Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

Rosa López: “Casi me quedo sin voz por una negligencia médica”

La ganadora de la primera edición de 'Operación Triunfo' insinúa en televisión la existencia de muchos intereses que la perjudicaron al principio de su carrera

Rosa Lopez
Rosa López con Bertín Osborne en el programa 'Mi casa es la tuya'.

Rosa López, la ganadora de la primera edición de Operación Triunfo, confesó este miércoles que estuvo a punto de perder la voz por una negligencia médica. La cantante hizo esta confidencia entre lágrimas en Mi casa es la tuya, el programa que conduce Bertín Osborne en Telecinco. Ante la mirada de su madre, Paca, a quien Rosa López consultó antes de contar lo que para ella ha debido ser uno de los tragos más amargos de su carrera, empezó a hablar y no paró.

Había acabado Operación Triunfo, había participado en el Festival de Eurovisión y estaba en mitad de una gira tremenda. Pero ese no fue el problema porque yo ya había trabajado mucho antes. Descansas, bebes mucha agua, duermes y otra vez perfecta. Yo estaba cansada pero me encontraba bien y un día se me acercó una chavala del equipo preguntándome si me pasaba algo. No sé qué paranoia tenía esa mujer en la cabeza, pero me convenció para traer a un médico o supuesto médico. En principio era solo para que me viera, pero casi sin darme cuenta me estaba pinchando en el culo un no sé qué de un bote con colorcillo azul y blanco. Después consulté con un novio que tenía entonces que era laringólogo y me dijo que las cuerdas vocales no se pueden ver con una lupa como hizo ese supuesto médico”.

Ya entre lágrimas, pero diciendo que se sentía feliz de contar por fin ese secreto y de hacerlo delante de su madre, siguió desvelando lo que desembocó en un silencio que duró desde septiembre de 2002 hasta julio de 2003, meses en los que Rosa no dio ni un solo concierto. “Me olvidé de la inyección y canté”, explicó Rosa. “El primer concierto, bien. El segundo, bien y en la sexta canción del tercero, en El Escorial, me estaba asfixiando, no podía ir ni para delante ni para atrás. Luego, fuera del escenario me quedé inconsciente. Mi padre salió al escenario pidiendo disculpas, diciendo que volvería a salir… Había tanta inocencia en mi familia”.

Esta noche me meto en la cocina con @rosalopezoficial. ¿Qué preparemos? Lo descubrimos a las 22:30 en #MiCasaEsLaTuya

Una publicación compartida de Bertín Osborne (@bertinosborne) el

Durante ocho meses, Rosa López permaneció encerrada en su casa, deprimida, sin poder hablar y comunicándose exclusivamente a través de lo que escribía en una pizarra. Una situación que terminó en una delicada operación de sus cuerdas vocales que solo se atrevió a abordar el que entonces era su novio, Pablo Muñoz, por el miedo de otros facultativos a poder dejar sin voz a la que era Rosa de España. Precisamente su expareja intervino en el programa para afirmar: “Había muchos intereses creados a su alrededor. Sabía lo que tenía desde que la vi por primera vez y sabía que la solución por cómo estaba evolucionando era la cirugía”.

Rosa también desveló que pasó por una crisis en 2008 en la que llegó a pensar en abandonar su carrera: “No sé ni por dónde empezar, porque para mí era un pecado solo pensarlo después de tanto esfuerzo propio y de mi padre. Pero sentí como si la vida no avanzara, sentí un gran vacío. La vida solo se vive una vez”. Entre contradicciones y las inseguridades que siempre le han caracterizado, Rosa López afirmó que la música es su vida, que se flagela ella sola muchas veces porque es muy exigente y que aunque en el pasado dudó, hoy tiene claro que no abandonará su profesión nunca.

Más información