ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

jueves, 14 de octubre de 1999

Rambla: "La deuda me ocupa, no me preocupa"

Vicente Rambla, consejero de Economía y Hacienda, presentó ayer ante las Cortes las líneas generales de su estrategia política para la presente legislatura, pero no pudo evitar que el posterior debate girara, en gran medida, en torno a la deuda pública acumulada por la Generalitat Valenciana. Rambla se mostró tranquilo al respecto y se permitió asegurar: "La deuda me ocupa, no me preocupa".El consejero replicaba así a las acusaciones vertidas por Cristina Moreno, portavoz socialista, quien recordó que la deuda de la Generalitat Valenciana reconocida por el Banco de España asciende a 674.000 millones de pesetas, una partida a la que sumó la denominada deuda centrifugada que asumen las empresas públicas y que cifró -"siendo generosa"- en 200.000 millones y la deuda a diversos proveedores que estimó en otros 100.000 millones. Moreno aseguró que si la Generalitat fuera una empresa privada "estaría en quiebra".

Juan Antonio Oltra, portavoz de Esquerra Unida, abundó en el mismo extremo y aseguró que la deuda de la Generalitat asciende a "un mínimo de 700.000 millones, lo que dobla lo que el PP dijo que dejó el anterior gobierno".

Rambla defendió que la carga financiera que soporta la Generalitat es muy baja en relación a su estructura de gastos y subrayó desafiante que el Consell "no dudará en acudir al endeudamiento" para atender las políticas que considere prioritarias.

Rafael Blasco, consejero de Empleo, también presentó las líneas generales de la estrategia de su departamento y anunció, entre otras medidas, la inminente presentación de una ley de mutualidades laborales no integradas en el régimen general de la Seguridad Social. Fuentes de Empleo explican que la nueva norma pretende convertirse en el marco jurídico necesario para potenciar el mutualismo sin ánimo de lucro en la Comunidad Valenciana como una medida de fomento de la economía social.

En el seno del Grupo Socialista, entretanto, Antonio Moreno despejó ayer las dudas sobre la posibilidad de compatibilizar su condición de vicepresidente segundo de las Cortes con el papel de portavoz del grupo parlamentario. Moreno declaró a Efe que dimitirá como miembro de la Mesa el mismo día que la gestora del PSPV llegue a un acuerdo para designar a la persona que debe sustituirle en el puesto institucional y sugirió que sería bueno que el relevo se produjera a la mayor brevedad.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »
EL PAíS Edición impresa

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana