López Obrador asegura que México cumplirá con “todos los requisitos” para recuperar la categoría 1 en seguridad aérea

La visita técnica de los especialistas de EE UU encuentra nuevas fallas que amenazan con retrasar la recuperación

La torre de control del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles.
La torre de control del Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles.Andrea Murcia (Cuartoscuro)

México batalla para recuperar la máxima categoría en seguridad aérea. El presidente Andrés Manuel López Obrador ha afirmado este viernes que el país cumplirá “todos los requisitos” para revertir la degradación impuesta por la Administración Federal de Aviación de EE UU (FAA, por sus siglas en inglés) en mayo del año pasado. Sin embargo, tras más de un año de trabajos, el Gobierno todavía no ha logrado convencer a los inspectores estadounidenses de que cumple con los estándares de la aviación internacional. Durante la visita técnica de la semana pasada, se encontraron nuevas fallas que amenazan con alargar esta situación hasta por lo menos finales de año.

El mandatario mexicano se ha mostrado confiado en que el país recuperará la categoría 1, pero no se ha atrevido a dar fechas. “Se está haciendo una revisión, se está cumpliendo con todos los requisitos, y yo espero que no vaya a haber ningún problema”, ha declarado durante su conferencia de prensa matutina. Pese al optimismo, López Obrador ha cargado contra “las organizaciones internacionales”. “No todas son honestas”, ha dicho, en referencia a los señalamientos sobre fallas en el aeropuerto de la capital. En otras ocasiones, el mandatario ha afirmado que detrás de la degradación de categoría había un intento por parte de EE UU de favorecer a las aerolíneas estadounidenses. El recorte implica que las compañías mexicanas no pueden abrir nuevas rutas hacia el vecino del norte, su principal mercado internacional.

Las declaraciones de López Obrador se dan después de la séptima visita técnica realizada por la FAA a petición de México para comprobar los avances. Estas visitas tienen como objetivo preparar el camino para una nueva auditoría, en que se tomaría la decisión final. Según la Agencia Federal de Aviación Civil (AFAC) mexicana, esta “sirvió como un análisis previo de la auditoría definitiva que se tendrá en los siguientes meses”. Los inspectores revisaron, entre otros aspectos, la legislación aeronáutica, recursos financieros y presupuesto, contratación de personal adecuado, y la operación de los sistemas de inspección aérea. Los resultados se darán a conocer en el próximo mes.

Sin embargo, la visita no salió como se esperaba. Los inspectores encontraron 20 nuevas fallas, relatan varios medios citando fuentes del Gobierno. En la auditoría original, que le costó a México la categoría 1, la FAA identificó 28 áreas de incumplimiento de los estándares establecidos por la Organización de Aviación Civil Internacional. Tras esta última inspección, la AFAC se ha limitado a decir que todavía dispone de tres visitas técnicas más y que solicitará la auditoría final “en los próximos meses”.

Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, durante una conferencia en la que abordó el tema de la seguridad aérea, el 21 de marzo de 2022.
Andrés Manuel López Obrador, Presidente de México, durante una conferencia en la que abordó el tema de la seguridad aérea, el 21 de marzo de 2022.Moisés Pablo (Cuartoscuro)

El propio subsecretario de Transportes, Rogelio Jiménez Pons, admitió la semana pasada en entrevista con este diario que existía un “problema de capacitación estructural” y “un déficit muy importante” de unos 350 controladores aéreos. El funcionario confía en que México vuelva a la máxima categoría en noviembre y que las aerolíneas mexicanas ya sean capaces de abrir nuevas rutas a EE UU. El Gobierno tiene prisa para que esto suceda cuanto antes para ampliar las operaciones desde el recientemente inaugurado Aeropuerto Internacional Felipe Ángeles, que apenas tiene una decena de vuelos diarios.

La última vez que México perdió la categoría 1, en 2010, el Gobierno tardó cuatro meses en recuperarla. El Gobierno esperaban repetir esa experiencia, pero ha pasado un año y la degradación se mantiene. La pandemia ha retrasado las visitas técnicas y las fallas reportadas por la FAA han sido difíciles de corregir. México ha tenido que modificar la ley del sector para dar mayor autonomía a la AFAC, contratar y capacitar a 280 inspectores, y subirles el salario un 30% en promedio. En mayo, los inspectores todavía no habían recibido ese aumento salarial. “Ha sido un proceso tortuoso”, señaló ese mes el director general de la AFAC, Carlos Antonio Rodríguez Munguía, a este diario.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Sobre la firma

Jon Martín Cullell

Es redactor de la delegación de EL PAÍS en México desde 2018. Escribe principalmente sobre economía, energía y medio ambiente. Es licenciado en Ciencias Políticas por Sciences-Po París y máster de Periodismo en la Escuela UAM- El PAÍS.

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS