tour de francia

Antes que Bahamontes hubo un Baamonde

Hijo de un emigrante gallego en Francia, corrió el Tour en 1905 y 1908, y existe documentación que le señala como el primer español en participar en la ‘grande boucle’

La llegada del ciclista Louis Trousselier, en una de las etapas del Tour de 1905.
La llegada del ciclista Louis Trousselier, en una de las etapas del Tour de 1905.Branger / Roger Viollet via Getty Images

Benito Baamonde, jornalero de Ábedes, junto a Verín (Ourense), emigró en barco hasta La Rochelle, entre Burdeos y Nantes, se casó con una sirvienta de la granja francesa en la que encontró trabajo y en Francia, no muy lejos de Poitiers, tuvo dos hijos.

El menor de los dos, Gabriel, se hizo ciclista y corrió el Tour de 1905, la tercera grande boucle de la historia, en los tiempos de los pioneros y la gran aventura. Se casó con una costurera, puso una tienda de bicicletas junto a su hermano Georges y tuvo una hija, Paulette, que se casó a los 19 años con René, claro, un bombero de la vecina Descartes, el pueblo del filósofo, y de Descartes fue alcalde René. Su nieto François, de 77 años, que por orgullo da un tinte aristocrático a su apellido al unir con guion el Girard paterno con el Baamonde materno, y Girard-Baamonde luce, está ya jubilado después de trabajar en la FNAC.

Antes que Bahamontes, 54 años antes, un Baamonde ya conquistó Francia en bicicleta, el invento más democratizador e integrador en Europa a finales del siglo XIX y principios del XX.

Toda la vida larga de Gabriel Baamonde —murió en 1977 a los 92 años— transcurrió en cuatro pueblos de la Francia profunda, no más lejos de 30 kilómetros uno de otro. No era siquiera el mejor ciclista de su pueblo, Bossay sur Claise (1.680 habitantes en 1884, el año de su nacimiento, el 10 de agosto a las siete de la tarde), pues allí también había nacido, tres años antes, Émile Georget, el ciclista que pasó primero por primera vez por la cima del Galibier, en el Tour de 1911, pero puede pasar a la historia como el primer ciclista español que participó en el Tour, desbancando a José Javierre, el jacetano crecido en Pau desde niño, que corrió su primer Tour en 1909 y que hasta 2004 era Joseph Habierre, de nacionalidad francesa, en las clasificaciones oficiales.

Gabriel Baamonde figura como Georges Bamonde, francés, dorsal 47 del Tour de 1905 y dorsal 56 en el de 1908, en los registros de la carrera. Sin embargo, la investigación del perspicaz historiador del ciclismo Francisco García Albares ha permitido concluir que, en realidad, se llamaba Gabriel Baamonde, un apellido que según todos los especialistas en genealogía proviene de la aldea lucense de Baamonde y que la emigración gallega desde mediados del siglo XIX a América y Europa extendió por medio mundo, a veces adoptando grafías diversas como Bahamonde (con la alharaca de la hache intercalada), Bamonde o Vaamonde. Si gracias a García Albares se abre la posibilidad de descubrir que un español ya había corrido el Tour de 1905, gracias al amor por su abuelo del nieto Girard-Baamonde, que hizo público su árbol genealógico y los documentos que lo sustentan, se puede establecer una cronología de las andanzas del hijo del emigrante gallego en tierras de Poitiers.

Cuenta cómo comenzó a hacer ciclismo en serio en el velódromo de Tours a los 18 años y cómo a los 20 entró en el equipo de su vecino Émile Georget y su hermano Léon, y en el que también estaba un jovencísimo Petit-Bréton, que ese mismo año batió el récord de la hora (41,110 kilómetros). Era el Cycles JC, una marca de bicicletas fabricadas en París que pesaban 11 kilos. Y con ese hierro, y con neumáticos, Pector, corrió su primer Tour, el de 1905, famoso por la cantidad de problemas que crearon los antiTour, que llenaban de clavos de tapicero las carreteras para acabar con la carrera. A Baamonde le faltó un nada, solo la última etapa, la 11ª, para acabarlo. En esa misma etapa se acabó también su aventura en el Tour de 1908, el último que corrió, ya con el equipo Alcyon y que supuso la segunda de las dos victorias de Petit-Bréton. Entre medias, de agosto de 1905, cuando es reclutado en el vecino Le Blanc, a mayo de 1908, cumplió el servicio militar.

Herido en la Gran Guerra

En 1909 disputa la última carrera de la que han llegado registros, la París-Tours ganada por Faber, en la que queda 21º. Dejó el ciclismo y abrió junto a su hermano una tienda de bicicletas en el vecino Ligueil. Se casó en 1910, a los 25 años, con la costurera Marie Valentine Charcellay, de 25 años también. En 1911 nació su única hija, Paulette Baamonde.

Movilizado en la Guerra del 14, resulta herido el 7 de julio de 1916 en el frente de Verdún. Pese a ello y pese al peligro, acude a socorrer a su cabo, mérito suficiente para ser condecorado con la cruz de guerra con estrella. Murió en Ligueil en 1977, a los 92 años. Su historia no es tan diferente de la de su coetáneo Javierre, aragonés de Jaca, que con sus cuatro hermanos aún niños y su madre, Orosia, viuda, cruzó los Pirineos por Somport antes de llegar al siglo XX. Se quedaron a vivir en Lescar, junto a Pau, donde su madre encontró trabajo de sirvienta. En 1909, antes de lograr la nacionalidad francesa, corrió el Tour como Habierre. Después abrió una tienda de bicicletas Alcyon en la vecina Oloron. Como no le daban la nacionalidad francesa se apuntó a la guerra en la Legión Extranjera. De la Gran Guerra regresó francés y cojo.

De Gabriel Baamonde se conoce todo con exactitud, salvo un detalle: ¿era Gabriel Baamonde español cuando corrió su primer Tour de Francia? La respuesta está en la interpretación que se quiera dar a las leyes de naturalización francesa vigentes en 1884, cuando nació Gabriel.

Según el consulado francés en Madrid, Baamonde era francés por haber nacido en Francia de madre francesa y estar en vigor el derecho de doble suelo. La necesidad de mano de obra y, sobre todo, de soldados para las guerras permanentes, llevó a facilitar cada vez más las nacionalizaciones con el objetivo de que todos los inmigrantes prestaran el servicio militar obligatorio de tres años. Y la ley de 1889 (Baamonde nació en 1884) estipula que los jóvenes extranjeros nacidos en Francia y que, en el momento de su mayoría, estén domiciliados en Francia, serán franceses, a menos que hayan declinado la nacionalidad francesa en el año anterior a su mayoría. Y cuando corrió el Tour de 1905, Baamonde aún tenía 20 años, no había alcanzado la mayoría de edad. Algunas webs históricas lo declaran aún español en 1905, pero ninguna aporta documentos de prueba.


Archivado En:

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50