ArchivoEdición impresa

Acceso a suscriptores »

Accede a EL PAÍS y todos sus suplementos en formato PDF enriquecido

viernes, 10 de junio de 1977
Reportaje:

El Calpisa solo existirá mientras sea el mejor

  • Ejemplo de club de balonmano con proyección publicitaria y mala solución

Por tercera temporada consecutiva, el Calpisa, de Alicante, ha conseguido el doblete del balonmano español: la Liga y la Copa. Hace justamente tres años que el antiguo Obras del Puerto dejó tener este nombre para convertirse en el ambicioso Calpisa, club de proyección publicitaria. Desde entonces es imbatible en España. Lo que no está claro es si su existencia favorece el desarrollo del balonmano en España.Alicante tenía en las Obras del Puerto su equipo de balonmano, un equipo de un nivel digno -generalmente en división de honor- pero que no podía,aspirar a mayores logros que el de mantener un tono medio. La empresa Obras del Puerto decidió desentenderse hace cuatro temporadas del balonmano, pero un hombre de su directiva, Andrés Muñoz -hoy presidente del club alicantino-, consiguió el apoyo de un familiar suyo, ejecutivo de la Compañía Alicantina de Promoción Inmobiliaria, SA. La constructora alicantina deseaba hacerse con un nombre de proyección nacional y encontró en el deporte una vía para conseguirlo. Para ello no sería suficiente tener un equipo de balonmano; hacía falta el mejorequipo.

Los nuevos protectores del balonmano alicantino decidieron no reparar en medios y se hicie ron pronto con los servicios del hombre más importante del balonmano español: el meta Perramón, el superman nacional de este deporte. Perramón extraordi nario tanto en su paradas como por su facilidad para lanzar contraataques, fue la piedra angular del equipo. Con él, poco antes o poco después, se hicieron muchos otros fichajes: Labaca, del Granollers, como Perramón; Goyo, del Picadero Albizu y Novoa, del Bidasoa Tauré, del Atlético, y Castellana del Marcol. Con esos, y con Rochel destacadísimo internacional, veterano del Obras del Puerto, y con otros jóvenes surgidos de Alicante, entre los que destaca Mirete, la empresa constructora alicantina consiguió lo que pretendia: que el equipo resultase, con diferencia, el mejor de España. Hace ya tres temporadas de su fundación, y ha conseguido el doblete del balonmano nacional en las tres. Su superioridad en la Liga es abrumadora, y en la Copa los enemigos han ido siendo batidos sucesivamente sin excesivos problemas. Normalmente, sólo hay cada temporada un equipo capaz de batir al Calpisa en campo propio.

Las taquillas que arrojan los partidos del equipo en Alicante no alcanzan más que para pagar los viajes, según explica su propio presidente, Andrés Muñoz. Los emolumentos de los jugadores, por tanto, salen del bolsillo de la empresa constructora, que a cambio obtiene una amplia publicidad, una fuerte resonancia nacional de su nombre. Losjugadores del equipo alicantino están entre los más caros de España. Perramón cobra cantidades equivalentes a las de los futbolistas punteros, y los demás internacionales también están bien pagados. La cantidad, sin embargo, que paga la empresa constructora por ese amplio eco publicitario no es alta: unos quince millones. La empresa considera que le compensa, y si así lo piensa es porque así debe de ser.

Esto podría mover a pensar que los mecenas publicitarios podrían ser la solución para la difícil economía de los clubs en deportes que en España están en medio camino de desarrollo, como es el case, del balonmano. Sin embargo, laTórmula publicitaria no es solución.,A Calpisa le interesa invertir dinero en balonmano sólo si su equipo es el mejor, pues sólo así compensa la inversión con el eco publicitario. Siendo así, hay que considerar dos aspectos del tema: primero, que si tuviera competidores, si su equipo no siempre ganase, no le interesaría -eso explica que no los tenga, salvo Atlético y Barcelona, deficitarios también-; segundo, que el hecho de que exista una gran superioridad de un equipo sobre el resto dificulta el desarrollo del deporte, porque resta interés a la competición. Este es un problema que sufre el baloncesto a causa del Real Madrid en la misma medida que el balonmano a causa del club alicantino.

Atención al cliente

Teléfono: 902 20 21 41

Nuestro horario de atención al cliente es de 9 a 14 los días laborables

Formulario de contacto »

Lo más visto en...

» Top 50

Webs de PRISA

cerrar ventana