Selecciona Edición
Conéctate
Selecciona Edición
Tamaño letra

La inflación vuelve a dispararse en Argentina por el tarifazo del gas

El IPC de octubre registra un incremento intermensual del 2,4%

El ministro de Economía, Alfonso Prat-Gay.
El ministro de Economía, Alfonso Prat-Gay. EFE

La inflación en Argentina se mantiene como uno de los grandes desafíos del Gobierno de Mauricio Macri. Los precios volvieron a subir un 2,4% en octubre en Argentina arrastrados por la subida de las tarifas de gas. Después de dos meses de inflación moderada (0,2% en agosto y 1,1% en septiembre), el IPC difundido hoy por el Instituto Nacional de Censo y Estadísticas (Indec) volvió a valores muy por encima de los de países vecinos, como Chile, Brasil y Uruguay, que registraron una inflación intermensual del 0,2%.

Los servicios básicos se incrementaron un 10,7% tras entrar en vigor las nuevas tarifas del gas para Buenos Aires y su área metropolitana -con incrementos de hasta un 400%- que fueron aprobadas por el Gobierno después de que la Corte Suprema anulase la primera subida, de hasta un 1.000%. También subieron por encima de la media la indumentaria, con un alza del 3,6%, y los seguros médicos de salud, un 3,4%. El único indicador negativo fue transporte y comunicaciones, con un retroceso del 0,1%.

La meta del Gobierno para 2016, con un techo de inflación del 25%, fue superada hace meses y el IPC interanual se mantiene por encima del 40%, el más alto en 14 años, según las estadísticas de Buenos Aires.

Una inflación del 17% para 2017

El repunte del IPC ya había sido anticipado por el ministro de Economía, Alfonso Prat-Gay, en el encuentro de la Federación Latinoamericana de Bancos (Felaban), celebrado a principios de semana. Aún así, Prat-Gay interpretó con optimismo los datos al destacar que, en promedio, la inflación mensual entre agosto y octubre fue del 1,3%. "Eso es algo más de 16% anual, es menos de lo que prometimos que íbamos a conseguir a fines del año que viene, es decir que está funcionando", dijo Prat-Gay, en referencia al Presupuesto para 2017 recién aprobado por la Cámara de Diputados, que prevé una inflación del 17%.

El titular de la cartera económica afirmó que el Gobierno trabaja para reducir gradualmente la inflación. "No lo podemos eliminar de un día para el otro", indicó Prat-Gay, al advertir que un descenso abrupto del gasto en medio de una recesión como la que atraviesa Argentina este año puede tener un fuerte impacto negativo sobre la actividad económica.

El dato de inflación se conoce un día después de que el Fondo Monetario Internacional (FMI) levante la sanción a Argentina por la manipulación de las estadísticas oficiales que se llevó a cabo en los últimos años del kirchnerismo.