Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra
SABADELL JUNTA

El Banco Sabadell advierte del riesgo de la reforma precipitada de la Ley Hipotecaria

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. Ampliar foto
El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. EFE

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, ha advertido hoy del riesgo de reformar de forma precipitada la Ley Hipotecaria, ya que, con la pretensión de "ayudar a los más débiles", se podría desestabilizar el sistema y deteriorar la capacidad de financiación externa del país.

En la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell, Oliu ha remarcado que "la estabilidad del sistema financiero español y su credibilidad externa" requieren mantener los principios fundamentales de seguridad jurídica y las garantías contractuales que contempla la actual legislación hipotecaria.

Así, pese a reconocer que se pueden introducir en la ley "excepciones y mejoras" que beneficien los intereses de todos y eviten "situaciones humanamente no deseables", ha afirmado que hay que evitar la aprobación de reformas que no estén "suficientemente ponderadas, fruto de la precipitación y del momento".

Hacerlo, ha asegurado, podría afectar al sistema de relaciones contractuales vigente, con el consiguiente deterioro de la capacidad de financiación externa de España.

Las declaraciones de Oliu se producen en un momento en el que el Tribunal de Justicia europeo ha sentenciado que las medidas que regulan los desahucios por impago en España son contrarias a la legislación europea de protección de los consumidores.

Además, el Congreso ha admitido a trámite una Iniciativa Legislativa Popular, promovida por la Plataforma de Afectados por la Hipoteca, para reclamar la dación en pago con carácter retroactivo.

Oliu ha subrayado que Banco Sabadell ha sido "pionero" en tratar de forma individualizada los casos más urgentes de familias con problemas para hacer frente al pago de la hipoteca y que ha dado respuesta "a los clientes que podían estar abocados a una situación desesperada".

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. ampliar foto
El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. EFE

Ha asegurado, en este sentido, que el banco no ha realizado en 2012 ninguna ejecución hipotecaria forzosa y que ha buscado soluciones a cada caso, ajustándose a criterios de equidad y responsabilidad social e intentando defender a la vez los "derechos legítimos" del banco.

El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. ampliar foto
El presidente de Banco Sabadell, Josep Oliu, durante la junta general de accionistas de la entidad, que se ha celebrado esta tarde en Sabadell. EFE

En su discurso ante los accionistas, Oliu ha recordado que 2012 ha sido un año "convulso", lleno de "turbulencias", en el que la entidad ha logrado reforzar su posición de solvencia y liquidez y en el que ha superado las pruebas de resistencia a las que se ha sometido al conjunto de la banca española.

A pesar de las dificultades, el Sabadell ha integrado Banco CAM y, además, ha adquirido a Banco Mare Nostrum la red de oficinas de Caixa Penedès en Cataluña y Aragón, operación que completará a lo largo de este 2013.

"Cuando acabe esta operación, Banco Sabadell habrá aumentado el número de oficinas en Cataluña y pasará a tener una cuota de mercado en nuestra comunidad de origen que nos permitirá competir en el futuro con las otras grandes redes bancarias del país", ha subrayado Oliu.

El presidente del Sabadell se ha referido también a la crisis de Chipre, que considera poco probable que acabe afectando a España, gracias a las reformas y ajustes que se están realizando en su economía.

"Los progresos que se están haciendo tanto en Europa como en España nos alejan del contagio mucho más del que produjeron las olas generadas hace un año por el problema griego", ha indicado.

De cara a este 2013, Josep Oliu ha afirmado que el foco de la gestión del banco, que ganó 82 millones el pasado año, estará puesto en la rentabilidad y en la concesión de créditos.

Sobre la posibilidad de que el Sabadell lleve a cabo alguna otra adquisición, ha dicho: "La nueva situación del banco abre nuevos horizontes que se estudiarán debidamente cuando se considere oportuno, en función de la creación de valor para nuestros accionistas".