Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete

El juguete erótico de la polémica: una 'gothic lolita' que se entrega en un ataúd

Esta 'sex doll' para adultos tiene aspecto adolescente y está tan bien hecha que está causando un auténtico escándalo

El desarrollo de juguetes sexuales está llegando a tal sofisticación que, algunas de las creaciones de las empresas, pueden ser realmente polémicas. Tal es el caso de una empresa china especializada en artículos para adultos que ha revolucionado Internet al hacerse viral una de las muñecas que han puesto a la venta.

Al igual que la mayoría de las de este tipo, la sex doll es de silicona pero tiene unos atributos bastante controvertidos: parece una niña de poco más de 12 años, va vestida como una mujer de luto o una Gothic Lolita y se entrega en un ataúd de madera.

La caja de madera en la que se comercializa la muñeca.

Los medios británicos han sido los primeros en hacerse eco de la noticia, calificando la muñeca de "algo enfermizo" y las  reacciones en twitter tampoco se han hecho esperar. La altura de la muñeca, de poco más 70 centímetros, además de sus rasgos aniñados han sido las principales cosas que han escandalizado a muchos usuarios.

El polémico juguete cuesta a través de Internet algo menos de mil euros y ha sido fabricado en China por la empresa ShengYi, especializada en juguetes de este tipo. Según explican medios británicos, la compañía asegura que se puede escoger entre diferentes colores de pelo, piel y de ojos y también en si sus rasgos faciales puede ser tanto europeos como orientales.

La comercialización de esta muñeca se une a recientes polémicas como la de la empresa Trottla especializada en crear muñecas de aspecto infantil que, según acabó confesando su fundador, Shin Takagi, eran compradas sobre todo por pedófilos.