ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

sábado, 11 de junio de 2011
Reportaje:VAMOS... EUSKADI

¡Viajeros al tren vasco!

Caseríos y arquitectura contemporánea. Maestros de la alta costura y alubias de toda la vida. Un chapuzón en la variedad que ofrecen Álava, Guipúzcoa y Vizcaya

El de Arquímedes es un principio que, referido al ámbito turístico vasco, se demuestra con evidencia cegadora. A menor kale borroka, mayor empuje vertical en el número de viajeros. Cada temporada se cuenta por récord de visitantes, para muchos de los cuales era cuestión de tiempo aprobar esta asignatura pendiente.

El turismo va a suponer el 5% del PIB vasco. Se está generando un destino de calidad, denso y poliédrico, cultural y enogastronómico, bilingüe, idóneo para viajes breves, y cuya costa ejerce una absorbente fascinación.

Si parangonando al Camino de Santiago se sellara un documento que acreditara la presencia en Euskadi, estas 20 paradas darían un perfil con todas las posibilidades de éxito.

más información

01 EL PAISAJE

Campas de Urbía (condominio de 7 municipios de Álava y Guipúzcoa)

El santuario de Arantzazu es el arranque de la ruta senderista de 400 metros de desnivel (una hora) por el parque natural de Aizkorri-Aratz. Los hayedos dejan paso a una masa jugosa de verde charol que ocupa cuatro kilómetros: las campas de Urbía, antesala alpina del cresterío de Aizkorri. El ganado trashumante confiere tono pastoril durante esta primavera cargada de energía vegetal. Aquí pastan las ovejas de la quesería Aranburu (visitable en Idiazábal, http://quesosaranburu.com), campeona del último concurso de la feria de Ordizia. En el acogedor refugio de Urbía la cocina permanece abierta todo el día. Si le dicen ¡aúpa!, no significa que ha topado con socios del Athletic; es un saludo montañero habitual.

» Turismo de Debagoiena (943 71 89 11; www.turismodebagoiena.com).

02 EL CASERÍO

Museo-Caserío Igartubeiti, Ezkio, Ezkio-Itsaso (Guipúzcoa)

Es la unidad de explotación tradicional agrícola ganadera. El símbolo sagrado e indivisible de la familia. Del caserío se deriva incluso el apellido de sus moradores. Qué mejor que un caserío del siglo XVII para deleitarse con la arquitectura popular euscaldún. Si causan sorpresa los postes y cierres del maderamen, qué decir de la fornida viga del lagar.

La decoración ha sido recreada. Fíjense en el eguzkilore, cardo que simboliza el poder del sol y que ahuyenta los malos espíritus. En un moderno edificio, convenientemente alejado, se halla el centro de interpretación.

» Caserío Igartubeiti (943 72 29 78; www.igartubeitibaserria.net). Cierra lunes y martes.

03 LA ALUBIADA

Restaurantes Frontón (Guipúzcoa), El Portalón (Álava) y Casa Sabina (Vizcaya)

Degustar alubias es una experiencia vasca que marca carácter. Si se busca nivel gastronómico, nada como las alubias negras tolosanas nadando en la peculiar cremosidad de su caldo, que cocina todo el año Roberto Ruiz en el Frontón de Tolosa (www.restaurantefronton.com), acompañado con sus sacramentos: morcilla de Beasain, guindillas de Ibarra (no pican), berzas y tocino. El cocido de alubia pinta alavesa lo bordan en El Portalón vitoriano (www.restauranteelportalon.com). Más de batalla son las alubias de Casa Sabina en La Arboleda (Valle de Trápaga, 946 60 40 31), lo más parecido a un pueblo minero del Far West.

Balmaseda (Vizcaya) ostenta un monumento a las pucheras con las que el personal ferroviario calentaba las alubias con el carbón de la locomotora. El concurso gastronómico de putxeras se celebra en octubre.

04 LA CUEVA

Pozalagua, Valle de Carranza (Vizcaya)

La naturaleza caliza, unida a la humedad imperante, ha obrado numerosas cuevas en el parque natural de Armañón. La de Pozalagua, con vistas arrebatadoras del valle de Carranza -otra joya desconocida-, se erige en la gran excursión geológica de Euskadi. A todos convence el medio kilómetro de caminata guiada por entresijos kársticos decorados con estalactitas -algunas tipo excéntricas-, estalagmitas y gours. De la sala Versalles, decorada con una gruesa columna, subimos al mirador. Una colonia de murciélagos veranea en estas abruptas oquedades.

» Turismo de Carranza (946 80 69 28; www.karrantza.org).

05 LA ERMITA RUPESTRE

Nuestra Señora de la Peña, Faido, Peñacerrada-Urizaharra (Álava)

Este templo excavado en la roca se ilumina con la linterna de una vecina (el generador se reserva para las misas), lo que acrecienta el misterio de la naturaleza primitiva. Es fácil entre las sombras de la Capadocia Alavesa retrotraerse a las épocas eremíticas del siglo VII. Entramos por el anexo de los siglos XV y XVI, con altar policromado, y continuamos por la capilla propiamente dicha, señoreada por el retablo pétreo con la talla mariana del siglo XIII. De las tumbas del siglo XII y de la pila bautismal pasamos al piso superior para contemplar el enigmático árbol pintado en rojo (siglo XI).

» Reservas en la Cuadrilla de Montaña Alavesa (945 40 54 24; www.montanaalavesa.com).

06 EL AGROTURISMO

Lurdeia, Bermeo (Vizcaya)

El proyecto de cinco amigos sensibles con la ecología se sustanció en una explotación agrícola de 18 hectáreas a 412 metros de altura, en la ladera del monte Sollube. La vivienda cuenta con panorámica de Bermeo y el mar, así como con una escultura de Néstor Basterretxea, amigo de la casa. Lago, huerta ecológica, calefacción por biomasa, conocimientos de medicina alternativa, camarero ataviado de típico en el desayuno y ante todo simpatía y afán por promover el descanso. No se admiten menores de 12 años.

» Lurdeia (946 47 70 01; www.lurdeia.com). La doble con desayuno, 81 euros.

07 LA FERRERÍA

Agorregi, Aia (Guipúzcoa)

La industria forma parte medular de lo vasco. De las 300 ferrerías que hubo solo tres se encienden hoy al público de la misma manera en que se hacía entre los siglos XIII y XVIII, cuando fueron jubiladas por los altos hornos.

En Vizcaya, El Pobal, y en Guipúzcoa, Mirandaola y Agorregi, conservan el mazo y los fuelles accionados mediante energía hidráulica. La vaguada de Agorregi se encuentra a 500 metros del bellísimo jardín de Iturrarán, en el parque natural de Pagoeta.

Después de visitar el molino se asiste a la obtención de un lingote de hierro tras separar la escoria del mineral, a razón de cien mazazos por minuto. Entre la humedad y el olor acre de la ceniza se hace la oscuridad para disfrutar con el chisporroteo que se remata con el aplauso final.

» Turismo de Aia Pagoeta (943 83 53 89; www.aiapagoeta.com). Encendido domingos y festivos a las 11.30; consultar a partir de julio. Entrada gratuita.

08 LOS ARMAZONES DE MADERA

Santuario de La Antigua, Zumárraga (Guipúzcoa)

Entre los muchos ejemplos que han contribuido a mitificar las estructuras de madera -desde las entrecubiertas de la iglesia vitoriana de San Vicente (Álava; visitas a partir del 8 de julio) al pórtico de la basílica de Santa María en Durango (Vizcaya)- destaca sobremanera el santuario de La Antigua. Todo el deslumbrante interior, del siglo XIV, se concibe como una quilla invertida esculpida por carpinteros de ribera. Técnica marinera para un bosque de roble ensamblado con émbolos de madera y sin clavos. Desde las zapatas de las tornapuntas miran siete caras femeninas. Seis esculturas rematan esta experiencia extrasensorial, que merece compartirse con Jesús Pérez, el amable encargado.

» Santuario de La Antigua (www.urolagaraia.com; 943 72 06 07). Se admiten donativos.

09 LOS PINCHOS

El pintxo-pote Vitoria (Álava)

La agrupación de bares de la calle de Gorbea de Vitoria alumbró hace cinco años una genial idea de bajo coste para animar las tardes-noches de los jueves. No solo fue copiada por el resto de barrios capitalinos, sino también por el resto de Álava y parte de Guipúzcoa.

A cambio de un euro se sirve un pote (chato de vino) crianza con su pincho; dos euros en el centro vitoriano, donde la calidad no desmerece a la del resto de la semana. Un cartel a mano informa en cada bar del nombre de la bodega y el pincho promocionados.

» Turismo de Vitoria (945 16 15 98; www.vitoria-gasteiz.org/turismo).

10 LA ARQUITECTURA

Alhóndiga Bilbao (Vizcaya)

Si con el cierre del Museo Chillida-Leku San Sebastián pierde puntos en la carrera por la capitalidad cultural de 2016, Bilbao, merced a la flamante Alhóndiga, gana fuelle en sus aspiraciones por ser Capital Mundial del Diseño en 2014. Esta reconversión de almacén de vinos en centro de ocio y cultura, a cargo del diseñador Philippe Starck, invita a soñar con formas. Bien con la fachada de 1909 o con el atrio de 43 columnas esculturadas entre cuya penumbra se atisba el suelo traslúcido de la piscina, sin contar el bar-terraza. Actualmente se expone obra del fotógrafo soviético Dmitri Baltermants y se repasa la filmografía almodovariana.

» La Alhóndiga (944 01 40 14; www.alhondigabilbao.com).

11 LA 'ARGIZAIOLA'

Iglesia de San Bartolomé, Amezketa (Guipúzcoa)

La argizaiola es un elemento de la cultura tradicional vasca que pervive en zonas rurales guipuzcoanas. Se trata de una tablilla sobre la que se enrolla una vela cilíndrica, y su fin simbólico no es otro que llevar el fuego del hogar a las tumbas para que los antepasados vean iluminado su viaje. En templos como el de Amezketa la visión alcanza un instante particular de sentimiento. Encima de las laudas de roble o castaño las mujeres participan de los oficios desde un asiento-reclinatorio grabado con el nombre familiar. Delante, la argizaiola, cuya luz delinea el perfil antropomorfo de la tablilla. Los hombres ocupan los bancos situados junto al altar.

» Iglesia de San Bartolomé, abierta los domingos de 11.00 a 12.30.

12 EL HOTEL

Astoria7 San Sebastián (Guipúzcoa)

¿Quién desea que le acompañe esta noche? ¿Audrey Hepburn? ¿Richard Gere? ¿Melanie Griffith, quizá? Esta pregunta se formula a diario en la recepción del hotel Astoria7 (cuatro estrellas), el sueño dorado de cualquier cinéfilo. El edificio ocupa el solar del cine Astoria, y no solo las habitaciones se adornan con fotos del artista elegido, sino que se puede ver en su habitación una película del actor con el que se comparte intimidad. Son 102 las habitaciones, y por tanto 102 nombres que en algún momento han pasado por el Festival Internacional de Cine local. La suite está consagrada a Alfred Hitchcock, quien decora el vestíbulo, tal que en uno de sus cameos.

» Astoria7 (943 44 50 00; www.astoria7hotel.com). La doble, 140 euros (con desayuno).

13 EL DOLMEN

La Chabola de la Hechicera El Villar (Álava)

Además de la viticultura, el megalitismo forma parte del ADN de la Rioja Alavesa. El dolmen conocido como La Chabola de la Hechicera tiene algo de los lugares mágicos en que se levantaban tales enterramientos funerarios. ¿Será por la elevación rodeada de vides tempranillo con vistas preciosas a la iglesia de El Villar? ¿Será por la encina que parece escoltar las nueve losas? O será porque una bruja buena fulminó aquí a seis malas, que quedaron estampadas en la cercana sierra de Cantabria...

» Turismo de Rioja Alavesa (945 62 12 59; www.turismoriojaalavesa.com).

14 EL TREN HISTÓRICO

Museo Vasco del Ferrocarril, Azpeitia (Guipúzcoa)

El ferrocarril del Urola, activo de 1926 a 1986, conserva entre Azpeitia y Lasao un inolvidable recorrido de 8 kilómetros en tren de vapor. Aquí se miman detalles: el tique de cartón, la toma de agua (15 minutos antes de salir), los uniformes, el brioso pitido inicial. Desde los andenes del museo la locomotora Aurrerá (1898) arrastra cuatro coches de 1925 con asientos de madera. El maquinista de la general no es otro que el director del museo, Juanjo Olaizola. "Es el único tren del que todos quieren que acumule retraso". Hay que aprovechar después para ver el taller.

» Museo del Ferrocarril (943 15 06 77; www.euskotren.es).

15 EL MUSEO

Museo de Boinas La Encartada, Balmaseda (Vizcaya)

Lo relevante del museo, sea de txapelas o mantas, es el edificio, junto al río Cadagua, y la maquinaria que atesora. Mientras la empresa Elosegi sigue desde 1857 fabricando boinas en Tolosa (no admite visitas), la de Balmaseda quedó encapsulada en 1992, tras un siglo en funcionamiento. Impresiona, y mucho, la nave de 80 metros y los ejes de transmisión en el techo. Y el medio centenar de artefactos, ingleses en su mayoría, que lo mismo hilaban que abatanaban o tundían. La recreación de la vivienda de los propietarios goza del reconocimiento general.

» Museo de Boinas (946 80 07 78; www.laencartadamuseoa.com). Solo visitas guiadas.

16 EL CHACOLÍ

Bodegas Beldui, Llodio (Álava)

Si Llodio, esa especie de Bilbao a escala, deja pasar de largo al automovilista, bodegas Beldui, pionera en lo que se refiere a la denominación alavesa de chacolí, lo retiene y lo conduce a la cima de una colina donde todo sugiere un mar verde -incluidas siete hectáreas de viñedos- alrededor de un caserío del siglo XVIII. La familia Gallastegui Segurola mima a la concurrencia. Y, a partir del día 24, los viernes hay una nueva visita teatralizada.

» Bodegas Beldui (946 72 81 48; www.beldui.com). Visitas teatralizadas, con cena, 35 euros.

17 LA PLAYA

Laga, Ibarrangelu, Vizcaya

A la lejanía de la autopista debemos que la Reserva de la Biosfera de Urdaibai conserve la reina de las playas vascas. Toda ella resulta salvífica por su atractivo natural. El oleaje es brioso, como delata la presencia de los surfistas de Laga Surf Eskola (www.lagasurfcamp.com) bajo el estético cabo Ogoño. Imprescindible el chocolate con tostadas, mantequilla y mermelada del restaurante Toki Alai.

La playa está resguardada del viento del noreste, habitual en los días playeros, y ofrece atardeceres con el sol desvaneciéndose sobre el cabo de Machichaco. Quien llegue más tarde de las 10.30 puede que ya no encuentre aparcamiento.

18 LA TORRE-PALACIO

Torre de los Varona. Villanañe, Valdegovía (Álava)

El apellido Varona está ligado desde el siglo XIV a esta torre, ampliada como palacio cien años después. El conjunto conserva la imponencia, el foso, la barbacana almenada. Después de empaparse de castillos de Álava y recursos turísticos de Valdegovía, comienza la visita guiada envuelta en olor de abolengo entre arcas, mobiliario y relicarios. El último miembro de la saga, el erudito Rodrigo María de Varona, es uno de los guías. El punto álgido se alcanza frente a los papeles pintados del siglo XIX, la mayoría artesanos y en un estado de conservación impecable.

» Torre de los Varona (945 35 30 40; www.valdegovia.com).

19 LA CRUZ DE TÉRMINO

Durango (Vizcaya)

Nadie debería irse de Euskadi sin rendir pleitesía a la cruz de Kurutziaga, única por su riqueza iconográfica. De la calle pasó a ocupar el interior de la ermita de la Vera Cruz, como relevante pieza artística gótica que es del siglo XV.

En estos casi cinco metros de arenisca oscura se narra abigarradamente parte del texto bíblico, con alusión a una herejía local. Sorprende su estado de conservación tanto en el anverso, dominado por el Crucificado, como en el reverso, decorado con escenas de la Virgen. No agota ni cansa la mirada. La experta musealización incluye, además de los paneles interactivos y una estupenda monografía a la venta, dos niveles que permiten al curioso recrearse hasta en los mínimos detalles.

» Turismo de Durango (946 03 39 38; www.durango-udala.net). Viernes y sábados, de 18.30 a 20.30; domingos, de 12.00 a 14.00.

20 MUNDO BALENCIAGA

Museo Cristóbal Balenciaga, Getaria (Guipúzcoa)

Este guetariano universal por su preclara visión de la alta costura acaba de pasar de ser figura histórica a razón viajera. La mayor colección de Balenciaga acaba de abrir al público. Seis salas unidas al palacio Aldamar recorren la cronología diaria de la vestimenta, de día, de cóctel, de noche, seguido por media docena de vestidos de novia, sin que falte el que lució Fabiola de Bélgica. Del total de 1.200 trajes, 90 irán rotando cara al público, entre ellos los modelos que vistió Grace Kelly. Rigor, innovación, elegancia. ¿Cuándo Pasajes rendirá similar tributo a Paco Rabanne?

» Museo Balenciaga (943 00 47 77; http:// cristobalbalenciagamuseoa.com).

Guía

Información

» Turismo de Euskadi (http://turismo.euskadi.net).

» Turismo de Álava (www.alavaturismo.com; oficina de turismo de Vitoria, 945 16 15 98).

» Turismo de Guipúzcoa (www.gipuzkoaturismo.net; oficina de turismo de San Sebastián, 943 48 11 66).

» Turismo de Vizcaya (www.mybilbaobizkaia.com; oficina de turismo de Bilbao, 944 79 57 60).

Torre de los Varona en Villanañe (Álava). / GONZALO AZUMENDI

Museo del Tren en Azpeitia (Guipúzcoa). / MANUEL DÍAZ DE RADA

Una de las salas del Museo Balenciaga en Getaria (Guipúzcoa). / JESÚS URIARTE

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana