Selecciona Edición
Entra en EL PAÍS
Conéctate ¿No estás registrado? Crea tu cuenta Suscríbete
Selecciona Edición
Tamaño letra

La Policía Nacional detiene a dos propietarios de siete webs de descargas de estrenos de cine

Sin que se haya apagado aún la resaca política y en la red por la derrota de la ley Sinde, la policía ha detenido a los dueños de dos páginas webs de descargas de estrenos cinematográficos como presuntos responsables de un delito contra la propiedad intelectual, en su modalidad de piratería cinematográfica. La policía asegura que ambos dirigían "los principales grupos de screeners (graban películas de estreno en las salas para colgarlas inmediatamente en la red) de Andalucía y la Comunidad Valenciana". La operación ha sido posible tras una denuncia de la Federación para la Protección de la Propiedad Intelectual (FAP) y ha supuesto el cierre de siete páginas de descargas directas. La operación fue efectuada en los días previos al debate y derrota en comisión, este martes, de la ley Sinde. La última detención se hizo el día 20, justo la jornada previa a la votación.

Durante 2010 habrían copiado y difundido más de 100 películas que se habrían descargado en 2,5 millones de ocasiones, "lo que les habría reportado importantes beneficios a través de publicidad". No obstante, las fuentes consultadas no han podido precisar el beneficio que habrían obtenido los responsables de esas páginas (con otros trabajos remunerados sin relación con la piratería). Han sido desmantelados cuatro laboratorios audiovisuales ubicados en Sevilla y Valencia y arrestados también dos screeners que, en horarios de baja afluencia de público, realizaban las grabaciones en alta definición.

Las grabaciones eran montadas y subidas a un total de seis sitios web en cuestión de horas tras su aparición en las salas comerciales. Las páginas P2P (compartición de contenidos) afectadas son, según fuentes de la investigación: taquilladivx.com (muy activa y popular en el mundillo de las descargas), trackertdx.com, spanishnova.com, supetaquilla.com, divxfinal.com, subdescargas.com y subsetcom. Si se intenta conectar hoy con ellas, la página devuelve un mensaje de error: "Conexión rechazada. El equipo remoto o la red pueden estar fuera de servicio. Por favor, intente de nuevo la petición".

Las obras cinematográficas, siempre según la policía, eran grabadas en salas de cine de la Comunidad Valenciana y Andalucía, sobre todo de Alicante y Sevilla. Para ello, los screeners acudían a los cines en horarios de baja audiencia provistos de cámaras de vídeo de alta definición con los soportes adecuados para fijarlas y obtener imágenes estáticas, o bien de grabadoras de audio también en alta definición. En las ocasiones en las que la película ya estuviera disponible en Internet, pero en un idioma extranjero, sólo necesitaban capturar el sonido en castellano.

La detención de uno de estos grabadores en plena faena señaló directamente hacia una de las páginas objeto de la operación, taquilladivx.com, considerada por la FAP "una de las más activas" en piratería. Con el mismo nombre pero con la terminación org, la descarga sigue siendo posible. Una sola persona la gestiona. Los detenidos, puestos en libertad tras una larga toma de declaración, han negado cualquier relación con los grupos que grababan las películas en los cines, pese a que colgaban de sus páginas.

Tres millones de pérdidas a Columbia

La operación comenzó tras una denuncia de Columbia Tristar Home Enternainment, presentada el 16 de noviembre, que había tenido conocimiento "a través de clientes" de la grabación en salas de cine de Madrid, Alicante y Valencia de películas de estreno que eran colgadas de forma inmediata en la red. El denunciante aseguraba que esa actividad le había ocasionado daños por más de tres millones de euros. La policía, en ese momento, ya estaba tras los pasos de los screeners. Lo que pudieron constatar es que las grabaciones, además de en las ciudades citadas, también se hacían en Málaga y Murcia. Siempre en sesiones con poco público, para evitar ser pillados in fraganti.

Una vez contaban con las grabaciones, éstas eran montadas en los cuatro laboratorios desmantelados en Sevilla (2) y Valencia (2). Las copias se alojaban en servicios de hosting (alojamiento) de servidores en el extranjero por razones de seguridad, siempre según la policía.

Ya grabadas y retocadas, las películas eran publicitadas y comercializadas en Internet. Ade más, se anunciaban en diversas páginas web a través de diferentes portales y contaban con blogs divulgativos sobre su contenido, en los que se trufaban arremetidas contra la ley Sinde, que iba a permitir el cierre precisamente de este típo de páginas.

"En estas páginas se publicaban los enlaces a las películas, siempre archivos de gran calidad, así como se ofrecían también de forma gratuita multitud de videojuegos o sofware informático", añade una nota difundida hoy por la policía. Los detenidos, según fuentes policiales, han alegado que en ningún momento han fomentado la piratería sino que se han limitado a compartir o intercambiar enlaces, como aseguran que hacen cientos de otras webs.

Los contenidos estaban muy elaborados, hasta el punto de que cada película se identificaba con su cartel promocional original que, al hacer clic sobre él, ofrecía también los datos técnicos y la sinopsis de la obra, incluso las visitas que hubiera alcanzado.

Los beneficios económicos de estas páginas se obtenían a través de la publicidad por dos modalidades distintas: bien por cada uno de los accesos que recibiera dicha web, o bien mediante el envío de publicidad a las direcciones de correo electrónico que se requerían a los interesados en descargar los archivos. Esta publicidad no se contrataba directamente con las empresas anunciantes, que normalmente son muy conocidas, sino con mayoristas a los que se factura en función del número de impactos registrados por un software denominado "contador".

Los agentes registraron varios domicilios relacionados con los detenidos en Valencia y Sevilla -uno de ellos estaba convaleciente de una operación, y se incautaron de numerosas vídeo-cámaras, grabadoras de audio, ordenadores portátiles y discos duros.

La operación ha sido desarrollada por agentes del grupo de delincuencia especializada de la UDEV de Alicante, con la colaboración de la Brigada de Investigación Tecnológica de la Comisaría General de Policía Judicial y de los Grupos de delitos tecnológicos de las Brigadas Provinciales de Policía Judicial de Sevilla y Valencia.

Los detenidos

Los detenidos son D.M. M., con domicilio en Paiporta (Valencia), al que se acusa de grabar en salas de Valencia las películas de estreno; L. G. M, también radicado en Valencia, supuesto responsable del grupo de grabadores y propietario de las páginas de descargas taquilladivx.com; trackertdz.com y spanishnova.com. En Sevilla fueron arrestados R. D.L, jefe de los screeners de Valencia, según fuentes policiales, y dueño de las páginas de descargas supertaquilla.com, divxfinal.com, subdescargas.com y subset.com, y también fue detenido F. J. A. T, que grababa películas en salas de Sevilla. Los arrestos fueron ejecutados entre el 3 y el 20 de diciembre.

Más información

  • Han generado solo en 2010 más de 2,5 millones de descargas ilegales.- Han sido arrestadas varias personas que grababan estrenos en cines con cámaras de alta calidad.- Las siete webs implicadas generaban altos ingresos en publicidad.- Columbia calcula que le han causado un perjuicio económico de tres millones de euros