El Poder Judicial anuncia tres meses de paternidad pagados para sus trabajadores

El presidente de la Suprema Corte, Arturo Zaldívar, ha asegurado que las primeras licencias de este tipo en México se convertirán en un referente para otras instituciones

El presidente de la Suprema Corte de Justicia, Arturo Zaldívar, durante una rueda de prensa este miércoles en Ciudad de México.
El presidente de la Suprema Corte de Justicia, Arturo Zaldívar, durante una rueda de prensa este miércoles en Ciudad de México.José Méndez (EFE)

Un día después de que la Corte Suprema dictara la trascendental sentencia de despenalizar el aborto en todo México, el presidente del Poder Judicial, Arturo Zaldívar, ha anunciado este miércoles que los trabajadores de la justicia tendrán “muy pronto” acceso a un permiso de paternidad pagado de tres meses en los nueve primeros tras el nacimiento o la adopción de una criatura. Todo ello es parte de la agenda de género con la que el máximo representante jurídico del país ha dicho sentirse comprometido. Son las primeras licencias de paternidad que existirán en México, lo que le sitúa “a la vanguardia en el continente americano en el proteccionismo de la igualdad real”. Esta medida, “revolucionaria en la judicatura” tratará de romper la brecha salarial y la desigualdad laboral entre hombres y mujeres, según Zaldívar. “Espero que sirva de ejemplo para otras instituciones públicas y privadas”.

Más información

En rueda de prensa, el presidente de la Corte ha pronunciado un discurso de alto voltaje feminista donde no han faltado argumentos contra quienes se oponen al aborto ni justificaciones de derechos humanos para quienes deciden ejercerlo. Además, Zaldívar ha mencionado los avances que ha experimentado el Poder Judicial respecto al combate contra el acoso que durante décadas han vivido las trabajadoras de esta área. En este mandato se ha suspendido de sus funciones a tres jueces por esta razón, dos de ellos llevaban décadas “violando a mujeres”, ha asegurado el ministro presidente. “Era una costumbre arraigada, una cultura que queremos combatir”. Las trabajadoras del Poder Judicial tienen un buzón anónimo donde pueden presentar sus denuncias, además de las vías ordinarias. El ministro presidente se ha pronunciado además sobre la paridad, los cuidados compartidos en el ámbito doméstico y la violencia que sufren las mujeres en las calles y en casa.

Buena parte de la intervención ante la prensa ha estado centrada en la despenalización del aborto, una sentencia que ha sido recibida con esperanza fuera de las fronteras de México. Zaldívar ha recordado a todos los jueces que están obligados a respetar el derecho de las mujeres a interrumpir su embarazo. “Estamos a favor de la vida y que la de las mujeres lo sea en libertad, con derechos, sin violencia, torturas ni prisión”. Ha recalcado que en su opinión la prohibición del aborto “penaliza a las más pobres y discriminadas, que son las que están en las cárceles. Las niñas ricas siempre han abortado, pero no entraron en prisión”. El Instituto de la Defensoría estará a disposición de todas aquellas que lo necesiten para emprender su proceso de salida de prisión. “Y también se ha llegado a un acuerdo para defender a las familias víctimas de feminicidio”. “El reto es llegar a todo el país con abogados que defiendan al pueblo”, ha declarado Zaldívar.

La sentencia “no es un mérito de la Suprema Corte, sino de miles de mujeres que han luchado durante años, de las que ya no están y de las jóvenes de la marea verde que salen a gritar que se respeten sus derechos sexuales y reproductivos. Es también un homenaje a todas las que han muerto por abortos clandestinos, a las que han soportado prisiones injustas y a las que todavía siguen en la cárcel por ejercer sus derechos. Es un honor haber sido, junto a mis compañeros y compañeras de la Corte, el instrumento para que esta lucha de tantos años haya cristalizado”. En efecto, la despenalización del aborto no llega en México mediante una legislación federal sino siguiendo el camino ya andado en otros países, el de la jurisprudencia dictada desde la más alta instancia judicial. Preguntado por el apoyo a la resolución expresado por el presidente del Gobierno, Andrés Manuel López Obrador, Zaldívar lo ha agradecido. “El Poder Judicial seguirá haciendo la parte que le toca”, decía un poco antes.

La postura del presidente de la Corte es que el aborto salga definitivamente del Código Penal para encuadrar su regulación en las administraciones políticas. Pero ese es un extremo que aún no se ha conseguido. “Un derecho constitucional no puede ser a la vez un delito”, ha insistido. Y se ha manifestado conciliador, pero tajante con los partidos y las organizaciones contrarias a la interrupción del embarazo, a quienes ha recordado que las creencias y la fe corresponden al ámbito privado, no a la administración de un país laico. “Las creencias no pueden anteponerse a los derechos. A los que no comparten el derecho a decidir sobre la gestación, les digo que esta sentencia no obliga a abortar, solo elimina la criminalización”. Zaldívar se ha declarado ferviente defensor de la igualdad desde hace años. “He estado al lado de causas impopulares cuando era muy difícil defenderlas. En algunas de ellas me quemaron en leña verde, pero hoy nadie duda del gran paso que han dado las mujeres en México. Las sociedades avanzan y esta lucha [a favor del aborto] tiene la razón jurídica y la ética”, ha asegurado. “Solo me debo a la Constitución, los derechos humanos y mi conciencia”.

Sobre el acoso arraigado que han vivido las mujeres en el Poder Judicial ha tenido palabras duras. “El acoso de género no se veía mal en el Poder Judicial, a las mujeres se la podía tocar, abrazar y ellas los soportaban para no perder su trabajo. Cero tolerancia con eso, así seguiré hasta el último día”. Aunque no ha dado datos, ha asegurado que estos abusos han disminuido y que la tendencia sigue siendo a la reducción.

En otro orden de cosas, el presidente del Supremo mexicano se ha referido también a la corrupción, las estrechas relaciones que mantenían algunos despachos famosos de abogados con las instancias judiciales, una red que “se ha desarticulado”. “Tenían tomado el Poder Judicial” ha zanjado.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Normas

Más información

Archivado En

Recomendaciones EL PAÍS
Recomendaciones EL PAÍS
Logo elpais

Ya no dispones de más artículos gratis este mes

Suscríbete para seguir leyendo

Descubre las promociones disponibles

Suscríbete

Ya tengo una suscripción