_
_
_
_

López Obrador denuncia que las acusaciones contra militares por el ‘caso Ayotzinapa’ buscan una “rebelión” en el Ejército

Según el mandatario, se buscaba responsabilizar a 20 militares por la desaparición de los estudiantes cuando son cinco

J. García
Andrés Manuel López Obrador, durante una reunión con los padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa, en 2020.
Andrés Manuel López Obrador, durante una reunión con los padres de los 43 normalistas desaparecidos de Ayotzinapa, en 2020.EDGARD GARRIDO (Reuters)

El presidente Andrés Manuel López Obrador aseguró que en el caso Ayotzinapa hay muchos intereses y que algunos de ellos buscan con las acusaciones de militares generar una “rebelión” dentro del Ejército para que se diera marcha atrás en la investigación y no se tocara a nadie. “Hay intereses que buscaron reventar la investigación hablando de más personas (…) responsabilizando a 20 militares, cuando en la investigación son cinco de alto grado. Los otros 15 me imagino que son soldados”. “Pero, ¿por qué meten a los 20?”, se preguntó el mandatario durante la mañanera de este jueves. “Pues pensando que con eso se iba a generar una rebelión en el Ejército y que íbamos a dar marcha atrás para no tocar a nadie. No, cero corrupción, cero impunidad”, se respondió ante los periodistas. “Cuando saben que va en serio, entonces a lo mejor pensaron si le metemos 20 (militares), estos van a dar marcha atrás porque no van a poder enfrentar al Ejército”, añadió.

La Fiscalía General de la República (FGR) emitió, a finales de agosto, 20 órdenes de aprehensión contra miembros de los batallones de infantería en Guerrero, el 27 y el 41, aunque tres semanas después renunció a detener a 16 de ellos.

“Son cinco militares y ahí están incluidos”, dijo López Obrador. Pero el subsecretario Alejandro Encinas dijo 20 militares, corrigió un periodista. ”No, cinco, y el abogado no tiene la información o está actuando de mala fe (…) pero qué bien que lo estamos aclarando, entonces, en el informe son cinco militares, pero para más detalles yo di la instrucción al secretario de la Defensa por escrito”.

El pasado 25 de septiembre, EL PAÍS reveló que la Fiscalía canceló al menos 21 de las 83 órdenes de detención del caso Ayotzinapa que pidió en agosto. Los documentos en poder de este diario evidenciaron el conflicto entre la dependencia que comanda Alejandro Gertz, y la unidad que investiga la matanza de los estudiantes y encargada de girar las peticiones de arresto. Solo dos días después, Omar Gómez Trejo renunció como titular de la Unidad Especial de Investigación para Ayotzinapa (UEILCA), después de que la Fiscalía Especializada en Control Regional, un área ajena a su unidad, renunció sin su autorización a 20 órdenes de detención contra implicados en el caso.

López Obrador dijo que Gómez Trejo no estaba de acuerdo con lo presentado en el informe. “No les gustó que se actuara así, ni les gustó el informe. Por eso planteó lo de su renuncia”, respondió. El mandatario dijo que las órdenes de aprehensión se giraron de acuerdo con el informe de la Comisión de la Verdad, pero aseguró que en dicho documento no estaban implicados los militares. “Alguno de los detenidos estaban muy confiados de que no iba a haber acción”, añadió

Durante la conferencia de prensa, López Obrador defendió que el ex Procurador Jesús Murillo Karam tiene derecho a defenderse, pero es responsable de la fabricación de la llamada “verdad histórica” del caso Iguala. “La Fiscalía está presentando todas las pruebas para demostrar que el licenciado Murillo Karam, ex Procurador, fue el responsable de la fabricación de lo que se llamó la verdad histórica. Cómo distorsionaron, cambiaron u ocultaron los hechos de lo que realmente había sucedido, cómo culparon a otras personas para sacar declaraciones, torturaron a personas o cómo dijeron que habían quemado a los jóvenes en el basurero, algo que está demostrado fue falso, además él se asume como responsable”, dijo.

Sobre el papel del expresidente Enrique Peña Nieto durante esa noche y la posterior investigación, López Obrador dijo que si quieren implicar a Peña Nieto en el caso Iguala, que hablen con el exprocurador Jesús Murillo Karam. “Los que están detenidos tienen derecho a la defensa y pueden hablar todos, porque también están diciendo: bueno y por qué no, hasta mi amigo Epigmenio (Ibarra), y por qué no Peña, que acompañe a Murillo Karam, pues que Murillo hable. “Que diga que le dieron instrucciones, porque en el documento no aparece como responsable Peña, aparece Murillo”.

López Obrador también aprovechó la mañanera para hacer una encendida defensa del subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas, sobre quien dijo “hay una campaña en su contra”. “Tiene todo nuestro apoyo y si hay campaña en contra de Encinas, hay campaña en contra mía”, sentenció.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Regístrate gratis para seguir leyendo

Si tienes cuenta en EL PAÍS, puedes utilizarla para identificarte
_

Sobre la firma

J. García
Antes de llegar a la redacción de EL PAÍS en Madrid fue corresponsal en México, Centroamérica y Caribe durante más de 20 años. Ha trabajado en El Mundo y la agencia Associated Press en Colombia. Editor Premio Gabo’17 en Innovación y Premio Gabo’21 a la mejor cobertura. Ganador True Story Award 20/21.

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
_
_