jornada de la Euroliga.

El equipo azulgrana dominó al principio y llegó a contar con 11 puntos de ventaja. Pero se desplomó tras el descanso, con solo 33 puntos en la segunda parte. Una canasta de Bertans a falta de cinco segundos y un fallo de Claver sobre la bocina, consumó el desastre en el Palau Blaugrana. El Armani era penúltimo en la clasificación.

La defensa del Barcelona no supo controlar a jugadores como Goudelock, autor de 20 puntos, Gudaitis, que sumó 16 puntos y nueve rebotes, y Davide Pascolo, que jugó su mejor partido en la Euroliga y aportó 12 puntos y ocho rebotes. En cambio, las prestaciones de varios jugadores del Barcelona fueron mínimas, caso de Hanga, Oriola, Sanders o Heurtel. Debutó el recién fichado escolta francés Edwin Jackson, pero solo de manera testimonial, porque estuvo en la cancha apenas tres minutos y medio.

“Estamos decepcionados. Sin consistencia, sin confianza, incluso sufrimos un poco de miedo y un poco de presión al final. Tampoco nos respetan nada los árbitros, pero no es culpa suya, es culpa nuestra”, afirmó en el vestuario un decepcionado Juan Carlos Navarro. “Los resultados no son buenos. Ahora está cerca la Copa. Intentaremos mejorar porque, en Europa, estamos fuera”, sentenció el capitán azulgrana.

El Valencia Basket, con siete bajas importantes, cayó en la pista del Anadolu Efes liga en un choque en el que su falta de energía y de fe en el triunfo facilitó la tarea del conjunto turco que sólo vio peligrar el triunfo tras cuatro triples seguidos del equipo español en el tercer cuarto.

Pero McColum retomó el liderazgo anotador del equipo otomano al que le bastó ajustar un poco su defensa de la línea exterior para volvera secar al Valencia, que sin ninguno de sus cuatro bases no tuvo ninguna fluidez en la creación de juego. El conjunto español reaccionó de la mano de Abalde, que con su brío como improvisado base despertó a su equipo.

Rafa Martinez lanza ante Douglas.
Rafa Martinez lanza ante Douglas.SEDAT SUNA (EFE)

Eso sí, la floja defensa visitante no supuso ningún problema para los locales, que primero de la mano de McCollum y luego con Motum como revulsivo abrieron brecha en el marcador. Un par de arrancadas de Rafa Martínez y alguna canasta aislada fueron el único balance de un Valencia al que lastró su falta de pericia para resolver tres contraataques.

El Valencia salió con algo más de energía tras el descanso pero primero McCollum y luego Dragic burlaron su mayor esfuerzo defensivo, lo que minó la moral del conjunto español.

Cuando la ventaja de los locales ya rozaba los veinte puntos y el partido parecía decidido, el Valencia, sorprendentemente, reaccionó.

Con un triple de Doornekamp y tres más de de Erick Green sorprendió al Efes y con una defensa zonal le confundió. Un nuevo triple del estadounidense rebajó la desventaja local casi hasta el mínimo (63-58, m.32). Pero llegados a ese punto, el Efes apretó su defensa, negó tiros liberados y el Valencia confirmó sus problemas para crear, lo que unido a una nueva aparición de McColum engordó el colchón de los locales (72-60, m-36) hasta cerrar un plácido triunfo para el colista de la Euroliga.

Sobre la firma

Robert Álvarez

Licenciado en Periodismo por la Autónoma de Barcelona, se incorporó a EL PAÍS en 1988. Anteriormente trabajó en La Hoja del Lunes, El Noticiero Universal y el diari Avui.

Normas

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS