ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

martes, 20 de octubre de 1998

PP y PSPV rompen las negociaciones sobre la composición de la Acadèmia Valenciana de la Llengua. El PP propone a Manuel Tarancón para presidir la Acadèmia Valenciana de la Llengua

  • Las Cortes Valencianas abren el plazo para presentar las candidaturas de los académicos
  • Cubrir vacantes

PP y PSPV dieron ayer por rotas las negociaciones para consensuar los nombres de los integrantes de la Acadèmia Valenciana de la Llengua, que según el plazo fijado en la ley de creación tendrían que ser designados mañana por las Cortes Valencianas. El PP decidió a última hora de la mañana de ayer romper la negociación que mantenían Ramon Lapiedra, Antoni Ferrando y Rafael Alemany -avalados por el PSPV- y Joaquín Calomarde y Ramón de Soto -a instancias del consejero popular Francisco Camps- y llevar de nuevo las conversaciones sobre la composición de la Acadèmia al terreno estrictamente político. El portavoz del PP en las Cortes Valencianas, Fernando Castelló, descalificó la fórmula negociadora de los últimos días que atribuyó al secretario general del PSPV, Joan Romero, y anunció que hoy convocará a los portavoces de los grupos parlamentarios para "establecer un método de trabajo e intentar llegar al consenso absoluto". Su homólogo socialista, Antonio Moreno, reconoció que la negociación estaba rota y achacó a los populares su falta de voluntad para "despolitizar" el nombramiento de los académicos. Los tres representantes de la comunidad universitaria propuestos a instancia de los socialistas para negociar la composición de la Acadèmia emitieron un comunicado en el que acusaron a la representación del PP de presentar una propuesta que incumplía los requisitos de la ley de la Acadèmia y de romper unilateralmente las conversaciones. Durante las conversaciones realizadas en la mañana de ayer, Calomarde y De Soto propusieron a Ferrando, Lapiedra y Alemany una lista de cinco nombres de consenso, que se sumarían a los diez filólogos propuestos por los socialistas antes de discutir los seis nombres restantes hasta llegar al total de 21. La ley de creación de la Acadèmia establece que "al menos dos terceras partes [de los académicos] serán expertos en valenciano con una acreditada competencia científica y académica (...) y el resto destacadas personalidades de las letras o de la enseñanza con competecia lingüística o producción reconocida en el campo del valenciano" En la propuesta de consenso formulada por los representantes del PP figuraban el propio Joaquín Calomarde, el periodista de Las Provincias Ricardo Bellveser, el presidente de la Diputación de Valencia, Manuel Tarancón, y los profesores de Historia y miembros de la secesionista Academia de Cultura Valenciana Alfons Vila y Ramón Ferrer. Los negociadores a instancias del PP insistieron además en defender a Tarancón como presidente de la Acadèmia Valenciana de la Llengua. Un perfil adecuado, según los populares, para aclimatar las posturas más radicales del secesionismo lingüístico. Durante la negociación, los representantes de la comunidad universitaria avalados por el PSPV se negaron a aceptar la propuesta de Calomarde y De Soto y propusieron como alternativa más de 25 nombres de personas de talante e ideología conservadora pero respetados por la comunidad científica y académica. Ferrando, Lapiedra y Alemany propusieron además como candidato alternativo a presidir la Acadèmia a Pere María Orts. Los tres miembros de la universidad emitieron horas más tarde un comunicado en el que justificaban su rechazo a la propuesta de consenso del PP y explicaban que la ruptura de conversaciones había sido unilateral. A pesar de la ruptura de las conversaciones, la Junta de Portavoces de las Cortes Valencianas acordó ayer abrir el plazo para la presentación de candidaturas a la Acadèmia Valenciana de la Llengua, con el fin de que puedan ser elegidos por la Cámara en el pleno que se inicia mañana. El portavoz socialista, Antonio Moreno, reconoció, sin embargo, que la negociación estaba "rota". Moreno explicó que su partido había intentado "despolitizar el nombramiento de los académicos" al proponer que la candidatura se consensuase por personas del mundo académico sin afiliación política, aunque "a los dos días se ha visto que no hay voluntad política del PP". El dirigente socialista recalcó: "No avalaremos ninguna propuesta [sobre los integrantes de la Acadèmia] que no se adapte a la ley". Fernando Castelló, portavoz del Grupo Popular, también confirmó la ruptura de las negociaciones y anunció que hoy convocará "a todos los grupos parlamentarios para intentar llegar al consenso absoluto" en la elección de los integrantes de la Acadèmia. Castelló descalificó al secretario general del PSPV, Joan Romero, por dejar que tres personas del mundo académico y sin afiliación politica se sentasen a consensuar la composición de la Acadèmia. "No entendemos dónde nos quiere llevar Romero porque han de ser los grupos parlamentarios y en las Cortes donde se hable de la elección de los 21 miembros de la Acadèmia Valenciana de la Llengua". Por su parte, Glòria Marcos de Esquerra Unida-Els Verds acusó a populares y socialistas de hurtar el debate a la Cámara y a la sociedad y pidió que las candidaturas se conozcan con antelación. El presidente de la Generalitat, Eduardo Zaplana, hizo una llamada a la responsabilidad para lograr un acuerdo sobre la composición de la Acadèmia, mientras que el candidato socialista Joan Romero insistió en que la composición del citado organismo no puede ser una suma de cuotas partidistas.

Cubrir vacantes

La Junta de Portavoces de las Cortes Valencianas acordó ayer abrir también los plazos de presentación de candidaturas para cubrir las vacantes existentes en el Consejo Social de la Universidad de Valencia, el Consell Valencià de Cultura y el consejo de administración de RTVV. En el órgano de control de Canal 9 y Ràdio 9 los socialistas cubrirán la baja de Evangelina Rodríguez con el edil Miguel Mazón, mientras que en el Consell Valencià de Cultura, el vacío dejado por Aguilera Cerni será ocupado por Vicente Muñoz Puelles. En el Consejo Social de la Universidad las bajas que hay que cubrir son las de José Luis Bohórquez y Emilio Tortosa. El PP podría aprovechar el plazo de presentación de candidaturas para forzar la sustitución en el consejo de administración de RTVV de Luis Espinosa, implicado en varios asuntos judiciales.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana