Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Las opciones populistas se desinflan en la carrera a la alcaldía de Lima, según las encuestas

Los peruanos eligen este domingo a casi 13.000 autoridades municipales y regionales

Elecciones Peru
Daniel Urresti, segundo favorito en los sondeos. AP

Los sondeos difundidos la víspera de los comicios regionales y municipales en Perú dan cuenta de un cambio en las preferencias de hace un par de semanas para la alcaldía provincial de Lima, cuando tres candidatos populistas de derecha lideraban la intención de voto. Según las empresas Datum e Ipsos Perú, el cabeza de cartel de Acción Popular, Jorge Muñoz, está a la cabeza con un 32% en simulacros de intención de voto realizados el viernes y sábado.

Ello implica la caída a segundo lugar del postulante de Podemos Perú, el militar en retiro Daniel Urresti, quien estaba empatado con Renzo Reggiardo -de Patria Segura- la semana pasada, ambos en posiciones populistas de derecha, que ofrecían como propuestas contra la delincuencia mayor control con cámaras de vídeo para el reconocimiento de rostros o con patrullaje de las calles por parte de las fuerzas armadas junto a la policía.

Según los datos del sábado, Urresti tiene entre un 16% y 19% de las preferencias (Ipsos Perú y Datum).  En una encuesta de la firma GfK del 23 de septiembre, Muñoz, figuraba en el puesto décimo primero en intención de voto entre 18 candidatos a la alcaldía provincial, pero esa noche se realizó la primera ronda de debate entre 10 candidatos. Reggiardo, quien encabezaba los sondeos, no asistió al diálogo organizado por el Jurado Nacional de Elecciones. En un sondeos de Ipsos difundida el 29 de septiembre, Muñoz ya figuraba en el tercer lugar. Según la prensa y los analistas, en aquel debate destacaron Muñoz y Urresti.

El psicólogo social Hernán Chaparro explicó a EL PAÍS el cambio en la tendencia, y señaló que algo similar ocurrió en los comicios municipales en Lima en 2014, cuando un candidato creció 13 puntos en los diez días previos a las elecciones. Pero destacó otro aspecto de fondo: si bien una mitad de los electores de Lima coinciden con un "sentimiento más populista y que ofrezca mano dura, otra mitad anda buscando algo que no sea autoritario, espera una opción más democrática con el rabillo del ojo, y allí se ha encontrado con Muñoz", comentó.

"Otros motivos han sido la publicidad pagada de Muñoz en medios sociales y el 70% de penetración de internet en Lima", indicó Chaparro, director de la encuestadora GfK hasta hace una semana, y responsable de estudios de opinión pública del Instituto de Estudios Peruanos. El especialista define al electorado más joven de Lima como los "renegados insatisfechos: muy molestos con los políticos pero ávidos de opciones no populistas".

En los comicios de este domingo, Perú elige a 12.966 autoridades, entre ellas, 25 gobernadores regionales y 196 alcaldes provinciales. De acuerdo con los datos de la Oficina Nacional de Procesos Electorales, un 29,2% de los votantes en Perú son menores de 29 años, más de 6,8 millones deelectores. La población electoral asciende a 23,3 millones de personas: el voto es obligatorio en Perú, quien falta y no tramita una dispensa debe pagar una multa.

Tanto la cédula -en papel- como el dispositivo de voto electrónico no incluye la foto del candidato, por lo cual los electores deben memorizar el símbolo de la formación política del postulante. Sin embargo, en un entorno donde los políticos cambian constantemente de partido y surgen nuevas organizaciones políticas cada dos años solo para elecciones, esa correspondencia se define pocos días antes de la elección. "Creo que recién con el debate electoral [del 23 de septiembre] la campaña en medios sociales se asoció el símbolo de la lampa con Muñoz", refiere Chaparro.

La lampa o azada es el símbolo de Acción Popular, uno de los pocos partidos tradicionales que participan en estas elecciones, fundado en la decada de los años cincuenta por el expresidente Fernando Belaúnde.  Muñoz no pertenecía a este partido hasta estas elecciones, es un abogado que se desempeñó como alcalde distrital de Miraflores, cargo al que llegó en 2014 por el partido Somos Perú.

Se adhiere a los criterios de The Trust Project Más información >

Más información