Los incendios arrasan más de 7.000 hectáreas de bosque en el norte de México

La Comisión Nacional Forestal (Conafor) ha movilizado a 643 brigadistas para sofocar el fuego, mientras han sido desalojadas unas 400 personas de las zonas afectadas

Vista del incendio que afecta el Estado de Nuevo León, en el norte de México.Miguel Sierra (Foto: EFE | Video: Reuters)

Los incendios que desde inicio de semana comenzaron en el norteño Estado de Coahuila se han extendido hasta Nuevo León y han arrasado ya más de 7.000 hectáreas de bosque. Las autoridades ambientales intentan frenar el fuego desplazando a 643 brigadistas y cinco helicópteros hasta las zonas afectadas, que incluyen áreas protegidas. Al menos 80 casas han sido destruidas y 400 personas han sido desalojadas de comunidades en riesgo por el siniestro. Las autoridades de ambos estados sospechan que el fuego fue provocado y que se ha extendido por las condiciones climatológicas en el norte del país. “Las altas temperaturas, sequía avanzada, poca humedad en la vegetación, entre otras, aumentan el riesgo de incendios”, ha explicado Jaime Rodríguez, gobernador de Nuevo León.

Rodríguez, apodado El Bronco, quien ha lanzado un pedido de solidaridad para combatir los estragos del siniestro, ha presentado un “plan integral” de medidas de prevención, rehabilitación y apoyo para las familias desalojadas de sus comunidades. Ese plan, ha dicho, consiste en reparar los sistemas de agua potable y electricidad, así como ayuda para la reconstrucción de las casas arrasadas, a través de los programas de bienestar del Gobierno local. El gobernador ha informado que cinco personas que estaban desaparecidas fueron localizadas sin lesiones. Hasta ahora no se reportan víctimas mortales por los incendios. “Hoy se continúan las labores. A las familias damnificadas, les digo: no están solas, daré todo lo que esté en mis manos para disminuir los estragos de este lamentable suceso”, ha afirmado Rodríguez.

El norte de México está enfrentando uno de los peores incendios en los últimos años, agravado por la situación crítica que vive la región, con una sequía intensa que la abrasa desde el año pasado. Febrero ha sido un mes especialmente seco, con un registro de lluvias por debajo del promedio en todo el país, pero afectando principalmente a las regiones del noreste mexicano, según el Monitoreo de Sequía de la Comisión Nacional del Agua (Conagua). El mapa de la sequía que prepara esta entidad muestra que el 30% del territorio de Nuevo León sufre una sequía severa y en un 4% del Estado es extrema, mientras que el 76% de Coahuila registra sequía moderada.

Los incendios en el norte de México han afectado el Área de Protección de Flora y Fauna Papigochi, en Coahuila, y el Área de Protección de Recursos Naturales de Bajo Río San Juan, que comparten Coahuila y Nuevo León. “Desde el reporte de cada uno de los incendios se ha brindado atención, sumando recursos humanos y materiales con otras dependencias como la Secretaria de la Defensa Nacional (Sedena) la Guardia Nacional, Gobierno Estatales, Protección Civil, Gobiernos municipales, personas de asociaciones civiles, personas propietarias de los terrenos forestales y organizaciones civiles, quienes en conjunto se encuentran trabajando ya un total de 651 personas combatientes”, ha informado la Conafor. Además de los incendios en el norte, México registran 51 siniestros forestales activos en 15 estados, que afectan en total 8,643 hectáreas.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción