Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Un juez ordena a la Fiscalía mexicana reabrir el ‘caso Tlatlaya’

El Poder Judicial de México concluye que las autoridades encargadas de la investigación no han esclarecido la matanza ocurrida en 2014 y pide indagar la orden de mando

La bodega donde tuvo lugar la matanza en 2014.
La bodega donde tuvo lugar la matanza en 2014. AP

Un juez ha ordenado a la Fiscalía mexicana investigar con celeridad, una vez más, la matanza de Tlatlaya, ocurrida en junio de 2014. De noche, un convoy militar abrió fuego, se enfrentó a un grupo de personas armadas y dejó 22 muertos en un poblado rural en el Estado de México, a cuatro horas de la capital del país. A más de cuatro años de los hechos la Procuraduría General de la República (PGR) no ha encontrado a los responsables. Ahora el Poder Judicial pide indagar en la cadena de mando de la orden de aquella noche. 

La matanza de Tlatlaya enturbió la Administración del presidente Enrique Peña Nieto. 22 personas fueron asesinadas en una bodega, ocho a sangre fría cuando ya se habían rendido, concluyó la fiscalía a finales de 2014. Ahí se implicó directamente a tres elementos del Ejército mexicano por alterar la escena del crimen: Fernando Quintero, Roberto Acevedo y Leobardo Hernández. Sin embargo, en mayo de 2016, un tribunal consideró que las pruebas aportadas por la PGR eran insuficientes y liberó a los militares, acusados de los delitos de homicidio, encubrimiento y alteración del lugar de los hechos. 

Clara Gómez, una de las tres mujeres que sobrevivieron al enfrentamiento en Tlatlaya, ha explicado que aquel 30 de junio estaba con las 22 personas por su hija, Erika, de 14 años, quien murió a balazos. A partir de ese momento, Clara y su asesoría legal han exigido a la PGR una indagación exhaustiva en cada aspecto del caso, además, de que los militares acusados sean enjuiciados e investigar a los mandos militares. 

La nueva orden del juez, dictada el pasado 25 de mayo, pero que se ha difundido este domingo, indica que las autoridades deben investigar "la orden de abatir delincuentes en horas de oscuridad", toda vez de que la pesquisa "defectuosa de la PGR ha violado los derechos de la víctima", se lee en un comunicado de la organización civil Centro Prodh.  

Más información