Fórmula 1

Checo Pérez se recupera de un tropiezo en el Gran Premio de España de Fórmula 1

El piloto de Red Bull, que padeció malestares en el hombro en la clasificación, alcanza el quinto puesto tras arrancar octavo

El coche de Checo Pérez, durante el Gran Premio de España.
El coche de Checo Pérez, durante el Gran Premio de España.AFP7 vía Europa Press / Europa Press

Mr. remontadas se manifestó en Montmeló, pero fue insuficiente. Checo Pérez, que arrancó octavo, pasó un calvario para poder escalar posiciones y quedarse en la quinta posición. El resultado no ha sido el mejor para un piloto que fue contratado para ayudar a frustrar a Lewis Hamilton de Mercedes. El mexicano, sin embargo, ha tenido que competir contra sus propios fallos. Max Verstappen terminó segundo ante la pericia de Hamilton, ganador del Gran Premio de España.

La clasificación tumbó las expectativas de Checo Pérez. Al mexicano se le descontroló el coche y perdió la oportunidad de arrancar entre los primeros lugares. Tras la sesión del sábado, Pérez admitió que tuvo un problema en el hombro que le perjudicó. “Fue un poco difícil, no me sentía al 100% conmigo mismo”, dijo. El terrible desempeño también incomodó al equipo de Red Bull que aspiraba pelear el podio con Verstappen y Pérez en Barcelona.

En la arrancada, Pérez se lanzó con un cuchillo entre los dientes. Logró adelantarse dos lugares por encima de Esteban Ocon y Carlos Sainz Jr. La cuesta se llamaba Daniel Ricciardo de McLaren y, más lejos, Valtteri Bottas de Mercedes y Charles Leclerc de Ferrari.

Con la entrada a los pits, Pérez ganó algunas posiciones hasta el cuarto puesto. Pero sabía que detrás venía un Bottas agresivo que no tuvo problema para superarle. En la vuelta 28, el mexicano tuvo que cambiar de neumáticos y tras salir tuvo peleó por mantenerse en el sexto lugar de la carrera. La batalla que sostuvo fue frente a un duro Ricciardo que supo cómo cerrarle espacios con sus movimientos de zigzag.

Más información

En más de dos ocasiones, Checo Pérez intentó meterse por un hueco y ganarle el lugar a Ricciardo. Pese a tener potencia en el Red Bull, no era suficiente. Fue hasta la vuelta 46 cuando el mexicano encontró la oportunidad: en un espacio muy reducido encontró la ventaja para pasar al australiano y afianzarse en la quinta plaza. Un gran movimiento del mexicano que demuestra la experiencia de una década en la Fórmula 1.

En las últimas cuatro vueltas, Checo Pérez intentó quedarse con la vuelta más rápida de la carrera, pero la marca se la quedó su compañero Max Verstappen. El proceso de adaptación del mexicano ha sido largo con la escudería del búfalo. El chico apoyado por el magnate Carlos Slim se mantiene en la sexta posición de la clasificación de pilotos (32 puntos) detrás de Lando Norris de McLaren (41) y de Charles Leclerc (40).

Tras cuatro fechas del campeonato de la Fórmula 1, el mexicano ha quedado lejos del podio. En su primera carrera salió del fondo de la clasificación para quedarse en el quinto lugar. En Imola tuvo su peor desempeño al terminar duodécimo. La semana pasada, en Portugal, fue cuarto. La Fórmula 1 volverá hasta el 23 de mayo en el circuito de Mónaco.

Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS México y reciba todas las claves informativas de la actualidad de este país

Archivado En:

Más información

Te puede interesar

Lo más visto en...

Top 50