Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Kiko Casilla: “El Madrid es un tren que pasa una vez en la vida”

El portero catalán regresa al club donde se formó a cambio de seis millones de euros y firma un contrato por cinco temporadas

“De 40 niños que había en la clase, solamente dos éramos aficionados del Madrid”, recuerda Kiko Casilla (Alcover, Tarragona; 28 años). Criado en un pueblo de 6.000 habitantes en el interior de Cataluña, el nuevo fichaje del Real Madrid se pasó la infancia defendiendo: balones en la portería y burlas de sus compañeros de colegio. “Cuando ganaba el Barça se reían de nosotros y cuando ganaba el Madrid te tenías que callar. Pero tampoco era el típico forofo”, cuenta, entre risas, Kiko, que ayer por la tarde viajó a Madrid para unirse por las próximas cinco temporadas al club de su vida. Y no es la primera vez.

Casilla atajaba en el cadete del Nàstic de Tarragona cuando el Madrid lo fue a buscar para llevarlo a la Fábrica. Seis años en Valdebebas, en los que alternó entre buenas y malas y en los que se llevó un consejo de su ídolo, Iker Casillas, que no olvida. “Siempre me fijé en él. Y luego, cuando lo tuve de compañero, siempre me apoyó mucho. Iker me pilló en un momento que estaba jodido porque no jugaba en el filial y siempre me repetía: ‘Solo preocúpate por trabajar que algún día, con paciencia, llegará tu recompensa”. Hoy vuelve al Madrid, pero Casillas ya no está. “Se fue una leyenda, el mejor portero de la historia”, reconoce el guardameta catalán, al excapitán del Madrid. Y no se esconde: “Siempre habrá comparaciones, pero en mi carrera mucha gente me ha mirado con lupa y estoy acostumbrado”. Sin Casillas y atado Kiko, el técnico del conjunto blanco, Rafa Benítez, quiere cerrar el fichaje de De Gea (Manchester United) y buscarle una salida a Keylor Navas.

Le pido a la afición que entienda mi situación. Siempre seré un perico allá donde vaya”

Kiko Casilla

A Casilla no le preocupa la competencia con el exportero del Atlético de Madrid. “Un futbolista siempre quiere jugar, pero la competencia es buena y te ayuda a mejorar. Cuando salí del Madrid, me fui de un sitio en el que me crie y me tuve que buscar la vida. Ahora puedo volver y lo trataré de aprovechar”, explica el meta. Kiko dejó la cantera del Madrid en 2007 para jugar en el Espanyol B. Sin embargo, por si las moscas, el Madrid se guardó el 50% de sus derechos económicos. Tampoco la tuvo fácil Casilla en el conjunto blanquiazul, tras dos temporadas en el filial, en el curso 2009-2010 jugó cedido en el Cádiz y al año siguiente en el Cartagena. Regresó al Espanyol y con Javier Aguirre en el banquillo, aprovechó la lesión de portero titular, Cristián Álvarez, y nunca más se desprendió de los tres palos. Sus buenas actuaciones en Cornellà fueron recompensadas por Vicente del Bosque, que en 2014 lo convocó para la selección española (participó en un amistoso frente a Alemania, 0-1).

La oportunidad para Kiko

Casilla llega al Madrid a cambio de seis millones de euros. En cualquier caso, la operación le reporta al Espanyol cerca de 6,5 millones, porque el portero de Tarragona le condona al club una deuda de alrededor 500.000 euros que el club tenía con él. “Es un momento difícil, me voy de un club al que amo, pero la oportunidad de fichar por el Madrid es un tren que pasa una vez. Le pedí al presi [Joan Collet] que hiciese todo lo posible para hacer el fichaje”, reveló Kiko. Antes ya lo había excusado su entrenador, Sergio González: “Para Kiko es una oportunidad única. Una oferta así para jugar en un equipo de este nivel la tienes que coger con los ojos cerrados y no puedes rechazarla. Va a un club número uno”. Y Casilla revindicó su etapa en el Espanyol: “Este club me dio la oportunidad de ser profesional y sentirme importante. Es grande y familiar, me da pena. Espero volver. Le pido a la afición que entienda mi situación. Siempre seré un perico allá donde vaya”.

No quiere olvidarse Casilla de su etapa en el Espanyol, ni al niño aficionado del Madrid que todavía lleva dentro. “Vuelvo con la ilusión de un niño pequeño, como cuando tenía 14 años”, cerró el nuevo jugador del Madrid.

Más información