ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 9 de julio de 1987

Pumpido, portero del River Plate, perdió un dedo entrenándose

  • COPA AMÉRICA

ALFREDO RELAÑO ENVIADO ESPECIAL, Nery Pumpido, de 23 años, portero del River Plate y ganador de la Copa del Mundo en México con la selección argentina, provocó una conmoción entre los aficionados argentinos al fútbol por un insólito accidente. Pumpido perdió un dedo durante un entrenamiento con su equipo. Una operación de microcirugía se lo reimplantó. Los médicos esperan ahora una semana para ver cómo reacciona el tejido que durante varias horas estuvo desprendido del resto del cuerpo.

Pumpido ganó la temporada pasada todos los títulos que podía soñar: campeón de Liga con Argentina, campeón de la copa Libertadores de América -equivalente a la Copa de Europa- y campeón intercontinental. Todo ello, con el River Plate. Además ganó la Copa del Mundo de selecciones, en México. Pero después ha entrado en racha de mala suerte. Sufrió una fractura en el antebrazo que le ha impedido estar presente en la Copa América, que se disputa estos días. Sólo, ahora, después de varios meses de baja, comenzaba a recuperarse en busca nuevamente de la internacionalidad.Sencillo ejercicio

En el entrenamiento del martes Pumpido hacía, a las órdenes del preparador físico Luis María Bonini, un sencillo ejercicio: se trataba de saltar bajo el larguero de la portería para tocarlo con las dos manos. En uno de los saltos el anillo de casado se enganchó en una de las escarpias que sirven para sostener la red. Pumpido quedó colgado así del anillo y el dedo anular se desprendió. El jugador cayó al suelo, desmayado por el dolor.

Tras un paso por un hospital próximo fue trasladado a la 16.30 horas al sanatorio Mitre, que posee las mejores condiciones de Buenos Aires para la microcirugía. El doctor Enrique Penner, considerado como uno de los máximos especialista en la materia, trabajó durante cuatro horas y media en el intento de reimplantarle el dedo.

La operación, que terminó pasada la medianoche, se consideraba un éxito, pero los médicos advertían que hay que esperar al menos una semana para ver cómo reacciona el tejido, y hasta qué punto resultó dañado por las horas que estuvo apartado del cuerpo, sin riego sanguíneo. Las posibilidades de Pumpido de volver a jugar son altas, si bien el parte médico advierte que no se descarta "una reducción de la sensibilidad y movilidad de la mano". Pumpido fue visitado en el propio hospital por varios de los jugadores de la selección que participan estos días en la Copa América: Maradona, Batista, Braun y Garré.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana