EDITORIAL

¿Quién desarma a EE UU?

Obama ya no tiene ninguna elección que perder si muestra el coraje de trasladar a los hechos su emotivo mensaje sobre esta nueva matanza

Tras la horrenda matanza en la escuela de Connecticut, último episodio de una cadena sin fin, un compungido Barack Obama ha dicho que son necesarias “acciones significativas” para prevenir nuevas tragedias derivadas de la posesión masiva de armas por los estadounidenses. El presidente anunció algo similar tras el tiroteo contra una congresista y la muerte de seis personas en Tucson, el año pasado. Nada políticamente significativo sucedió entonces a propósito de un tema fuera de control en EE UU. Tampoco había ocurrido después de Columbine o de la masacre de la Universidad de Virginia, en 2007.

Si los republicanos nunca legislarán contra una situación conforme a sus más arraigados principios, tampoco lo hacen los demócratas, temerosos de perder votos. Obama pasó como sobre ascuas por el control de armas de fuego durante su última campaña electoral, pese a haber prometido cuatro años antes renovar la tímida prohibición de las de asalto, impulsada por Bill Clinton y expirada en 2004.

Más de un millón de personas han muerto a tiros en EE UU durante los últimos cuarenta años. El dato hace más explosiva la vacía retórica sobre el tema exprimida hasta la saciedad por los poderes públicos de un país en el que casi cualquiera tiene acceso a las armas más mortíferas. Ni los sucesivos inquilinos de la Casa Blanca ni los líderes del Congreso han mostrado interés en atajar una de las más formidables lacras de la nación que pasa por faro de los derechos humanos.

Obama ya no tiene ninguna elección que perder si muestra el coraje de trasladar a los hechos su emotivo mensaje del viernes. El presidente estadounidense no podría dejar mejor legado a sus compatriotas que una estricta legislación sobre armas de fuego que colocase a EE UU en línea con esas aburridas democracias donde están prohibidas, por entenderse que el derecho a poseerlas no proviene de Dios ni está inscrito en la naturaleza humana.

 

Otras noticias

Últimas noticias

Ver todo el día

Celebraciones en EE UU por las medidas migratorias anunciadas

Después del anuncio del presidente Barack Obama, la gente celebró la regularización de 'sin papeles' en distintos puntos de Estados Unidos

“Me gustaría ir a Madrid a conocer a Pedro Almodóvar”

El periodista y activista José Antonio Vargas es uno de los indocumentados que se podrán beneficiar de las medidas de Barack Obama

Los republicanos prometen una respuesta contundente a Obama

La oposición conservadora asegura que no se quedará de brazos cruzados ante la acción unilateral del presidente, pero no dice qué hará

Obama: “La inmigración nos define como país”

El presidente de EE UU defiende su acción ejecutiva de evitar la deportación de alrededor de cinco millones de inmigrantes sin documentos

IMPRESCINDIBLES

LA CUARTA PÁGINA

La paz: cerca de La Habana, lejos de Bogotá

La política es más necesaria que nunca para llevar a buen término las negociaciones entre el Gobierno y las FARC. Su éxito significará no solo el fin de una larga guerra, sino una esperanza para todo el mundo

LA CUARTA PÁGINA

La vida secreta de Javier Pradera

Era el enigma en mayúscula porque estuvo siempre en el centro pero invisible. Tres años después de su muerte, emerge un ensayista brillante que destaca por su sutileza humorística y la solvencia de sus análisis

LA CUARTA PÁGINA

La pasión por la democracia

Desde la caída del Muro de Berlín se observa una apatía cada vez mayor en los sistemas democráticos. Necesitamos no sólo ausencia de violencia y garantías institucionales, sino también responsabilidad moral

LA CUARTA PÁGINA

Cataluña y “la cárcel de los pueblos”

Hay un buen argumento para poder defender la idea de que Cataluña siga formando parte de España: cuando los países se desestabilizan, tardan mucho en conseguir normalizarse de nuevo

La muerte de Aurora

La vi por última vez en el verano del año pasado. Raspaba ya los 93 años y oía con dificultad. Necesitaba tiempo para terminar una biografía de Julio Cortázar, a quien profesó un intenso amor

LA CUARTA PÁGINA

El desamparo de Ayotzinapa

La desaparición y asesinato de 43 estudiantes es la conclusión del desastre nacional generado por la guerra contra el narcotráfico en México. Nada es tan peligroso para un país como el descrédito de su clase política

España no tiene quien le escriba

Hace falta una fuerza política que defienda el Estado, la unidad de la nación y la ley

El momento adecuado para bajar impuestos

Tras dos años de ajustes, el Gobierno ha elaborado un conjunto de cambios

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana