Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

Surf en el Ártico

Más de un millar de surfistas se enfrentan cada año a las olas heladas en la Islas Lofoten, un archipiélago al norte de Noruega, cerca del Ártico donde los deportistas aprecian un decorado único en el mundo

  • Más de un millar de surfistas se enfrentan cada año a las olas heladas en la Islas Lofoten, un archipiélago al norte de Noruega, cerca del Ártico donde los deportistas aprecian un decorado único en el mundo. En la imagen, un surfista observa la aurora boreal que ilumina el cielo en la playa de Unstad, Isla de Lofoten (Noruega).
    1Más de un millar de surfistas se enfrentan cada año a las olas heladas en la Islas Lofoten, un archipiélago al norte de Noruega, cerca del Ártico donde los deportistas aprecian un decorado único en el mundo. En la imagen, un surfista observa la aurora boreal que ilumina el cielo en la playa de Unstad, Isla de Lofoten (Noruega). AFP
  • Las Islas Lofoten emergen entre las turbulentas aguas del Mar de Noruega, por encima del Círculo Polar Ártico. En la imagen, un surfista coge una ola en la playa cubierta de nieve de Flackstad, en la isla de Lofoten (Noruega).
    2Las Islas Lofoten emergen entre las turbulentas aguas del Mar de Noruega, por encima del Círculo Polar Ártico. En la imagen, un surfista coge una ola en la playa cubierta de nieve de Flackstad, en la isla de Lofoten (Noruega). AFP
  • En lugar de toparse con tiburones, el tradicional peligro de los surfistas en aguas tropicales, las Islas Lofoten ofrecen la posibilidad de surfear junto a las focas y divisar orcas. En la imagen, dos jóvenes suecos se disponen a surfear al final de la tarde.
    3En lugar de toparse con tiburones, el tradicional peligro de los surfistas en aguas tropicales, las Islas Lofoten ofrecen la posibilidad de surfear junto a las focas y divisar orcas. En la imagen, dos jóvenes suecos se disponen a surfear al final de la tarde. AFP
  • Más de un millar de surfistas se enfrentan cada año a las olas heladas en la Islas Lofoten. En la imagen, un surfista coge una ola en la playa de Unstad.
    4Más de un millar de surfistas se enfrentan cada año a las olas heladas en la Islas Lofoten. En la imagen, un surfista coge una ola en la playa de Unstad. AFP
  • En la playa de Unstad, donde se pueden ver algunos de los paisajes más bellos de Escandinavia, el calor de la Corriente del Golfo ofrece todo el año un agua sin hielo. En la imagen, dos surfistas se preparan antes de adentrarse en el mar.
    5En la playa de Unstad, donde se pueden ver algunos de los paisajes más bellos de Escandinavia, el calor de la Corriente del Golfo ofrece todo el año un agua sin hielo. En la imagen, dos surfistas se preparan antes de adentrarse en el mar. AFP
  • En esta época del año, el mar de Noruega está a 5 grados, mientras que la temperatura del aire ronda los 0, con un viento que castiga a menudo.
    6En esta época del año, el mar de Noruega está a 5 grados, mientras que la temperatura del aire ronda los 0, con un viento que castiga a menudo. AFP
  • Los surfistas se visten con una combinación integral con capucha, de 5 a 7 milímetros de grosor según los modelos, más unos botines y unos guantes del mismo tipo.
    7Los surfistas se visten con una combinación integral con capucha, de 5 a 7 milímetros de grosor según los modelos, más unos botines y unos guantes del mismo tipo. AFP
  • Una joven se prepara para hacer surf en la playa de Flackstad, cerca de Ramberg, en el archipiélago de Lofoten.
    8Una joven se prepara para hacer surf en la playa de Flackstad, cerca de Ramberg, en el archipiélago de Lofoten. AFP
  • Un surfista coge una ola en la playa cubierta de nieve de Unstad.
    9Un surfista coge una ola en la playa cubierta de nieve de Unstad. AFP
  • El surf apareció en estas islas nórdicas hace más de medio siglo, pero no fue hasta la década de los 90 cuando la ola de Lofoten comenzó a traspasar las fronteras noruegas como un destino imprescindible. En la imagen, un surfista en la playa de Unstad.
    10El surf apareció en estas islas nórdicas hace más de medio siglo, pero no fue hasta la década de los 90 cuando la ola de Lofoten comenzó a traspasar las fronteras noruegas como un destino imprescindible. En la imagen, un surfista en la playa de Unstad. AFP
  • Dos personas hacen surf en la playa de Flackstad.
    11Dos personas hacen surf en la playa de Flackstad. AFP
  • El instructor de surf Tommy Olsen controla a un grupo de principiantes durante su primer curso en la playa de Unstad.
    12El instructor de surf Tommy Olsen controla a un grupo de principiantes durante su primer curso en la playa de Unstad. AFP