Ciberseguridad y análisis de datos: dos aspectos clave para la digitalización de las pymes en 2023

La protección de los sistemas informáticos y las herramientas para captar datos y estudiarlos son dos pilares de la transformación tecnológica que están experimentando las pequeñas y medianas empresas y que ahora pueden potenciar a través de las ayudas europeas

Information technology, coding and man with computer working for programming, gaming and internet company. Web design, database and programmer typing at desk using software, cyber network and monitor- Estar donde estés - Banco Sabadell - Digitalización
iStock

Las pequeñas y medianas empresas (pymes) españolas avanzan en su transformación digital para responder a los cambios en la sociedad. El auge de la venta en línea y del trabajo en remoto propician que cada vez más pymes, que conforman el grueso del tejido empresarial español, decidan invertir en la adaptación tecnológica. El 98% de todas las empresas españolas, sean del tamaño que sean, cuenta con algo tan básico como una conexión a internet, aunque en el caso de las microempresas (de menos de 10 empleados el porcentaje es menor, solo el 78%), según el documento Digitalización de las Pymes de este año elaborado por el Observatorio Nacional de Tecnología y Sociedad (Ontsi). Además, en 2021, el 40% de las pymes ya utilizaba las redes sociales con fines comerciales (un año antes solo el 30%), mientras que el 25% de las pymes vendía por internet, un punto más que en 2020. Ambos indicadores situaban a las pymes españolas por encima de la media europea, de acuerdo con el Índice de Economía y Sociedad Digital (DESI) 2022 de la Comisión Europea.

La digitalización, sin embargo, lleva aparejada riesgos, como los ataques informáticos, por lo que los expertos advierten que la ciberseguridad ha de ser una de las prioridades a considerar. Pero también genera nuevas oportunidades, tales como la posibilidad de recabar información sobre todos los aspectos del negocio, analizarla y obtener conclusiones con las que tomar decisiones basadas en datos y no en intuiciones.

La ciberseguridad: pilar de la transformación digital

Las empresas son más susceptibles de sufrir un ciberataque cuanto mayor es su exposición en la red. Y hoy, casi todos los procesos requieren de sistemas informáticos, ya sean internos, como la gestión de personal; como externos, la venta en línea, por ejemplo. Como explica Miriam Puente, experta en empresas en el Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE), un ataque informático es algo que puede ocurrirle a cualquier compañía, independientemente de su tamaño, y que conlleva un perjuicio económico y reputacional.

Alrededor del 60% de las pymes europeas víctimas de ciberataques quiebra en los 6 meses siguientes al incidente

En torno al 60% de las pymes europeas que sufre un ciberataque quiebra en los seis meses siguientes al incidente, de acuerdo con el informe Panorama actual de la ciberseguridad en España: retos y oportunidades para el sector público y privado de Google. Cada ataque, además, tiene un coste medio de 35.000 euros. Cifra que puede amenazar la supervivencia de una pyme. Sin embargo, la gran mayoría de ellas (80%) no se considera objetivo atractivo para un ciberataque, según otro estudio de esta compañía tecnológica titulado La ciberseguridad en 2022 y el efecto pospandemia en las pymes españolas.

Entre las agresiones más comunes destaca el malware, un software malicioso que altera el sistema para dificultar su uso y extrae datos de él. El daño puede ocasionar la pérdida de información valiosa, como contactos de proveedores y de clientes. También son habituales los fraudes, como la suplantación de la identidad o la ejecución de operaciones de forma remota en los sistemas de la empresa.

La protección, agrega Puente, debe ser un pilar del proceso de transformación digital. Y la empresa no puede permitirse el lujo de descuidarlo. Esta experta señala que el uso de tecnologías ya desfasadas y programas obsoletos, además de la carencia de mecanismos de contingencia, como las copias de seguridad o los centros de respaldo de contenidos y bases de datos, hace que los equipos sean más vulnerables. Una buena protección no solo evita pérdidas a las pymes, sino que mejora su imagen, porque genera confianza en los consumidores.

La elección de las soluciones de seguridad más adecuadas dependerá de las características de cada empresa, como su tamaño o el tipo de programas informáticos que maneja. No será igual para un pequeño comercio local con dos dispositivos, que para una start-up que tiene a su equipo trabajando en remoto, por ejemplo. Sin embargo, todos los negocios pueden mejorar su protección a través de la formación de sus empleados. El informe de Google destaca que solo tres de cada 10 trabajadores saben actuar frente a un incidente de esta naturaleza.

El dato: un tesoro que analizar y entender

La actividad en internet de las empresas genera mucha información que se puede recabar y analizar para obtener aprendizajes con los que mejorar la estrategia de negocio. Todos estos datos, asegura Carlos Prieto, director del Centro de Transformación Digital de la Universidad Internacional de La Rioja (UNIR), son muy valiosos porque permiten a las compañías crear modelos predictivos del negocio a futuro para tomar las mejores decisiones con respecto a la estrategia actual. Así podrán, por ejemplo, conocer el tráfico de su página web, el tipo de usuarios que navegan por ella o los productos más buscados en la red y actuar en consecuencia.

Solo el 30% de las pymes dispone de herramientas para el análisis de los datos que genera

El manejo de estas tecnologías está ampliamente integrado en las grandes compañías, capaces de crear y mantener departamentos dedicados a ello. En el caso de las pymes, solo el 30% dispone de herramientas de análisis masivo de datos (big data, por su nombre en inglés), de acuerdo con el Informe pyme 2022: Digitalización y desarrollo sostenible en la pyme en España, elaborado por el Consejo General de Economistas de España (CGE).

Borja Planells, cofundador de la consultora especializada en pymes Cronuts.Digital, asegura que el business intelligence, como se conoce a estas técnicas en el argot empresarial, es algo que está al alcance de cualquier compañía. En el mercado existen herramientas gratuitas como Google Analytics, que permiten conocer de dónde provienen los visitantes, cuánto tiempo permanecen en la página web, así como métricas sobre el comercio electrónico, entre otras prestaciones.

Planells recomienda Looker Studio, un programa para la recopilación y el análisis de datos de rendimiento del negocio que permite mejorar la estrategia de posicionamiento en el motor de búsqueda de Google. Enrique Hidalgo, especialista en inteligencia de datos de la consultora RocaSalvatella, añade otra herramienta, Google Alerts, que sirve para recibir un aviso cada vez que se menciona a la marca en internet. Para la gestión de redes sociales, Hidalgo recomienda Metricool. Con ella, las empresas conocerán de forma gratuita cuándo interactúan los seguidores con las publicaciones y programar las salidas de los siguientes 30 días.

Las pymes también tienen a su disposición programas con los que tener una visión de conjunto. Hidalgo destaca Power BI y Tableau, que permiten monitorizar todos los datos de sus canales y herramientas a través de paneles de control adaptados a la información de la que disponen y generan informes, a partir de un coste muy bajo.

Las ayudas del fondo europeo para la digitalización de pymes

Una de las barreras con las que se encuentran las pequeñas y medianas empresas (pymes) a la hora de digitalizarse es el alto coste. Por eso, el Plan de Recuperación, Transformación y Resiliencia (PRTR) ha puesto en marcha ayudas directas para impulsar su modernización a través del Programa Kit Digital. Esta iniciativa entrega bonos digitales, de entre 2.000 y 12.000 euros, que las pymes pueden usar con empresas tecnológicas acreditadas por el Ministerio de Asuntos Económicos y Transformación Digital, para la adquisición de herramientas que den visibilidad a su negocio, que les permitan vender por internet y con las que optimicen sus procesos productivos.

Este programa, gestionado por Red.es, entidad pública empresarial dependiente de la Secretaría de Estado de Digitalización e Inteligencia Artificial, ofrece 12 bonos, uno por cada solución tecnológica. Para incorporar software de recopilación y análisis de datos cuenta con uno de 4.000 euros, mientras que, en el apartado de la ciberseguridad, facilita dos bonos digitales por valor de 6.000 euros: uno para fortalecer la seguridad en la red de las pymes y otro para proteger las comunicaciones. La tramitación de las ayudas del fondo europeo Next Generation EU se realiza desde la web Acelera Pyme.

Antes de solicitar cualquier ayuda, es útil contar con el asesoramiento del gestor del banco, que resolverá las dudas tanto de los autónomos como de los responsables de las empresas.

La agenda de Cinco Días

Las citas económicas más importantes del día, con las claves y el contexto para entender su alcance.
RECÍBELO EN TU CORREO

Más información