Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra
Reportaje:cine

'El niño con el pijama de rayas' irá al Festival de San Sebastián

La película sobre el libro de John Boyne será presentada fuera de concurso en el certamen

A vueltas con el Holocausto, parecía difícil que a estas alturas alguien diera un triple salto mortal artístico sobre aquella masacre física y moral. Pero John Boyne lo ha hecho con El niño con el pijama de rayas (Salamandra). Fue un libro pensado para niños y adolescentes, pero que ha pasado sencillamente a ser algo que impacta a todos los públicos. Un libro que no deja indiferente y que se ha convertido en un fenómeno global traducido a 35 idiomas, con más de tres millones de ejemplares vendidos. Y sigue sumando...

Ha faltado tiempo para que alguien viera en todo ello una película. El director Mark Herman y el productor de los Harry Potter, David Heyman, se hicieron con los derechos cuando la novela ni siquiera estaba en el mercado. "Da la casualidad de que compartimos agente, y Herman, una copia", comenta John Boyne, el autor de esta historia sobre el genocidio, en su casa de Dublín. Ya se ha rodado y la noticia es que será presentada en el Festival de Cine de San Sebastián. Será su tercer estreno mundial después de Londres y Dublín, donde se proyectará días antes.

Boyne: "Al adaptarlo, Mark Herman y yo sentíamos que hablábamos el mismo idioma"

Boyne, un cinéfilo compulsivo, ha quedado encantado con la adaptación. "Respeta en todo momento la esencia principal de la historia. Y lo que Mark Herman ha añadido de su propia mano no daña en nada lo que hay que contar", asegura el escritor.

Todavía se sorprende del éxito de su historia. No ha sido aceptada de igual manera en todos los países, pero allá donde ha triunfado, el boca-oído ha corrido como la pólvora. "Llevo dos años recorriendo el mundo y todavía no me explico bien el éxito del libro", afirma Boyne. "Me ha cogido de sorpresa, más en países como España, donde se ha vendido más de un millón de ejemplares y sigue en las listas". Boyne ha sido también profeta en su propia tierra: "En Irlanda, tengo la sensación de que lo ha leído todo el mundo", afirma. No así en el Reino Unido, donde con 20.000 ejemplares no ha pasado de la discreción. Pero cuando funciona entre los lectores, atrapa de inmediato. En todo momento está narrado por un niño alemán, hijo del responsable de un campo de concentración. Poco a poco, empezando por una curiosidad tan natural como peligrosa, el pequeño Bruno, de ocho años, va armando las piezas de un puzzle que resulta terrorífico. El actor que da vida a Bruno, Asa Butterfield, resulta todo un acierto en la película. Para Boyne, "se puede seguir todo perfectamente a través de la mirada del niño".

El resto del reparto lo completan actores británicos como David Thewlis, o estadounidenses como Vera Farmiga. Después de estrenarse por Europa, pasará a los cines de Estados Unidos el 4 de noviembre distribuida por Buenavista, multinacional de Disney.

John Boyne parece dispuesto y con buen ánimo para vivir un otoño ajetreado. Además de los sucesivos estrenos de la película, el escritor también está metido de lleno en la promoción de su nueva novela, Motín en la Bounty, que también publicará en España Salamandra a partir de septiembre. En este caso, Boyne da otra vuelta de tuerca y convierte al capitán Bligh, uno de los villanos más retorcidos de Hollywood, en el bueno de la historia.

* Este artículo apareció en la edición impresa del Miércoles, 30 de julio de 2008

Fe de errores
La película El niño con el pijama de rayas, dirigida por Mark Herman y basada en el libro homónimo de John Boyne, formará parte de la Sección Oficial del próximo Festival de San Sebastián. Pero lo hará fuera de concurso, en contra de lo publicado inicialmente en nuestra edición de hoy.