Selecciona Edición
Selecciona Edición
Tamaño letra

Inundaciones en Japón, en imágenes

Las fuertes lluvias torrenciales han dejado 18 muertos y más de 20 desaparecidos

  • El número de fallecidos por las lluvias torrenciales que azotaron esta semana la isla nipona de Kyushu (suroeste) se ha elevado hoy a 16. En la foto, residentes de una zona muy afectada por las inundaciones abandonan sus hogares, hoy en Toho (Japón).
    1El número de fallecidos por las lluvias torrenciales que azotaron esta semana la isla nipona de Kyushu (suroeste) se ha elevado hoy a 16. En la foto, residentes de una zona muy afectada por las inundaciones abandonan sus hogares, hoy en Toho (Japón). REUTERS
  • Las tareas de búsqueda de 15 personas desaparecidas durante la catástrofe siguen en marcha. En la foto, los bomberos inspeccionan una zona de Asakura, el 8 de julio de 2017.
    2Las tareas de búsqueda de 15 personas desaparecidas durante la catástrofe siguen en marcha. En la foto, los bomberos inspeccionan una zona de Asakura, el 8 de julio de 2017. AP
  • Unos 12.000 efectivos de las Fuerzas niponas de Auto Defensa (Ejército), policías y bomberos continúan con las tareas de búsqueda y rescate. En la foto, miembros del ejército rescatan a un residente aislado debido a las inundaciones en Asakura, el 7 de julio de 2017.
    3Unos 12.000 efectivos de las Fuerzas niponas de Auto Defensa (Ejército), policías y bomberos continúan con las tareas de búsqueda y rescate. En la foto, miembros del ejército rescatan a un residente aislado debido a las inundaciones en Asakura, el 7 de julio de 2017. AFP
  • La Agencia Meteorológica nipona (JMA) mantiene la alerta en las prefecturas de Fukuoka y Oita, las dos más afectadas por el desastre, y en otras áreas de Kyushu, debido a que se prevén nuevas lluvias. Una granjera reacciona tras ver su granja destrozada por las lluvias torrenciales en Asakura, el 8 de julio de 2017.
    4La Agencia Meteorológica nipona (JMA) mantiene la alerta en las prefecturas de Fukuoka y Oita, las dos más afectadas por el desastre, y en otras áreas de Kyushu, debido a que se prevén nuevas lluvias. Una granjera reacciona tras ver su granja destrozada por las lluvias torrenciales en Asakura, el 8 de julio de 2017. REUTERS
  • Estas tareas se han intensificado hoy para tratar de rescatar a los residentes que quedaron aislados en la localidad de Toho (Fukuoka). En la foto, soldados de la Fuerza de Autodefensa Japonesa y oficiales de policía realizan operaciones de búsqueda y rescate en la aldea de Toho, el 8 de julio de 2017.
    5Estas tareas se han intensificado hoy para tratar de rescatar a los residentes que quedaron aislados en la localidad de Toho (Fukuoka). En la foto, soldados de la Fuerza de Autodefensa Japonesa y oficiales de policía realizan operaciones de búsqueda y rescate en la aldea de Toho, el 8 de julio de 2017. REUTERS
  • Las precipitaciones sobrepasaron los 120 milímetros por hora y el agua acumulada el jueves en las prefecturas de Fukuoka y Oita, superó los 540 milímetros (1,5 veces más que la media de todo julio), según datos de la Agencia Meteorológica de Japón. En la foto, una residente local es rescatada por un bombero tras las intensas lluvias en Asakura, el 6 de julio de 2017.
    6Las precipitaciones sobrepasaron los 120 milímetros por hora y el agua acumulada el jueves en las prefecturas de Fukuoka y Oita, superó los 540 milímetros (1,5 veces más que la media de todo julio), según datos de la Agencia Meteorológica de Japón. En la foto, una residente local es rescatada por un bombero tras las intensas lluvias en Asakura, el 6 de julio de 2017. REUTERS
  • Las lluvias han supuesto para Japón uno de los mayores desastres naturales en el país en las últimas décadas. En la foto, un residente comprueba una carretera inundada de Asakura, el 7 de julio de 2017.
    7Las lluvias han supuesto para Japón uno de los mayores desastres naturales en el país en las últimas décadas. En la foto, un residente comprueba una carretera inundada de Asakura, el 7 de julio de 2017. AFP
  • Las inundaciones y crecidas de ríos se han llevado por delante viviendas enteras, tramos de carreteras locales, vehículos, vías de tren e incluso puentes. En la foto, residentes retiran el barro de sus casas, el 6 de julio de 2017 en Asakura.
    8Las inundaciones y crecidas de ríos se han llevado por delante viviendas enteras, tramos de carreteras locales, vehículos, vías de tren e incluso puentes. En la foto, residentes retiran el barro de sus casas, el 6 de julio de 2017 en Asakura. AFP
  • Las autoridades niponas recomendaron desde el miércoles la evacuación de cerca de 500.000 personas, mientras que hasta ahora unas 1.022 han sido rescatadas tras quedar aisladas, según datos del Ejecutivo nipón. En la foto, columnas de un puente derruidas sobre el río Kagetsu, el 6 de julio de 2017 en Hita.
    9Las autoridades niponas recomendaron desde el miércoles la evacuación de cerca de 500.000 personas, mientras que hasta ahora unas 1.022 han sido rescatadas tras quedar aisladas, según datos del Ejecutivo nipón. En la foto, columnas de un puente derruidas sobre el río Kagetsu, el 6 de julio de 2017 en Hita. AFP
  • Residentes locales retiran barro de sus casas tras las fuertes lluvias torrenciales en Asakura, el 6 de julio de 2017.
    10Residentes locales retiran barro de sus casas tras las fuertes lluvias torrenciales en Asakura, el 6 de julio de 2017. AFP
  • Un hombre camina por una calle inundada en Asakura, el 5 de julio de 2017.
    11Un hombre camina por una calle inundada en Asakura, el 5 de julio de 2017. REUTERS