Elecciones en Coahuila e Hidalgo

El PRI arrasa en 16 distritos en las elecciones de Coahuila y en Hidalgo obtiene 32 municipios

El partido de López Obrador queda en segundo lugar, no reconoce los resultados preliminares y denuncia fraude

Ciudadanos acuden a emitir su voto este domingo, en Saltillo, Coahuila.
Ciudadanos acuden a emitir su voto este domingo, en Saltillo, Coahuila.Miguel Sierra / EFE

El Partido Revolucionario Institucional (PRI) ha logrado este domingo la victoria en los comicios electorales en Hidalgo y Coahuila para renovar 109 cargos locales. El presidente nacional del partido, Alejandro Moreno, ha proclamado ganador a su partido en el Estado del norte, donde ha obtenido mayoría en 16 distritos, y en el del centro, donde ha sacado 32 municipios. “El PRI sigue de pie, ganamos en Hidalgo y en Coahuila, demostramos que la confianza en el PRI gana espacios y nos mantiene fuerte como partido político”, ha dicho en un vídeo subido a las redes sociales. “Sabemos gobernar y lo hemos demostrado, hoy es tiempo de seguirlo haciendo por las familias de México. Estamos de regreso y vamos a volver a ganar”, ha manifestado Moreno.

En Coahuila, el PRI se ha adjudicado los 16 distritos en juego con un 49,31% de los votos. Morena, el partido del presidente Andrés Manuel López Obrador ha obtenido el segundo lugar con el 19,3% y el conservador Acción Nacional (PAN) logró el 9,9%. Una de las cifras más desoladoras de la jornada fue la baja participación que rondó el 39%. Morena recordó que aún continúa la disputa de nueve distritos electorales como en Laguna, Piedras Negras, Acuña y Sabinas.

Por su parte, el dirigente nacional de Morena, Alfonso Ramírez Cuéllar, ha acusado de “fraude” al antiguo partido hegemónico. “Nosotros no reconocemos hasta estos momentos los resultados que se han considerado como preliminares, tenemos una cerrada disputa en los distritos de Sabinas, Acuña, Piedras Negras y en los seis distritos de la Laguna”, ha dicho el dirigente del partido del Gobierno. “Morena tuvo un triunfo contundente. En el caso de Coahuila, el PAN se va en un desplome sin precedente. La disputa aquí es PRI-Morena, y en el caso de Hidalgo, Morena gobernará la mayoría de la población de aquella entidad porque gana las principales ciudades, entre ellas la capital del Estado”, ha resumido Ramírez Cuéllar.

En Hidalgo, el priista Omar Fayad obtuvo para el partido tricolor 32 municipios. El PRD consiguió siete municipios; Morena, seis, al igual que el PRD y PAN en coalición. En solitario, los partidos PAN, Nueva Alianza y Encuentro Social obtuvieron cinco cada uno al igual que la coalición de PT-Partido Verde-Morena-Encuentro Social. El PT consiguió cuatro. Y el Movimiento Ciudadano y el Partido Verde, tres cada uno.

Carlos Bravo Regidor, investigador del Centro de Investigación y Docencia Económicas (CIDE), define los resultados de Coahuila como un reflejo de que el PRI “refrenda su dominio histórico” en la entidad y a su vez una demostración de fuerza para Morena, que duplicó sus votos y se consolidó como la primera fuerza de oposición, desplazando al PAN. “Prácticamente todas las encuestas anticipaban una victoria del PRI, aunque quizá no tan holgada, una caída del PAN al tercer lugar y el ascenso de Morena como primera oposición”. Pero el especialista añade que el morenismo “llegó al día de la elección con una retórica triunfalista sin asidero en las encuestas y que no correspondió, tampoco, con los resultados". "En conclusión, creo que es una victoria incontrovertible para el PRI, una mejora con sabor a derrota para Morena, y una derrota sin matices para el PAN”, ha dicho.

Morena ha repetido sus denuncias de fraude en el Estado de Hidalgo, en el centro del país, donde ha dicho que seguían en disputa varios municipios. “Llevamos ventaja en Pachuca, Tulancingo, Mineral de la Reforma, Actopan y Tizayuca”, ha afirmado Ramírez Cuéllar. En este Estado, el PRI ha duplicado sus Ayuntamientos de 16 a 32. El PAN ha caído de 15 a cinco ayuntamientos pero gana seis en alianza con el PRD. Morena ha perdido uno de sus siete ayuntamientos, aunque en esta ocasión gana cinco adicionales en alianza con el PVEM, el PES y el PT.

Respecto a denuncias de fraude de Morena, el investigador del CIDE subraya que se debe esperar a conocer qué mérito tienen esas acusaciones ante las autoridades y qué consecuencias podrían llegar a acarrear. “Morena ya está tan acostumbrada a recurrir a esa estrategia postelectoral, con o sin fundamento, que empieza ya a perder mucha credibilidad”, ha señalado.

“Ahora bien, dados los fallos favorables a la coalición lopezobradorista que han caracterizado al Tribunal Electoral últimamente, eso también enciende otra alarma: que Morena pudiera tratar de ganar en el litigio lo que no pudo ganar en las urnas”, sentencia. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha preferido no pronunciarse este lunes en su rueda de prensa matutina sobre las acusaciones de su partido: “Lo que celebro es que no hubo violencia, que acudió la gente a votar, muy poca, pero participaron y eso es lo más importante, lo más destacado. Las autoridades electorales van a decidir quién gana y si hay inconformidades hay procedimientos para acudir a esas denuncias”.

En ambos comicios ha habido un alto porcentaje de absentismo. En Coahuila ha sido de más del 60% y en Hidalgo mayor al 50%. Bravo destaca que se trata de cifras notablemente altas y ante las elecciones en el resto de Estados que se celebrarán el próximo año añade que se trata de “una primera señal, una alarma, modesta si se quiere, pero importante, de que la participación electoral podría ser reducida el próximo año”.

Los comicios cerraron el domingo en calma, con pocos incidentes y un fuerte control sanitario por la pandemia de la covid-19, según reportaron las autoridades electorales a la agencia EFE. Uno de los inconvenientes de la jornada electoral fue el reto de gestionar la votación entre medidas sanitarias para contener la pandemia. Las autoridades locales dispusieron un protocolo sanitario para evitar los contagios y la propagación de la covid-19, que comprendió la desinfección de la sede de las mesas electorales, manejo de papeletas, urnas y credenciales de los votantes.

Coahuila e Hidalgo son los únicos Estados que tendrán votaciones este año como parte del calendario que aglutinó en el 2021 todas las elecciones, locales y federales, lo que hará que el próximo 4 de junio se celebren las elecciones más grandes de la historia del país y en las que el actual mandatario se juega gran parte de su apoyo.

Lo más visto en...

Top 50