Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
CiberP@ís | INFRAESTRUCTURA

España lanza en abril un plan para las nuevas direcciones de Internet

Industria subvencionará a las empresas la migración hacia el protocolo IPv6

Las direcciones de Internet están camino de agotarse en meses. Del actual protocolo, denominado IPv4, ya se han repartido los últimos paquetes de los 4.294 millones de direcciones IP disponibles cuando se diseñó el reparto en 1981. Así que para que Internet siga funcionando plenamente y puedan crecer los servicios hay que migrar al nuevo protocolo IPv6 que, además de permitir la asignación casi ilimitada de direcciones (340 sextillones), es más eficiente. Para realizar esa migración en España, el Ministerio de Industria ha preparado un plan que comenzará el próximo mes y que tendrá como ejes principales un programa de adaptación a corto plazo de toda la Administración del Estado, subvenciones y ayudas para las pequeñas empresas y el nombramiento de grandes multinacionales del sector tecnológico como entidades colaboradoras para mejorar el coste y la eficiencia del proceso.

Los operadores deben adaptar sus redes y los equipos de sus clientes

El pistolezato de salida lo va a dar el Ministerio de Industria el próximo mes de abril con un plan de pruebas del despliegue e integración de IPv6 en los servicios del propio ministerio. Una vez que se verifique el funcionamiento del sistema, que coexistirá con el IPv4, se extenderá al resto de ministerios, Administraciones públicas y otras entidades que deban acometer esta tarea en el corto plazo, según fuentes de la Administración.

La parte más jugosa del plan del Gobierno será un programa de subvenciones a proyectos dirigidos a la integración del protocolo IPv6, que podrá consistir entre otros en la realización de pilotos, trabajos de reconfiguración de redes, compra de nuevas licencias de software y la renovación de equipos. En particular, las ayudas se enmarcan en la línea "TIC verdes", ya que el Gobierno considera que el IPv6 constituye una base necesaria para el despliegue de la Internet del futuro/de los objetos y, a su vez, para el desarrollo de aplicaciones con impacto positivo en la gestión eficiente del uso de la energía.

Las ayudas públicas irán destinadas a las pequeñas y medianas empresas ya que las grandes compañías tiene sus propios planes e inversiones. El presupuesto está abierto y dependerá de la evolución del plan, informaron las citadas fuentes.

Hay tres tipos de afectados fundamentalmente en esta reforma. Los prestadores de servicios y de contenidos en Internet (Facebook, Google, Megaupload, p2p, mensajería instantánea, correo electrónico y voz sobre IP) y proveedores de aplicaciones particulares y corporativas (como software comercial). En segundo lugar, los proveedores de acceso a Internet (ISP) y de telecomunicaciones -Telefónica, Vodafone, Jazztel, Orange, etcétera- que deben adaptar sus redes y los equipos de sus clientes. Y, en tercer lugar, los internautas.

De hecho, otra de las acciones de Industria es la invitación a asociaciones empresariales y grandes empresas del sector como Cisco o Juniper a que se hagan entidades colaboradoras que ayuden en las acciones de difusión del protocolo IPv6, lo que supondría un ahorro para la Administración.

La labor de divulgación es la otra pata del plan del Gobierno. Por ello, va a poner en marcha el próximo mes una web con información didáctica de carácter técnico sobre IPv6.

Además, Red.es, como entidad responsable de la gestión del dominio de país ".es", revisará los procedimientos de registro para que se puedan introducir las direcciones IPv6 automáticamente.

Esta acción se extenderá a los agentes registradores de nombres de dominio con los que Red.es mantiene relación.

Saturación inminente

En Europa se calcula que las direcciones IPv4 se agotarán este verano. En África sucederá en 2014. Ahora ya coexisten los dos protocolos, pero la transición es lenta. Cuando se agoten las direcciones con el protocolo IPv4 no se producirá ningún colapso en la Red, pero quien no esté equipado con el nuevo protocolo no podrá disfrutar de servicios y aplicaciones extremo a extremo con mayores exigencias en la conexión. Grandes compañías van a celebrar el próximo 8 de junio el Día Mundial del IPv6. Sus servidores trabajarán de forma prioritaria con IPv6 de tal manera que los internautas cuyo proveedor de acceso trabaje solo con el viejo protocolo pueden tener dificultades en algunos servicios.

* Este articulo apareció en la edición impresa del Sábado, 12 de marzo de 2011

Más información